Ir al contenido principal

El Cambio ya Empezó

Uganda es el único país de África que ha combatido con éxito el SIDA

Obtenido de Comité Independiente Anti-Sida, 10-10-07

Ningún otro país ha experimentado un descenso comparable en el número de infectados. Un brillante documental llamado “El Cambio ya Empezó” celebra esta victoria de la vida y el sentido común.

No es un secreto para nadie que el Bajo Sahara Africano es víctima de una extendida epidemia del SIDA. De acuerdo a las estadísticas publicadas en el 2006 por la UNAIDS (Programas de Naciones Unidas en HIV/SIDA), un estimado de 24.5 millones de personas en esa región eran seropositivos a finales del 2005, con 2.7 millones de personas contrayendo el virus solamente en ese año.

Desesperados por detener la propagación de esta enfermedad, que va en camino a convertirse en la plaga más destructiva de todos los tiempos, los países de África golpeados por el SIDA han volteado los ojos hacia Occidente. Sin embargo la asistencia que han recibido parece haber sido más dañina que buena.

Las agencias de ayuda de occidente dominadas por una mentalidad secular han bombardeado el continente con programas liberales de educación sexual y condones. A la fecha y de acuerdo a las estadísticas publicados por UNAIDS (disponible haciendo clic aquí), los índices de infecciones de HIV en África continúan aumentando, lo que sugiere que dichos programas, en vez de frenar la propagación de la enfermedad, realmente están contribuyendo a transmitirla alentando un comportamiento riesgoso.

Solo un país Africano, Uganda, ha combatido exitosamente el SIDA. El índice de VIH prevalente ha bajado drásticamente en los últimos años. En 1992 más del 18% de la población adulta sometida a análisis resultó positiva en la prueba del virus del SIDA. Para finales del 2005, sólo el 6.7% resultó positiva. Ningún otro país ha experimentado un descenso comparable al de este país.

¿Cómo fue que se consiguió esta extraordinaria respuesta en tan poco tiempo? Las organizaciones de occidente que brindan ayuda, ansiosos por justificar sus programas (y sus descubrimientos), falsamente atribuyen este descenso a la educación sexual y al uso del condón. Sin embargo, los mismos ugandeses cuentan una historia mucho más sencilla. Una historia que puede ser resumida en una sola palabra: abstinencia.

El héroe anónimo de la victoria de Uganda sobre el SIDA es una monja católica llamada Hermana Miriam Duggan, M.D. A los inicios de la lucha contra esta mortal enfermedad la Hermana Miriam desarrolló un programa llamado “Educación para la Vida”, un programa que alienta a las personas a vivir la abstinencia sexual antes del matrimonio y la fidelidad dentro de él. Educando a las personas acerca de los peligros de la promiscuidad sexual y sus mortales consecuencias, “Educación para la Vida” ha ayudado a cambiar la mentalidad de la gente de Uganda. La Hermana Miriam Duggan y sus colaboradores insisten en que este programa, junto con la buena disposición del gobierno para aceptar la educación de la abstinencia, es lo que ha ayudado a reducir la epidemia del SIDA en Uganda.

Lee el artículo completo


“Pienso que en la actualidad debe ser muy confuso para los jóvenes responder a la pregunta ‘¿qué camino debería tomar?’” dice Thandi Hadebe, un educador en la abstinencia del programa Educación para la Vida. “Y es aquí donde pienso que fallamos con nuestros jóvenes; porque damos mucha información contradictoria”. Hadebe culpa de la epidemia del SIDA a la promoción indiscriminada del condón y a los diversos mensajes de “sexo seguro” que envían los educadores.

Educación para la Vida ensaya una aproximación diferente. “enfatizamos el aspecto de la libertad como parte de ellos, y que pueden usarla para protegerse” dice Fr. Andrew Shjngange, otro educador con el programa.

Un nuevo y brillante documental llamado “El Cambio ya Empezó” celebra esta victoria de la vida y el sentido común. Desarrollado por el Obispo Hugo Slattery de la Diócesis de Tzaneen en Sudáfrica, este documental cuenta la historia de la Hermana Miriam y explica cómo funciona en la práctica el programa “Educación para la Vida”.

En Sembrando con Lágrimas, el sustento documentario de la hermana para el citado documental “El Cambio ya Empezó” , el Obispo Slattery describe el trabajo de organizaciones basadas en la fe que tratan con las consecuencias sociales del VIH/SIDA. Como es lógico, es la gente de fe la que es heroicamente solidaria con los infectados en sus hogares, y el personal de los orfanatos llenos de huérfanos y niños llorando. (Estos excelentes documentales fueron producidos por Metanoia Media, y pueden ser ordenados vía Internet en CatholicStudio.com ).

Pocos conocen mejor que el Obispo Slattery los problemas de la epidemia del VIH/SIDA. El índice de adultos con VIH en Sudáfrica era del 18.8% al final del 2005, o cerca de lo que hubo en Uganda hace 15 años. El programa “Educación para la Vida” ha sido introducido en su diócesis y se extendió a lo largo de toda Sudáfrica.

El asombro éxito de Uganda en combatir la propagación del SIDA puede ser atribuido a este revolucionaria proximación al problema: a través de la promoción de la abstinencia sexual antes del matrimonio y la fidelidad dentro de él.

“(SIDA) es una amenaza para toda la civilización, es una amenaza para nuestro futuro, es un asunto que nos mueve a preguntarnos ‘¿habrá nuevas generaciones por aquí en el futuro?’” dice el Obispo Slattery. “Suena pesimista visto de esa forma, pero en realidad, el problema es muy grave, si ves las estadísticas”

“Se hace cada vez más evidente día a día que la obsesión del mundo occidental en la promoción del condón está estorbando severamente los esfuerzos de los países africanos para manejar efectivamente el VIH/SIDA”, dice el Obispo Slattery. “El único país que muestra un progreso real combatiendo contra esta enfermedad es Uganda… a través de la promoción de la abstinencia antes del matrimonio y la fidelidad dentro del matrimonio. El mundo occidental se rehúsa a aceptar y destacar este tremendo logro. Por el contrario, están haciendo todo lo posible por arruinarlo usando todo medio disponible para promover el condón en este país, contra el deseo de los líderes de gobierno.

¿Habrá alguien en USAID que esté al tanto de todo ésto?

Colin Mason es el Director para la Producción de Comunicaciones del PRI

Comentarios

Marta Salazar ha dicho que…
así es! gracias x el artículo!
cambiaelmundo ha dicho que…
De nada; Uganda es un ejemplo flagrante de cómo algunos -poderosos- no quieren que la realidad rebata sus teorías, porque en el fondo lo que quieren no es acabar con el sida, sino controlar la población.
Anónimo ha dicho que…
no lo entiendo, no aportas ningún dato objetivo sobre lo que afirmas; basas tu argumentación en un convencimiento subjetivo pero no aportas ningún dato que demuestre que el descenso del SIDA en este país sea debido a esta organización. A decir verdad, me parece una argumentación muy infantil.
Cada uno tiene sus ideas pero creo que hay que ser un poco más honesto.
cambiaelmundo ha dicho que…
Creo que sí aporto, doy testimonios de personas relacionadas con el asunto, puedes ir al enlace del Comité Independiente Anti-Sida y poner en el buscador, por ejemplo, "Uganda", para tener más datos, o "ABC", y comprobar que hasta una revista del prestigio de The Lancet ha admitido que la estrategia ABC funciona.
De hecho, el dato clave es que sólo en Uganda han aplicado con determinación la estrategia ABC y sólo en Uganada ha descendido el número de infectado a niveles que la misma ONU considera iguales a los que conseguiría una hipotética vacuna.

Me parece que sí doy datos, y que soy honesto, más si piensas que mi opinión va contracorriente.

Lo que no me parece honesto es colgar un comentario anónimo, descalificar mis argumentos por subjetivos e infantiles sin más, no dar ningún dato y acusarme de deshonesto.
Anónimo ha dicho que…
cuando hablo de datos no me refiero a citar organizaciones afines a mis ideas; el "comite independiente antisida" no tiene nada de independiente. Solo hay que visitar su pàgina web para ver que toman claramente una postura, la de no usar el condon. Ademá no hay ninguna explicación en los enlaces de quién somos, etc.
Sobre el prestigio de la revista "The Lancet" me guardaré de decir nada porque mi ignorancia es muy atrevida, pero en cualquier caso no creo que sea especialmente destacable que en una revista publiquen un artículo y den su opinión sobre el tema en cuestión. Me hubiera gustado que el artículo en cuestión estuviera linkado para leerlo y poder opinar. He ido a su web pero hay que registrarse para leer el artículo.
Los datos que yo reclamo son los que comparen y demuestren que este metodo es mejor que el uso de los condones.
En mi opinión, cambiael mundo..., no te interessa saber la verdad de las cosas sino que la verdad sea como a ti te interesa.
Firmar com anónimo es una opción que he escogido y que no es muy diferente de ponerse un seudónimo, poner una foto de cuando eres joven, y no explicar quien eres y a qué te dedicas. Yo soy un visitante casual que dá su opinión, tu eres el autor del blog.
cambiaelmundo ha dicho que…
OK, perdón por la alusión al anonimato, es sólo que si hay varios anónimos no sabré quién dice qué (de todas formas, me parece feo hacer alusiones personales sin dar la cara).

En cuanto a Lancet, siento no poder darte el enlace, no tengo tiempo para buscarlo. Pero te diré que no es un artículo, sino un manifiesto (“The Lancet” 27-11-2004) al que se se han adherido 150 personalidades de 36 países, africanos en buena parte; entre ellas, 50 son del ámbito universitario, algunas de las más importantes universidades del mundo, 20 de entidades religiosas (como el arzobispo anglicano Desmond Tutu, de Suráfrica) y cinco de organismos de la ONU, como la OMS o el Fondo de Población, así como por representantes de diversos organismos, como el Banco Mundial, el Gobierno de Uganda, el Fondo Mundial para la Malaria, Tuberculosis y Sida. Hay también políticos, entre ellos el presidente de Uganda, Yoweri Museveni, y directivos de programas nacionales para la lucha contra el sida.

Me parece mucho decir que sólo aludo a organizaciones afines a mis ideas.

En fin, me interesa saber la verdad, de hecho es lo único que me interesa.
Anónimo ha dicho que…
bueno, poco a poco vamos concretando, con una simple busqueda en google con la referencia que me has dado (“The Lancet” 27-11-2004) he encontrado un blog que a primera vista (y no hace falta mucho
más) sigue tu línea editorial pero que tiene un post mucho más desarrollado sobre el manifiesto. Aunque no me guste la obsesión de la iglesia por el preservativo y por tener la verdad en una urna de cristal, hay algunos párrafos que me parecen muy interessantes y no tan radicales como lo planteas en tu post.

"Según el manifiesto, la estrategia ABC sigue este orden: con los jóvenes, “si no han iniciado la actividad sexual, la primera prioridad ha de ser alentar la continencia” (A); en caso contrario, “la manera más eficaz de evitar la infección es volver a la continencia o mantener la fidelidad mutua entre personas no infectadas” (B). Si esto no basta, se puede promover el preservativo (C), informando a los jóvenes de que reduce el riesgo de infección en un 80-90%, a condición de que se use bien y en todos los casos, y previniéndoles contra las consecuencias del uso incorrecto o esporádico."

Respecto al manifiesto y a los firmantes es interessante saber que tendencia tienen: por ejemplo: "uno de los firmantes es el Dr. Jokin de Irala, profesor de Medicina Preventiva y salud Pública en la Universidad de Navarra" (de qué me suena la Universidad de Navarra, de quién es??...),

Más que su cargo, me interesa saber su tendencia, sus intereses, porque el problema para mi es este: el interés de la iglesia (bueno, de algunas organizaciones y de la cúpula de Roma) en que la solución a esta enfermedad coincida con la moral católica.

Me ha gustado esta : "También pidió que la Iglesia no cuestione la validez del preservativo. Y aunque reconoció que la abstinencia es efectiva, afirmó que no es una propuesta realista para la inmensa mayoría de los ciudadanos." qué te parece?

Lo siento, seguiré siendo anónimo.
Perdón por el rollo.

salu2
Anónimo ha dicho que…
por cierto el enlace de la página que he citado:

http://aramo.wordpress.com/2007/12/17/la-prevencion-del-sida/
cambiaelmundo ha dicho que…
Hasta ahí ya llegué yo, en una búsqueda rápida, incluso encontré un sitio que parecía tener un enlace al manifiesto Lancet; pero como no se abría ni a tiros lo dejé. Debes reconocer que estoy dedicando tiempo a atenderte, y puedo dedicar muy poco a mi blog. Por eso corto y pego y elaboro poco.

Sin embargo, una sencilla búsqueda en mi blog te llevará a por lo menos tres posts sobre el tema ABC, y en ellos también aparecen las apreciaciones y matices que ahora mencionas.

Por último, respecto a que la abstinencia no sea una propuesta realista para la inmensa mayoría de los ciudadanos, me parece que la Iglesia tiene un concepto más elevado del hombre, de su racionalidad y de su capacidad para usar bien de su libertad, por eso no tiene miedo a hacer propuestas exigentes.
Y yo estoy de acuerdo con esto, no soy nada pesimista respecto al hombre, ni determinista ni derrotista: podemos si queremos, y se puede hacer mucho para animar a la gente a comportarse mejor, como lo demuestra Uganda, o otras campañas como la del tabaco. Es cuestión de voluntad política, de optimismo, de salud mental.
Esto es lo que me parece.
Y perdona mi rollo.
Un saludo, anónimo.

Populares

La toma de Quaragosh

El pasado jueves 8 de enero por la tarde me llegó por whatsapp un mensaje urgente pidiendo oraciones porque los islamistas del ISIS acababan de tomar la ciudad de Quaragosh, la que cuenta -o contaba- con más cristianos en Iraq. Según el mensaje, cientos de hombres, mujeres y niños estaban siendo decapitados en ese momento. Dicho así, me produjo tal congoja que empecé a pasarlo, hasta que decidí comprobar, acuciado por cierta sospecha.

Procuro estar informado, y la toma de Quaragosh ese día no me cuadraba nada. Acudí a Twitter en busca de una fuente profesional sin encontrarla, y me fui dando cuenta de que la cadena de oración se iba remontando poco a poco en el tiempo, a días, semanas, meses atrás. Uno de los tuits (del 5 de enero) reconocía: "La noticia que colgué ayer de la ocupación de quaragosh en Irak, se produjo en agosto". En efecto, el primer tuit alusivo anuncia el ataque a la ciudad en junio, y el siguiente, que informa de la toma y la masacre, es del 8 de agosto.

¿Cómo ser un blogger top?

He sacado un poco de tiempo para leer varios artículos que tenía reservados para leer más tarde sobre cómo llevar mi blog al éxito: escribir cada semana, conocer a mis lectores, identificar influencers, usar etiquetas, crear eventos, tener un calendario,  establecer palabras clave...

¡Buff! La mayoría de los consejos son de sentido común; los otros son profesionales. Es decir, están muy bien.

¿Por qué no los sigo -o no se si los sigo-?

Por dos motivos.

Uno: por pereza. Pereza para aplicar tantos consejos, métodos, herramientas...

Dos: porque la mayoría de estos artículos están orientados al marketing, a vender, a crear, posicionar y fortalecer una marca -debo de haber elegido mal mis influencers-. Resumiendo, vienen a decir "escribe lo que tu público -actual o potencial- quiere leer".

Y claro, yo, en mi blog, quiero escribir lo que yo quiero escribir, lo que tengo que decir, lo que pienso o me parece interesante de lo que otros piensan y escriben.

Pero, ¿interesa a otros? N…

Elecciones bis

No trato sobre política -en el sentido reductivo de la expresión- en este blog; lo que no significa que no me apasione. Pero llevo días queriendo compartir una reflexión sobre las situaciones que nos han abocado a repetir las elecciones.

En primer lugar, el marco general del sistema de partidos, la partitocracia, que los convierte en el único factor de poder y, consecuentemente, en órganos de poder o de intereses solo alcanzables a través del ejercicio del poder. El resultado es que si uno gana, los demás pierden: por eso es tan difícil que se llegue a acuerdos. Pensemos, por ejemplo, en la liga de fútbol: si un equipo gana, otro pierde, y si empatan, ambos pierden (solo muy raramente ambos ganan). En una sociedad tan "líquida" como la nuestra, los partidos, además de omnipresentes, son de una dureza granítica.

Como el Partido Popular (PP) ganó las pasadas elecciones, todos los demás perdieron; por eso no quieren que gobierne. Además, el PP ha dado una justificación moral a e…