Ir al contenido principal

"EL PAÍS" DESCUBRE QUE LAS CALLES DE MADRID ENCOGEN

Minuto digital
El diario independiente de la mañana ha descubierto que las calles de Madrid se reducen de tamaño con el tiempo. El área comprendida entre las plaza de Cibeles y la Puerta del Sol ha menguado en 39.000 metros cuadrados entre una manifestación contra Aznar y otra contra Rodríguez.

Sensacional exclusiva de nuestro competidor ‘El País’, a quien admiramos por su ecuanimidad y trabajo bien hecho. El periódico propiedad del empresario progresista Jesús Polanco ha descubierto que las calles del centro de Madrid han encogido de tamaño en los últimos años. ¿Adónde han ido los metros cuadrados que faltan?, ¿los envió José María Aznar a Irak?, ¿se los llevaron los manifestantes reaccionarios que asistieron a la marcha a favor del concepto heterosexual y machista de familia?, ¿perjudicará este hecho a la candidatura olímpica de la ciudad de Madrid? Esperamos nuevas revelaciones del diario independiente. No nos sorprende que con estos reportajes impresionantes, ‘El País’ sea el periódico más vendido de España. Hay muchos compatriotas que valoran la información de calidad y fidedigna.

El día 20 de junio de 2002 se desarrolló en Madrid una manifestación convocada por los sindicatos mayoritarios CCOO y UGT y apoyada por los partidos de izquierda, después de la huelga general convocada ese día. Entonces, según se aprecia en el gráfico, el espacio comprendido entre la puerta del Sol y la plaza de Cibeles medía 84.000 metros cuadrados. Ahí cupieron entre 252.000 y 336.000 personas, a una media de cuatro personas por metro cuadrado. El diario independiente (edición del 22 de junio de 2002) aprovechó para burlarse de los cálculos hechos por al Delegación del Gobierno, entonces desempeñada por un miembro del PP, que cifraba la asistencia en 40.000 personas.

El día 18 de junio de 2005 se celebró la manifestación en defensa de la familia y en contra de la concesión a los homosexuales del derecho a casarse. En su edición del día 19, ‘El País’ sostiene en otro gráfico que el mismo trayecto entre la Plaza de Cibeles, la calle de Alcalá y la Puerta del Sol abarca 45.000 metros cuadrados. Con estos datos, ‘El País’ se atrevió a dar una asistencia a la manifestación de casi 180.000 personas, muy cerca de la cifra difundida por la Policía Nacional. ¡Cómo les gusta a los ‘progres’ servir a la Policía cuando ellos la mandan!

¡Pero politiquería aparte, lo importante es saber que en tres años esas calles de Madrid han encogido en 39.000 metros cuadrados! Si esto ha ocurrido en el entro, qué no habrá pasado en Chamartín, Usera o Vallecas. Felicitamos sinceramente al diario independiente de la mañana por semejante descubrimiento. Ahora comprendemos que los atascos crecientes en Madrid no se deben a las obras faraónicas del alcalde Alberto Ruiz-Gallardón, tan querido en el grupo Prisa, sino a ladrones o a extraterrestres que han cortado las calles y las calzadas para revenderlas o para experimentos desconocidos. ¿serán un pago de Rodríguez a Maragall y Carod?

Dentro de poco esperamos leer el destino de esos 39.000 metros cuadrados.

· Ver el gráfico publicado por El País que ilustraba la manifestación de la izquierda contra Aznar

· Ver el gráfico publicado por El País que ilustraba la manifestación contra el gaytrimonio y en el que se observan los menguantes metros cuadrados madrileños

Comentarios

Populares

La toma de Quaragosh

El pasado jueves 8 de enero por la tarde me llegó por whatsapp un mensaje urgente pidiendo oraciones porque los islamistas del ISIS acababan de tomar la ciudad de Quaragosh, la que cuenta -o contaba- con más cristianos en Iraq. Según el mensaje, cientos de hombres, mujeres y niños estaban siendo decapitados en ese momento. Dicho así, me produjo tal congoja que empecé a pasarlo, hasta que decidí comprobar, acuciado por cierta sospecha.

Procuro estar informado, y la toma de Quaragosh ese día no me cuadraba nada. Acudí a Twitter en busca de una fuente profesional sin encontrarla, y me fui dando cuenta de que la cadena de oración se iba remontando poco a poco en el tiempo, a días, semanas, meses atrás. Uno de los tuits (del 5 de enero) reconocía: "La noticia que colgué ayer de la ocupación de quaragosh en Irak, se produjo en agosto". En efecto, el primer tuit alusivo anuncia el ataque a la ciudad en junio, y el siguiente, que informa de la toma y la masacre, es del 8 de agosto.

¿Cómo ser un blogger top?

He sacado un poco de tiempo para leer varios artículos que tenía reservados para leer más tarde sobre cómo llevar mi blog al éxito: escribir cada semana, conocer a mis lectores, identificar influencers, usar etiquetas, crear eventos, tener un calendario,  establecer palabras clave...

¡Buff! La mayoría de los consejos son de sentido común; los otros son profesionales. Es decir, están muy bien.

¿Por qué no los sigo -o no se si los sigo-?

Por dos motivos.

Uno: por pereza. Pereza para aplicar tantos consejos, métodos, herramientas...

Dos: porque la mayoría de estos artículos están orientados al marketing, a vender, a crear, posicionar y fortalecer una marca -debo de haber elegido mal mis influencers-. Resumiendo, vienen a decir "escribe lo que tu público -actual o potencial- quiere leer".

Y claro, yo, en mi blog, quiero escribir lo que yo quiero escribir, lo que tengo que decir, lo que pienso o me parece interesante de lo que otros piensan y escriben.

Pero, ¿interesa a otros? N…

Elecciones bis

No trato sobre política -en el sentido reductivo de la expresión- en este blog; lo que no significa que no me apasione. Pero llevo días queriendo compartir una reflexión sobre las situaciones que nos han abocado a repetir las elecciones.

En primer lugar, el marco general del sistema de partidos, la partitocracia, que los convierte en el único factor de poder y, consecuentemente, en órganos de poder o de intereses solo alcanzables a través del ejercicio del poder. El resultado es que si uno gana, los demás pierden: por eso es tan difícil que se llegue a acuerdos. Pensemos, por ejemplo, en la liga de fútbol: si un equipo gana, otro pierde, y si empatan, ambos pierden (solo muy raramente ambos ganan). En una sociedad tan "líquida" como la nuestra, los partidos, además de omnipresentes, son de una dureza granítica.

Como el Partido Popular (PP) ganó las pasadas elecciones, todos los demás perdieron; por eso no quieren que gobierne. Además, el PP ha dado una justificación moral a e…