Ir al contenido principal

Que no, vaya

Hace tiempo pedí al Presidente del Gobierno que los padres puedan manifestar la voluntad de que, en caso de orfandad, sus hijos no sean entregados en adopción a parejas homosexuales. Al cabo de un mes recibo esta respuesta:

Madrid, 26 de mayo de 2005
Contesto al correo electrónico que ha dirigido al Presidente del Gobierno, acerca de que "los padres puedan manifestar la voluntad de que, en caso de orfandad, sus hijos no sean entregados en adopción a parejas homosexuales".
A estos efectos, los artículos 175 y siguientes del Código Civil regulan ampliamente la institución de la adopción y, especialmente, hay que considerar el artículo 176.1 que establece que: "la adopción se constituye por resolución judicial, que tendrá en cuenta siempre el interés del adoptando y la idoneidad del adoptante o adoptantes para el ejercicio de la patria potestad".
Además, sobre este tema, deben tenerse en cuenta los artículos 223 y siguientes de la citada Norma y, en particular, las previsiones contenidas en el artículo 245 del Código Civil, que le cito literalmente: "Tampoco pueden ser tutores los excluidos expresamente por el padre o la madre en sus disposiciones en testamento o en documento notarial, salvo que el Juez, en resolución motivada, estime otra cosa en beneficio del menor o incapacitado".
El Código Civil establece, por tanto, un sistema equilibrado de garantías en beneficio del menor cuya modificación, a mi juicio, no parece necesaria.
Reciba un cordial saludo, con la confianza en que estos comentarios puedan serle de utilidad, y le comunico que, en los mismos términos, he escrito a todos aquéllos que sobre esta cuestión se han dirigido al Presidente del Gobierno. Atentamente. José Enrique Serrano. Director del Gabinete de la Presidencia del Gobierno.

Resumiendo -para los que se aturden (con razón) con los argumentos jurídicos-, que tururú; porque la regulación legal existente no garantiza que los huérfanos no acaben adoptados o acogidos por parejas del mismo sexo, por mucho que se opongan los progenitores, que es lo que pedía.
Ya ves, que no.

Comentarios

ana ha dicho que…
entonces... crees mejor que los niños queden en un lugar, una residencia o un sitio sin ningún tipo de familia?
No se yo... creo que lo importante para un niño es un hogar, no estar sin una familia.
Por cierto, a mi me criaron dos "varones". Mi padre y mi tío. Mamá murio al poco de nacer yo. Y la verdad... no me ha afectado para nada. En diciembre me casé, soy heterosexual. Mi padrino fue mi padre, mi testigo mi tío, el "solterón" :).
Pero de buen rollo, eh?
cambiaelmundo ha dicho que…
Lo que creo mejor es que los niños tengan una familia, un padre, una madre y, si puede ser, hermanos/as: si se puede lograr esto, sobra lo demás, y se puede, pues lo que faltan son adoptandos.
Tu caso..., pues tenías claro que tu padre era tupadre, tu tío tu tío y que tu madre había fallecido (y seguramente vela por ti desde el cielo): no es lo mismo.
En cuanto a si prefiero que un niño quede al cuidado de una institución al caso a que sea adoptado por un par de homosexuales o lesbianas (que no son lo mismo que dos personas del mismo sexo), pues la verdad es que sí: yo al menos lo hubiera preferido.

Populares

La toma de Quaragosh

El pasado jueves 8 de enero por la tarde me llegó por whatsapp un mensaje urgente pidiendo oraciones porque los islamistas del ISIS acababan de tomar la ciudad de Quaragosh, la que cuenta -o contaba- con más cristianos en Iraq. Según el mensaje, cientos de hombres, mujeres y niños estaban siendo decapitados en ese momento. Dicho así, me produjo tal congoja que empecé a pasarlo, hasta que decidí comprobar, acuciado por cierta sospecha.

Procuro estar informado, y la toma de Quaragosh ese día no me cuadraba nada. Acudí a Twitter en busca de una fuente profesional sin encontrarla, y me fui dando cuenta de que la cadena de oración se iba remontando poco a poco en el tiempo, a días, semanas, meses atrás. Uno de los tuits (del 5 de enero) reconocía: "La noticia que colgué ayer de la ocupación de quaragosh en Irak, se produjo en agosto". En efecto, el primer tuit alusivo anuncia el ataque a la ciudad en junio, y el siguiente, que informa de la toma y la masacre, es del 8 de agosto.

A propósito de Tabarnia

La broma no lo es tanto. Para empezar es el espejo en el que los argumentos independentistas se ven reflejados con toda su grotesca facha. Ni siquiera hace falta que el espejo sea cóncavo o convexo, como los que había en el parque de atracciones del Tibidabo. Es la administración del ponzoñoso brebaje nacionalista a sus mismos elaboradores.

Con humor.

Por esto tiene tanto éxito.

Como barcelonés, y, por tanto, presunto tabarnés, me considero implicado. Al principio no quise dar vuelo al invento: bastante lío tenemos con el nacionalismo independentista catalán como para regresar al cantonalismo del siglo XIX. Después, ha ido haciéndome gracia la broma, por su sencilla genialidad y eficacia para poner en evidencia el separatismo, hasta el punto de que barajo la posibilidad de ofrecerme como cónsul de Tabarnia en Granada.

Pero ahora veo que, como dijo un amigo, Tabarnia no es nada inocente. Está bien para defender la unidad de España; pero ¡ojo!

Me han abierto los ojos dos artículos de …

José Antonio Senovilla. Vicario del Opus Dei en Rusia (y Ucrania)

Conocí a José Antonio Senovilla cuando era el prototipo de lo que hoy se llama un emprendedor. Tenía proyectos para sí y para cualquiera que se le acercara. Muchas personas con espíritu emprendedor se le acercaban en busca de asesoramiento y encontraban, normalmente, aliento para ir más allá de lo que nunca soñaron. Luego trabajamos juntos unos cuantos años y comprobé en carnes propias su empuje y magnanimidad.

Solo una persona de su magnanimidad y empuje podía ordenarse sacerdote entrado ya en años y marcharse a comenzar la labor estable del Opus Dei en Rusia. Así, sin saber ruso y, casi, sin saber ser cura. José Antonio merecía una entrevista, y así lo entendió el Diario Jaén, que le abrió una página entera en su Dominical del pasado domingo. Esto es lo que escribió:



"En Jaén, la ciudad en la que nací y a la que vuelvo siempre que puedo, como ahora, aprendí de Rusia lo que habitualmente un niño alumno de los Maristas puede saber sobre el país más grande del mundo: Rusia ocupa má…