Ir al contenido principal

Blog Action Day 2008: Pobreza

El Blog Action Day de 2008 está dedicado a la pobreza. Ya participé el año pasado, y ahora quiero llamar la atención sobre una pobreza que pasa muchas inadvertida, a pesar de que está a nuestro lado, en la misma ciudad, en nuestro barrio, en nuestra misma calle, quizá en la misma escalera en la que vivimos: la de los pobres vergonzantes, que cubren su pobreza con un halo de dignidad que la hace invisible para los apresurados ciudadanos modernos del primer mundo.

Hay gente a nuestro lado, no sólo allá lejos, en África o Asia, que pasa hambre y no lo dice, y su número aumenta ahora que estamos en momentos de crisis. Pero no quiero quedarme en esta realidad, este post va dedicado a los que se paran, saben ver las necesidades de sus prójimos y se comprometen personalmente en aliviarlas. Va dedicado a una de las muchas iniciativas que sacan adelante los ciudadanos de a pie, por pura misericordia, que significa compartir de corazón las miserias ajenas.

Este post va dedicado a los Bancos de Alimentos, organizaciones sin ánimo de lucro basadas en el voluntariado, y cuyo objetivo es la consecución y aprovechamiento de los excedentes alimentarios con intención de hacerlos llegar a los Centros Asistenciales y, a través de ellos, a las personas que los necesiten. Mejor dicho, va dedicado a las personas que con su esfuerzo y tiempo mantienen operativos estos Bancos.

Los Bancos de Alimentos operan en sociedades desarrolladas como EEUU, Francia, Bélgica, Italia o España, con casi un Banco por provincia, despertando el espíritu solidario y difundiendo los valores humanos y culturales necesarios para resolver la cruel contradicción entre los excedentes y la pobreza existente. En 2005 los Bancos han distribuido por toda España 32.500.000 Kilos de alimentos. En 2006, a falta de las últimas estadísticas, esa cifra alcanzó los 55.000.000 Kilos, de los que se beneficiaron 650.000 personas en todo el territorio nacional.

Comentarios

Díaz de Vivar ha dicho que…
Vaya hombre, por fin encuentro otro blog (junto con el de Elentir), vía La Catapulta, que participa en esta iniciativa.

Sí, es verdad, los Bancos de Alimentos algo hacen. Pero la institución que hace algo -mucho- de verdad es sobre la que he escrito (y no creo que muchos la hayan mencionado): la Iglesia Católica y sus organizaciones dependientes.

Su labor sí que es impagable, necesaria e insustituible. Un saludo.
cambiaelmundo ha dicho que…
Excelente artículo. Tienes toda la razón, la labor de la Iglesia es incomparable, incomparable absolutamente, y hay que gritarlo bien fuerte, porque encima quieren que vaya de mala de la película.

Es verdad que Su Reino no es de este mundo, y que trabaja cara a Dios, y no cara a los hombres; pero la mala prensa reduce las posibilidades de ayudar de la Iglesia, y los perjudicados son los necesitados, siempre salen perdiendo los pobres (en sus tres dimensiones).
Gonover ha dicho que…
Un inciso: tienes un premio que recoger desde mi blog.
Ángel ha dicho que…
Aùpa aleti!!! aunque pierda. Pero nuestro partido es el que tenemos que ganar, el nuestro.
cambiaelmundo ha dicho que…
Gracias Ángel, en el fondo eres un buen tío. Es cierto que nuestro partido es otro, si todo nuestro horizonte fuera el fútbol y cosas así...
Pero pienso que este otro partido está ganado: lo que nos toca hacer es jugarlo.

Populares

La toma de Quaragosh

El pasado jueves 8 de enero por la tarde me llegó por whatsapp un mensaje urgente pidiendo oraciones porque los islamistas del ISIS acababan de tomar la ciudad de Quaragosh, la que cuenta -o contaba- con más cristianos en Iraq. Según el mensaje, cientos de hombres, mujeres y niños estaban siendo decapitados en ese momento. Dicho así, me produjo tal congoja que empecé a pasarlo, hasta que decidí comprobar, acuciado por cierta sospecha.

Procuro estar informado, y la toma de Quaragosh ese día no me cuadraba nada. Acudí a Twitter en busca de una fuente profesional sin encontrarla, y me fui dando cuenta de que la cadena de oración se iba remontando poco a poco en el tiempo, a días, semanas, meses atrás. Uno de los tuits (del 5 de enero) reconocía: "La noticia que colgué ayer de la ocupación de quaragosh en Irak, se produjo en agosto". En efecto, el primer tuit alusivo anuncia el ataque a la ciudad en junio, y el siguiente, que informa de la toma y la masacre, es del 8 de agosto.

¿Cómo ser un blogger top?

He sacado un poco de tiempo para leer varios artículos que tenía reservados para leer más tarde sobre cómo llevar mi blog al éxito: escribir cada semana, conocer a mis lectores, identificar influencers, usar etiquetas, crear eventos, tener un calendario,  establecer palabras clave...

¡Buff! La mayoría de los consejos son de sentido común; los otros son profesionales. Es decir, están muy bien.

¿Por qué no los sigo -o no se si los sigo-?

Por dos motivos.

Uno: por pereza. Pereza para aplicar tantos consejos, métodos, herramientas...

Dos: porque la mayoría de estos artículos están orientados al marketing, a vender, a crear, posicionar y fortalecer una marca -debo de haber elegido mal mis influencers-. Resumiendo, vienen a decir "escribe lo que tu público -actual o potencial- quiere leer".

Y claro, yo, en mi blog, quiero escribir lo que yo quiero escribir, lo que tengo que decir, lo que pienso o me parece interesante de lo que otros piensan y escriben.

Pero, ¿interesa a otros? N…

Elecciones bis

No trato sobre política -en el sentido reductivo de la expresión- en este blog; lo que no significa que no me apasione. Pero llevo días queriendo compartir una reflexión sobre las situaciones que nos han abocado a repetir las elecciones.

En primer lugar, el marco general del sistema de partidos, la partitocracia, que los convierte en el único factor de poder y, consecuentemente, en órganos de poder o de intereses solo alcanzables a través del ejercicio del poder. El resultado es que si uno gana, los demás pierden: por eso es tan difícil que se llegue a acuerdos. Pensemos, por ejemplo, en la liga de fútbol: si un equipo gana, otro pierde, y si empatan, ambos pierden (solo muy raramente ambos ganan). En una sociedad tan "líquida" como la nuestra, los partidos, además de omnipresentes, son de una dureza granítica.

Como el Partido Popular (PP) ganó las pasadas elecciones, todos los demás perdieron; por eso no quieren que gobierne. Además, el PP ha dado una justificación moral a e…