Ir al contenido principal

The Exorcism


Una película de exorcismo y tribunales, éxito de taquilla en EEUU.

'El exorcismo de Emily Rose', inspirado en un caso real, aborda el tema de la posesión demoníaca respetando tanto la visión creyente como la escéptica.

Se estrenó en EEUU el viernes 9 de septiembre y en su primer fin de semana recaudó 30 millones de dólares, tres veces más de lo que esperaban los analistas del sector cinematográfico, colocándose en el número 1. A España no llegará hasta el 11 de noviembre...

Comentarios

fdadfsa ha dicho que…
¡Qué interesante! Iré a verla. Aunque te confieso que el clásico "Exorcista" no me conmovió a los 12 años, pero hace un par volví a verlo y el miedo que pasé en la noche fue... Curioso. ¡Un saludo!
cambiaelmundo ha dicho que…
Que conste que la he "posteado" sin haberla visto, no me hago responsable...
Hispanicus ha dicho que…
Yo no creo en las posesiones infernales, ni en que el demonio posea cuerpor humanos, si eso fuera así, no tendriamos libre albedrío que es lo que Dios nos ha dado para poder elegir el verdadero camino, que es el que El nos ha mostrado a través de su Hijo.

No iré a verla, no me interesan este tipo de peliculas "buscataquillas", que usan el tema religioso como gancho.

Saludos
fdadfsa ha dicho que…
Bueno, hispanicus, las posesiones no es algo que diga el director de la película que existen, sino la Iglesia... al igual que existe el diablo. En cuanto a la interesantísima cuestión teológica que planteas (yo no veo la contradicción pero no estoy versada en ello y no sabría explicarlo correctamente), seguro que por ejemplo el padre Jorge de http://losmartes.blogspot.com/ podría aclararnos esta cuestión. ¿Le preguntamos?
fdadfsa ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
fdadfsa ha dicho que…
Mira, creo que esta es la respuesta:

"La obsesión tiene características de espectacularidad; en ella el demonio se apropia, en cierto modo, de las fuerzas y de la actividad física de la persona que sufre la posesión. No obstante esto, el demonio no puede adueñarse de la libre voluntad del sujeto, lo que impide el compromiso de la libre voluntad del poseído, hasta el punto de hacerlo pecar. Sin embargo, la violencia física que el diablo ejerce sobre el obseso constituye un incentivo al pecado, que es lo que él quisiera obtener."

te pongo algunos enlaces interesantes:
http://www.vatican.va/roman_curia/congregations/ccdds/documents/rc_con_ccdds_doc_1999-01-26_il-rito-degli-esorcismi_sp.html
http://www.corazones.org/diccionario/exorcismo.htm
http://www.aciprensa.com/controversias/exorcismo/exorcismo3.htm
Un saludo
cambiaelmundo ha dicho que…
Es verdaderamente interesante el tema del libre albedrío, que por supuesto acepto, vaya esto por delante, con su correspondiente carga de responsabilidad, posición absolutamente revolucionaria en nuestros días.
Por otro lado, la cuestión de las posesiones diabólicas me parece evidente, en el Evangelio aparecen multitud de ellas, relatadas con la naturalidad de lo cotidiano en el tiempo de Jesucristo; Él, sus discípulos y muchos otros aparecen librando a pobres contemporáneos de las garras del diablo. La Iglesia Católica han mantenido siempre y mantiene un cuerpo especializado en el asunto: los exorcistas. Hay un libro reciente con los testimonios de uno de estos que reúne todas las garantías de seriedad (no recuerdo la ficha, si os interesa lo busco).
¿Cómo se compadece nuestra libertad con la posesión diabólica?
No he estudiado mucho esto, como tantos misterios, la Iglesia lo explica con sus "secundum quid", los "de alguna manera", que sirven para mantener las verdades (libre albedrío y acción diabólica), aún cuando no acabemos de entender cómo sucede.
Es parecido a lo que ocurre -"contrario sensu"- con la acción de la Gracia en nuestras almas (y esto sí lo he estudiado), que actúa realmente, pero sin violentar nunca nuestra libre voluntad, algo que tampoco sabemos explicar del todo.
Finalmente, quiero advertir de que hay gente que busca positivamente ser poseída por el diablo o que se pone a tiro con tonterías como el espiritismo, cultos satánicos y demás, que no son jueguecitos, porque el diablo existe, y aunque procura pasar inadvertido por cuestión de eficacia, no pienso que, soberbio como es, resista fácilmente la tentación de hacerse notar de vez en cuando, para fastidiar al incauto y al descreído.
Perdonad el rollo. No obstante, me parece que yo tampoco iré a ver esta peli...
fdadfsa ha dicho que…
No es un rollo, lo único que tengo poco tiempo y hasta hoy no pude leerlo. Yo tampoco iré, pero porque actúa una chica a la que, lo siento, pero no puedo soportar y a la que desde que se jactaba de ser lesbiana boicoteo siempre y cuando puedo.
Que pases una buena semana. Hasta pronto.
cambiaelmundo ha dicho que…
¡Jo! Así que la actriz esa... Pues vaya, a veces es mejor no saber demasiado, o no podremos hacer nada sin mirar antes la lista negra... Pero está bien saber, para no ir con el lirio; pero sobre todo deberíamos potenciar las cosas buenas y las personas que hacen buenas cosas.
Buena semana igualmente.

Populares

La toma de Quaragosh

El pasado jueves 8 de enero por la tarde me llegó por whatsapp un mensaje urgente pidiendo oraciones porque los islamistas del ISIS acababan de tomar la ciudad de Quaragosh, la que cuenta -o contaba- con más cristianos en Iraq. Según el mensaje, cientos de hombres, mujeres y niños estaban siendo decapitados en ese momento. Dicho así, me produjo tal congoja que empecé a pasarlo, hasta que decidí comprobar, acuciado por cierta sospecha.

Procuro estar informado, y la toma de Quaragosh ese día no me cuadraba nada. Acudí a Twitter en busca de una fuente profesional sin encontrarla, y me fui dando cuenta de que la cadena de oración se iba remontando poco a poco en el tiempo, a días, semanas, meses atrás. Uno de los tuits (del 5 de enero) reconocía: "La noticia que colgué ayer de la ocupación de quaragosh en Irak, se produjo en agosto". En efecto, el primer tuit alusivo anuncia el ataque a la ciudad en junio, y el siguiente, que informa de la toma y la masacre, es del 8 de agosto.

¿Cómo ser un blogger top?

He sacado un poco de tiempo para leer varios artículos que tenía reservados para leer más tarde sobre cómo llevar mi blog al éxito: escribir cada semana, conocer a mis lectores, identificar influencers, usar etiquetas, crear eventos, tener un calendario,  establecer palabras clave...

¡Buff! La mayoría de los consejos son de sentido común; los otros son profesionales. Es decir, están muy bien.

¿Por qué no los sigo -o no se si los sigo-?

Por dos motivos.

Uno: por pereza. Pereza para aplicar tantos consejos, métodos, herramientas...

Dos: porque la mayoría de estos artículos están orientados al marketing, a vender, a crear, posicionar y fortalecer una marca -debo de haber elegido mal mis influencers-. Resumiendo, vienen a decir "escribe lo que tu público -actual o potencial- quiere leer".

Y claro, yo, en mi blog, quiero escribir lo que yo quiero escribir, lo que tengo que decir, lo que pienso o me parece interesante de lo que otros piensan y escriben.

Pero, ¿interesa a otros? N…

Elecciones bis

No trato sobre política -en el sentido reductivo de la expresión- en este blog; lo que no significa que no me apasione. Pero llevo días queriendo compartir una reflexión sobre las situaciones que nos han abocado a repetir las elecciones.

En primer lugar, el marco general del sistema de partidos, la partitocracia, que los convierte en el único factor de poder y, consecuentemente, en órganos de poder o de intereses solo alcanzables a través del ejercicio del poder. El resultado es que si uno gana, los demás pierden: por eso es tan difícil que se llegue a acuerdos. Pensemos, por ejemplo, en la liga de fútbol: si un equipo gana, otro pierde, y si empatan, ambos pierden (solo muy raramente ambos ganan). En una sociedad tan "líquida" como la nuestra, los partidos, además de omnipresentes, son de una dureza granítica.

Como el Partido Popular (PP) ganó las pasadas elecciones, todos los demás perdieron; por eso no quieren que gobierne. Además, el PP ha dado una justificación moral a e…