Juás!: me ha salido Superman...

martes, 29 de mayo de 2007 · 5 comentarios

Your results:
You are Superman
No me atrevo a decir qué villano me ha salido...

























Superman
75%
Robin
59%
Spider-Man
55%
Green Lantern
55%
Wonder Woman
50%
Supergirl
50%
The Flash
50%
Hulk
35%
Batman
30%
Iron Man
30%
Catwoman
15%
You are mild-mannered, good,
strong and you love to help others.


Click here to take the "Which Superhero am I?" quiz...

Nueva vida en Second Life

lunes, 28 de mayo de 2007 · 3 comentarios

Por Oscar A. Matías. Historiador. Experto en Educación. Director de Educar es Fácil.
En conoZe.com, el 20.V.2007

«Es algo increíble...». Y no me lo comentaba un niño precisamente. Adulto, casado y con dos hijos. Al igual que otros, ya tiene su Second Life. Uno más entre los millones de personas que forman parte de esta comunidad virtual. Todo ufano me explicaba las maravillas del juego que acababa de descubrir recientemente. Quién lo oyera, si tuviera dos dedos de frente, no podría contener una sonrisa. Como un niño estrenando sus botas de fútbol en un primer partido. ¿A tu edad?, le contesté. No vean el cabreo que cogió, tratándome de ignorante para arriba. Fue entonces cuando comprendí lo que ya había leído sobre Second Life, que no es sólo un juego, es algo mucho más.
Creado por Linden Lab y fundado por Philip Rosedale este juego ha conseguido originar toda una revolución. ¿De dónde cogieron la idea? Su inspiración proviene de la novela «Snow Crash», publicada a principios de los años 90 y escrita por Neal Stephenson. En ella se recrea un mundo de simulaciones en el ciberespacio, en donde se confunden los buenos y los malos, y las propias consecuencias derivadas de sus actuaciones. Por otra parte, unas dosis del movimiento literario Cyberpunk no han faltado en esta creación. Éste es un subgénero de la literatura de ciencia ficción, que es conocido por su enfoque de alta tecnología y bajo nivel de vida. Los personajes del cyberpunk son seres marginados, alejados, solitarios, que viven desentendiéndose de la sociedad, donde la vida diaria es impactada por el rápido cambio tecnológico (Lawrence Person). Con un panorama semejante, el morbo está asegurado; y como un caramelo en boca de un niño no es tan fácil negarse a esta seducción. ¿Será por ello que ya son millones los que se han dejado imbuir?
Second Life se ha convertido en la máquina que convierte en realidad los sueños, y materializa las aspiraciones imposibles de alcanzar. Feos convertidos en playboy, menesterosos que no saben qué hacer con su dinero, debiluchos trocados en seres fornidos, apocados con un alto grado de sociabilidad. ¡Y todo a un bajo coste y sin esfuerzo alguno! En definitiva, el engaño encubierto bajo una densa cortina de humo.
En esta encrucijada, aprovechando la cercanía de un público fácil y accesible, ya han entrado a formar parte desde grandes empresas a políticos aspirantes a gobernar. La publicidad les sale gratis. Allí no encontrarán oposición a sus discursos, más o menos llenos de veracidad, porque aquellos a quiénes no les interese no les rebatirán, les ignorarán y punto.
Pero Second Life también es terreno pantanoso. Su lado oscuro empieza a descubrirse y su reputación ha quedado en vilo. Nick Shader, del programa de noticias Report Mainz, ha revelado casos de pederastia, fraude y lavado de dinero entre los usuarios. Las investigaciones no se han hecho esperar. El escándalo está servido.
¿Podría una vida virtual sustituir a la vida real? Sin duda alguna el juego ha conseguido verdaderos adeptos que le dedican muchísimas horas. Al igual que los problemas que podrían derivarse de los que hacen un uso abusivo del chat, internet u otro tipo de diversiones, también se encuentran en Second Life. La diferencia está en que en él uno juega a vivir. Por ello, este mayor realismo, puede embelesar a gente que antes no se sentía atraída con lo que había hasta ahora.
Second Life puede satisfacer aspiraciones puramente imaginarias, pero nunca podrá sustituir aquellas que son de tipo físico, y a la vez tan necesarias en toda vida humana: la proximidad real no existe, tus amigos no están a tu lado y no hay ni rastro de interacción humana.
Un alter ego enmascarado en Second Life. Puede resultar divertido, pero por muy difícil que sea la cruda realidad, más vale mantenerse despierto sabiendo lo que uno lleva entre sus manos, dedicando sus energías en sacar adelante los hitos propios del día a día. ¡Esto sí que es vida!

Si no existiera la tele

· 2 comentarios

Dedicado (con el debido respeto) a aquellos que comen o cenan (o ambas cosas) con la televisión encendida.....

Recibido de Foro Familia Granada.

Qué pasaría si no existiera la tele

Ayer en casa se nos estropeó la televisión y se la han llevado a arreglar... Y por la noche, en la cena, me di cuenta de que estábamos todos en silencio mirando el hueco donde antes estaba la tele. Vamos, que para salir del paso me tuve que sentar encima del mueble y entretener a la familia:
- ¿Dónde está la sal? A: en la alacena. B: En el armario... ¿Marcamos armario?
- ¡Síííííí!

En ese momento me puse a pensar qué pasaría si no existiese la televisión. ¡Sería el caos! Para empezar, ¿cómo decoraríamos el salón? ¿Tendríamos que volver a poner aquel cuadro del ciervo al que un perro le muerde el cuello? Y, ¿dónde pondríamos los toreros y las bailaoras? ¿Encima del microondas?

¿Se lo imaginan? Sería horrible. Y tu única forma de hacer zapping sería: "Miro a mi padre, miro a mi madre, miro a mi padre, miro a mi madre... Y cuando me canso, miro al ciervo."

Lee el artículo completo


Y no sabríamos de qué hablar. Ahora, en el trabajo, decimos:
- ¿Viste ayer Crónicas Marcianas?
- No, estuve viendo el Plus.

Si no hubiera televisión llegaríamos por la mañana a trabajar y diríamos:
- ¿Viste ayer... el ciervo?
- Pues no, estuve viendo a mi padre.

Y la distribución de los salones sería distinta, los sillones estarían puestos en redondo para poder hablar y verse las caras... No como ahora, que las parejas siempre hablan de lado, como los egipcios. ¿Se han fijado? En la cama hablan de lado, en el coche hablan de lado y viendo la tele también, de lado. Si no hubiera tele, al verse de frente más de una pareja se llevaría una sorpresa:
- Oye, Mariló... ¡Si tú eres bizca!
- Pues anda que tú, que tienes unos agujeros de la nariz que te asomas y se te ve la próstata.

Si no hubiese televisión sería un desastre. Y eso que no hay nada en el mundo que tenga más enemigos que la tele. Por ejemplo, decimos que la tele tiene la culpa de que seamos unos incultos. De eso nada, la tele da mucha cultura. ¿Quién conocería Móstoles si no fuera por lo de las empanadillas? ¿Quién sabría lo que es la arielita? ¿Y el ziritione? ¿Y quién sabría que en caso de úlcera gastroduodenal hay que consultar con el farmacéutico?

La tele da mucha cultura, porque si no fuese por ella nadie conocería animales exóticos como el lirón careto o Los Mosqueperros... Y tampoco sabríamos que el ñu es el animal más desgraciado de la selva; que cuando no se lo come un cocodrilo, lo agarra un león, o se rompe una pata y lo abandona la manada... Si no hubiera tele pensaríamos que el animal más desgraciado del mundo es el ciervo.

Y no sólo eso. Gracias a la tele sabemos idiomas, por ejemplo sabemos que yogur, en griego, se dice joroñiak ke joroñiak. Y gracias a Eurovisión sabemos que Abanibí Aboebé quiere decir "te quiero amor". Y podemos tener conversaciones de lo más cosmopolitas:
- Abanibí, ¿quieres algo de postre?
- Sí, Aboebé, me apetecería un joroñiak ke joroñiak de frutas del bosque.

Y no sólo aprendemos idiomas extranjeros. También aprendemos un idioma nuevo, el idioma de la tele... Si no hubiera televisión, cuando alguien dijera "Leche, cacao, avellanas y azúcar..." le responderíamos: "¡Po-tin-gue!" Y si le dijésemos a alguien sin venir a cuento: "Susanita tiene un ratón..." nos diría "pues que le eche matarratas" "un ratón chiquitín..." "Pues será un hámster" "...que come chocolate y turrón..." "Oye, ¿tú estás gilipollas?" "...y bolitas de anís..." "¿Anís? Tú sí que has bebido anís... ¡del Mono!"

Otra cosa de la que se acusa a la televisión es de fomentar la violencia. Aquí tengo que reconocer que un poquito... sí. Tú estás viendo una película y te vas quedando sopa, te vas quedando sopa... Y de repente "Chan, chan, chaaaaan... ¡¡¡Prolongue la vida de su lavadora con Calgón!!!" ¡La publicidad...! ¡Y, oye, te cabreas...! ¡Con razón! Pero si no existiese la televisión, ¿qué pasaría? Que nos quedaríamos dormidos
mirando la lavadora... y diciendo: "Desde luego qué programas más malos ponen en la lavadora... cada día está peor..." Y además se estropearía cada dos por tres, como no conoceríamos el Calgón... Y, claro, te cabrearías y diríamos que las lavadoras incitan a la violencia.

Y, por último, se dice que la televisión está llena de sexo... Total, porque en muchos programas sale una folclórica que va con un cubano que tiene un hermano gemelo que se ha liado con una que copuló seis veces en una noche con un guardia civil, que a su vez fue yerno de un torero que se casó con una tonadillera que tuvo una hija con un boxeador que después se casó con una peluquera que le lava la cabeza a una con seis dedos, que todo el mundo pensaba que era un tío y que empezó a cantar con uno que iba de rodillas y otro que lleva peluca...

¡Desde luego es que somos exagerados...! Porque esto ¿qué es? A: Sexo o B: geometría o C: tauromaquia o D: zoofilia. Les recuerdo que pueden utilizar el comodín del público.

Y piensen que todo esto no hubiera pasado si no existiese la televisión.....

Feo, fuerte y formal

sábado, 26 de mayo de 2007 · 0 comentarios

Hoy le toca a Marion Mitchell Morrison, John Wayne, el gran "Duke", sin duda mi actor favorito. De sus muchas frases, auténticas o atribuidas, la que más me gusta es aquella en que dijo: En mis películas sólo sale desnudo mi caballo.


Wayne sigue cabalgando

100 años de Hergé

martes, 22 de mayo de 2007 · 5 comentarios

Hoy cumpliría 100 años Georges Remi, Hergé, el "padre" de Tintín y de toda la galería de entrañables personajes que le acompañan en sus aventuras (su perro Milú, su gran amigo el Capitán Haddock, el profesor Tornasol, los policías Hernández y Fernández, etc., etc.).
Va con esta entrada mi más rendido homenaje como entusiasta lector que fui, que soy y que siempre seré.


Gracias Tintín, gracias Hergé.

AI y MSF a favor del aborto

lunes, 21 de mayo de 2007 · 4 comentarios

Amnistía Internacional (AI) y Médicos Sin Fronteras (MSF) han sucumbido al lado oscuro de la fuerza, descendido al abismo de la cultura de la muerte y están manchando de sangre sus manos: que se sepa.

En una entrevista con la delegación india de la agencia Reuters, Widney Brown, dirigente de Amnistía Internacional (AI), reconoció un cambio de postura de la organización en lo referido al aborto. Después de dos años de consultas, la dirección de AI ha decidido defender un supuesto "derecho al aborto" para las mujeres que han quedado embarazadas por violación o incesto o cuya vida está amenazada por un embarazo, en el contexto de su lucha global contra la violencia ejercida sobre las mujeres que lanzó en 2004.

Además, Brown señaló que "vamos a hacer llamamientos a la despenalización del aborto" en el mundo, porque "ninguna mujer debería sufrir prisión ni pena legal alguna como resultado de buscar un aborto o tenerlo". Respecto a los médicos que lleven a cabo esos abortos, AI apoya el derecho del Estado a imponer "limitaciones razonables" y a perseguir a quienes arriesgan las vidas de las mujeres al practicar un aborto.

Esta declaración llega después de que en ámbitos pro-vida (especialmente "blogs" y publicaciones digitales) se comentase una información publicada el 2 de mayo en la "web" de la revista First Things. Allí, Ryan T. Anderson denunciaba que AI había abandonado su neutralidad en el tema del aborto pero que lo quería llevar en secreto.

Widney Brown ha aclarado que AI no apoya el aborto como un "derecho fundamental", porque las leyes internacionales de derechos humanos no lo incluyen.

The Economist (24-03-2007), en un artículo titulado "Defiende tus derechos", critica que AI "desde hace unos años decidiese seguir la moda intelectual y diluir su enfoque tradicional centrado en los derechos políticos para mezclarse en la nueva categoría de lo que la gente llama ahora derechos sociales y económicos". De este modo AI ha pasado a hablar también de empleo, vivienda, sanidad o alimentación. Todo ello "son ciertamente necesidades", dice el semanario, "pero de poco sirve llamarlos derechos", ya que su infracción es "suficientemente difícil de determinar" como para decidir el remedio más eficaz. "Pocos derechos son realmente universales, y dejar que se multipliquen los debilita", afirma.

Según Reuters, un grupo del Congreso estadounidense que cuenta con más de 70 miembros de ambos partidos urgió a AI a no meterse a defender el aborto. La Conferencia Episcopal de Estados Unidos ha señalado que si AI abandona su posición neutral en torno al aborto, arriesga "su excelente historial como defensor de los derechos humanos". Mons. Michael Evans, el portavoz de la Conferencia Episcopal de Inglaterra –país en el que AI tiene su sede central–, recordó que la organización fue fundada en 1961 por un católico y que el cambio de postura llevaría a muchos católicos que son miembros a abandonarla.

Por su parte, de acuerdo con un documento interno al que he tenido acceso (Política sobre aborto seguro en MSF-OCBA, MSF-Centro Operativo Barcelona-Atenas OCBA, septiembre de 2006), MSF tiene una política totalmente abortista, incluso cuando pueda resultar ilegal en algunos de los países en los que actúa.

El Consejo Internacional de MSF resolvió en noviembre de 2004 (sin votos en contra) que “la disponibilidad del aborto seguro debe integrarse como una parte de los cuidados sanitarios especializados en reproducción en todos los contextos en que sea relevante”, y afirma, respecto a las cuestiones legales, que “la necesidad médica debe tener prioridad sobre la necesidad legal”. “En MSF OCBA todas las delegaciones deben contemplar la práctica del aborto en cada proyecto, sean cuales sean las razones de cada petición”, ordena el documento.

La apuesta abortiva es fuerte: desde un punto de vista práctico propone, por ejemplo, que “las misiones de exploración deben incluir el “componente del aborto” en sus evaluaciones iniciales” y que “en todos los nuevos proyectos, si los abortos son pertinentes, su aplicación debe ser una de las prioridades desde el comienzo”.

Los principios de acción señalan que “el aborto sin riesgos debe integrarse como una parte de los cuidados sanitarios especializados en reproducción que pueden ser ofrecidos por cualquier Programa sanitario”.

El documento contempla un periodo máximo para practicar un aborto de 12 semanas de amenorrea, y establece las condiciones de empleo de métodos médicos y quirúrgicos. MSF OCBA, obliga a “los sanitarios que, a causa de sus convicciones, no deseen practicar abortos”, a “garantizar un servicio correcto sin juzgar las decisiones de la mujer ni intentar hacerle cambiar de opinión”, y “evitará enviar a sanitarios extranjeros que no se sientan capaces de practicar abortos”. Además, indica que “la paciente será atendida siempre por un extranjero en caso de que la práctica sea ilegal” y que “en los contextos en que se prohíba estrictamente la práctica del aborto, ÚNICAMENTE un equipo extranjero estará autorizado a realizar el aborto, en un lugar confidencial, sin la asistencia de personal nacional si es posible”.

La familia ¿realmente importa?

sábado, 19 de mayo de 2007 · 0 comentarios

Por Oscar A. Matías, historiador, experto en educación. Director de Educar es Fácil.

La familia es un tema recurrente en análisis y comentarios de toda índole. De ella se habla y se debate. Se prometen y se adoptan medidas políticas. Muchos han dado la vida por ella. Hay quienes han salido a la calle para defenderla. Algunos luchan por conseguir los derechos según su propio concepto de la misma. Sí. La familia importa. Y por ello, desde el año 1993, la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el 15 de mayo como el Día Internacional de las Familias.

Familia, persona y sociedad
De la familia se ha dicho que es la célula primera y vital de la sociedad. En consecuencia pues, de su salud o enfermedad, dependerá la sociedad entera. Estamos de acuerdo. Es un círculo vicioso en donde la familia alimenta a la persona, y ésta —hecha fuerte en la familia- hace fuerte a la sociedad. «Sin familia no hay persona, y sin persona no hay sociedad». Y si una sociedad no mima a la familia, acaba enfermando, se degenera, y su desgaste conlleva la muerte de esa misma sociedad.

La familia es la esfera en la que el hombre nace, aprende, se desarrolla y adquiere sus habilidades sociales básicas. Si todos fuéramos capaces de percibir el valor real que tiene, su destrucción no tendría lugar. Quienes hablan contra la familia no saben lo que hacen, porque no saben lo que deshacen. Hay que protegerla, cuidarla y defenderla.
Lee el artículo completo.

La dictadura de Chávez avanza

· 0 comentarios

Ya lo advertí en Ha nacido un dictador, y el tiempo transcurrido no ha hecho más que darme la razón.
Ahora, los medios de comunicacion de Venezuela están siendo acechados por el Gobierno de Hugo Chávez, que ha anunciado que el 27 de mayo próximo dará el cierre al principal canal de televisión venezolana; pero además, dos canales y adicionalmente 154 emisoras de radio AM están en la misma situación.

Lee la noticia completa.

La nueva censura contra las “fobias”

jueves, 17 de mayo de 2007 · 6 comentarios

Redefinir una idea como «fobia», comenta O’Neill, cancela el debate

ACEPRENSA 51/07, de 09-05-2007

En la revista digital "Spiked", de 19 abril 2007, su director, Brendan O’Neill, comenta la tendencia a silenciar determinadas opiniones llamándolas «negación» (del Holocausto, del cambio climático) o «fobia» (islamofobia, homofobia).

Esas posturas, escribe O'Neill, antes que de erróneas, se las califica de anormales: son una especie de trastorno, y su remedio es la censura. La «psicologización» de ideas molestas es muy clara en el caso de la «negación del cambio climático»: «Quienes ponen en duda el consenso científico sobre el calentamiento de la Tierra –o incluso el consenso político en torno al ecologismo– son definidos como "negadores" y en consecuencia tachados. Y son frecuentes las demandas estridentes y destempladas de que se niegue a los negadores el acceso a las tribunas públicas». La revista "The Ecologist" habla de la «psicología de la negación del cambio climático», una forma de «autoengaño», dice. Existe una publicación digital, "Climate Change Denial", dedicada analizar este «trastorno».

Lee el artículo completo

El mismo fenómeno se observa, pero en menor medida, con la negación del Holocausto. Antes se solía considerar fruto de una ideología fascista o antisemita. Ahora algunos hablan ya de la «psicología de los negadores», como se ha podido leer en "National Review" (13-12-2006): quien dice que el Holocausto no ocurrió es «en el fondo una alma perturbada», según James S. Robbins.

«Otros puntos de vista –prosigue O’Neill– son reprobados y censurados por ser expresiones de alguna "fobia". En particular, hoy es común llamar "islamofobia" u "homofobia" a ciertas opiniones sobre el islam o la homosexualidad». Así, el año pasado, el Parlamento Europeo aprobó una resolución que instaba a los Estados miembros a reprimir la homofobia –incluido el discurso homófobo–, definida como «miedo o aversión irracional a la homosexualidad y a lesbianas, "gays", bisexuales o transexuales».

Redefinir una idea como «fobia», comenta O’Neill, cancela el debate: ¿para qué hablar con gente irracional o perturbada? Los que sostienen tal opinión son fácilmente marginados: «Es la censura como una forma de internamiento psiquiátrico». «Algunos ecologistas mantienen expresamente que no puede haber debate con los "negadores del cambio climático". "The Ecologist" afirma que "la negación no se puede contrarrestar con información... la historia suministra abundantes pruebas de que dar más información puede incluso resultar contraproducente"».

«Es cada vez más común que esta terminología psiquiátrica se aplique no solo al lenguaje despectivo o provocador contra el islam o la homosexualidad. También es frecuente tildar de "islamófobos" u "homófobos" juicios morales u opiniones políticas. En Gran Bretaña, algunas organizaciones musulmanas etiquetan de islamófobas las críticas a ciertas prácticas islámicas, como el uso del "niqab" [vestido que solo deja al descubierto los ojos] en las mujeres. La reprobación moral de la homosexualidad por parte de personalidades religiosas es tachada de homofobia. Pero, con independencia de la opinión que uno tenga de la postura de los sacerdotes, Jane Adolphe [profesora de la Facultad de Derecho Ave Maria, en EE.UU.] tiene razón cuando pregunta: "¿Es fobia plantear que se prohíba el matrimonio homosexual? Decir que lo es va contra la libertad de expresión"».

«Antes había "ismos" –racismo, sexismo– que a juicio de muchos eran fruto de ideologías que se debían combatir mediante un riguroso debate público. Ahora hay fobias (...) La era de los ismos admitía que algunos desconfiaban de los negros, o se oponían a la inmigración o al trabajo de la mujer, en virtud de una decisión, aunque equivocada. La era de las fobias trata los prejuicios y determinadas ideas morales como trastornos. Así, donde en la era de los ismos podría haber habido debate, incluso protestas y conflicto, hoy día solo hay llamadas a la censura o a la reeducación para curar a algunos de su irracional modo de pensar».

A juicio de O’Neill, la raíz de esta tendencia está en la presente incertidumbre moral. Como se ha reducido el acuerdo en torno a lo que es bueno o malo, faltan argumentos para discutir y persuadir, y se desciende al nivel psicológico. «Esto abre la puerta –concluye O’Neill– a nuevas y más insidiosas modalidades de censura».

Un «cuerpazo» muy sensato

lunes, 14 de mayo de 2007 · 5 comentarios

Por Remedios Falaguera, periodista, responsable de la columna Mujeres del Siglo XXI.

Me proponía escribir un artículo sobre la película mexicana «Bella», ganadora del People´s Choice Award del Festival Internacional de Toronto, de la que su joven director Alejandro Gómez Monteverde nos aseguraba en una entrevista que quiso «hacer una película de amor que tocara los corazones de la gente... ese tipo de amor que va más allá de los escenarios románticos, una historia de amor entre dos seres humanos, permitiendo a los personajes experimentar el amor que comprende y no juzga. En 'Bella' vemos tres almas quebradas; su lenguaje es el dolor que llevan dentro. Sin embargo, José (protagonista principal) sabe que su familia puede ser una medicina para aliviar ese dolor. Todos tenemos familias y al final nuestras familias juegan un papel enorme en lo que somos. . Creo que la familia es el fundamento de lo que uno es»

El argumento es cautivador o por lo menos a mi me lo parece. «La película cuenta la historia de Nina (Tammy Blanchard), quien se enfrenta a la disyuntiva de un aborto por un embarazo no deseado, y José (Verástegui), una estrella del fútbol que pierde su carrera por un accidente terrible y uno de sus mejores amigos, que trata de ayudarla. Todo sucede en una tarde en Nueva York».
Lee el artículo completo aquí

Sobre los niños, los medios de comunicación y el sexo

jueves, 10 de mayo de 2007 · 0 comentarios

Artículo publicado en The New York Times, traducción aparecida en Diario Médico el 2 de febrero de 2006, que analiza el informe de la revista Pediatrics de julio de 2005 titulado Impacto de los medios de comunicación en las actitudes y hábitos sexuales de los adolescentes.

"El pasado verano, en la película Me and you and everyone we know, que ganó un premio cinematográfico en la categoría de "prohibido a los menores de 17 años", un adolescente es iniciado en el sexo oral por dos chicas quizá un año mayores, y su hermano de 6 años se introduce en un chat pornográfico donde se escribe con una mujer.
¿Es esto lo que ven los niños? En caso afirmativo, ¿qué mensaje están recibiendo sobre el sexo y qué efecto tendrá en sus vidas?
La revista Pediatrics analizó el tema el pasado mes de julio en un informe titulado Impacto de los medios de comunicación en las actitudes y hábitos sexuales de los adolescentes".

Lee el artículo completo

Es un asunto importante, pero tristemente ignorado. El informe, basado en una revisión de la literatura científica, fue solicitado por el Congreso de Estados Unidos, financiado por los Centros de Prevención y Control de Enfermedades de Atlanta y dirigido por la Universidad de Texas, en Houston. Según la conclusión de Liliana Escobar-Chaves, investigadora principal, "aunque una gran meta es conocer los efectos de los medios de comunicación en las costumbres de los adolescentes, como en las comidas, el tabaco o la bebida, apenas conocemos los efectos sobre sus hábitos sexuales".
¿Quién supervisa lo que ven, leen y oyen sobre el sexo?. En la mayor parte de los casos, nadie. "Cada vez más, los jóvenes acceden a los medios en entornos aislados de la supervisión o guía de los padres u otros adultos", dice el informe. "De media, un joven americano gasta un tercio del día en varias formas de comunicación, por lo general sin control paterno".
A pesar de los cortafuegos informáticos y televisivos, no tienen muchos problemas en acceder a presentaciones sexuales gráficas. Y nadie restringe lo que oyen por sus auriculares. El efecto de la educación basada en la abstinencia palidece por comparación con los numerosos mensajes gráficos que retratan la actividad sexual -en especial el sexo sin protección fuera del matrimonio- como una parte de nuestra cultura tan normal y aceptable como comer un Big Mac o beber una Coca-Cola.
La proporción de estudiantes de bachillerato que dicen haber practicado sexo ha bajado algo y el índice de embarazos de adolescentes también, pero las cifras siguen siendo pasmosas. "Aproximadamente el 47 por ciento de los estudiantes de bachillerato han tenido relaciones sexuales. De ellos, el 7,4 por ciento dice haberlo hecho antes de los 13 años, y el 14 por ciento ha tenido cuatro o más compañeros sexuales".
Cada año, en Estados Unidos cerca de 900.000 chicas jóvenes se quedan embarazadas (340.000 tienen 17 o menos años). Los índices de enfermedades de transmisión sexual son más altos entre adolescentes que entre adultos, y el 35 por ciento de las jóvenes han quedado embarazas al menos una vez antes de los 20 años. En 2002, las infecciones por Chlamydia fueron seis veces más prevalentes entre adolescentes sexualmente activas que entre mujeres sexualmente activas.
Los riesgos no acaban con los embarazos y las ETS. "Los datos sugieren que los adolescentes sexualmente activos tienen más riesgo de depresión y suicidio. Las experiencias sexuales tempranas se han asociado también con otros hábitos potencialmente dañinos como el alcohol, la marihuana y otras drogas".
En un comentario a este estudio, Joe McIlhaney, del Instituto Médico para la Salud Sexual de Austin, en Texas, escribe que "muchos padres y algunos médicos subestiman el impacto negativo y a largo plazo de una temprana actividad sexual". El informe añade que, con la perspectiva del tiempo transcurrido, muchas chicas sexualmente activas hubieran deseado haber esperado más tiempo.
La televisión es el medio mejor estudiado; a él dedican más de tres horas al día (en España la media está actualmente en 222 minutos al día, tres horas y 42 minutos, aunque es cierto que la franja 14-19 años es de las que baja un poco la media). Dos tercios de los jóvenes de 8 a 18 años tienen televisión en sus dormitorios, y dos tercios viven en hogares con televisión por cable que les da acceso no supervisado a escenas y diálogos sexuales.
El contenido sexual de la televisión es creciente. Un estudio de la Fundación Kaiser ha encontrado que "los programas más vistos por adolescentes en 2001-2002 tienen cantidades inusualmente altas de contenidos sexuales comparados con la media televisiva: el 83 por ciento de los programas preferidos de los jóvenes tenían contenido sexual y el 20 por ciento incluían escenas explícitas o implícitas".

Un mundo feliz
El estudio también ha observado que "los personajes implicados en situaciones sexuales de estos programas televisivos raramente experimentan consecuencias negativas.
Los programas que advierten sobre el riesgo y la responsabilidad sexual representan sólo el 1 por ciento de todos los que incluyen contenidos sexuales". Además, sólo el 3 por ciento de las escenas de sexo observadas aludían a la protección contra ETS o incidían en los embarazos no deseados.
Lo poco que se sabe de los efectos de la televisión sobre las actitudes sexuales de los jóvenes procede de una encuesta telefónica efectuada en 2001 y 2002 entre 1.792 jóvenes de 12 a 17 años. La encuesta mostró que ver programas con carga sexual envejece artificialmente a los niños: los que ven más que la media se comportan sexualmente como si tuvieran de 9 a 17 meses más. Y los niños de 12 años que abusan de tales contenidos actúan como si tuvieran 14 ó 15 años. Asimismo, los adolescentes acostumbrados a esta programación tienden a sobreestimar la frecuencia de ciertos hábitos sexuales y manifiestan actitudes más permisivas hacia el sexo prematrimonial.
En cuanto al cine, dos estudios que analizaron el contenido de los vídeos alquilados más vistos por gente joven revelaron una gran carga sexual. Los efectos de estos programas han sido muy poco estudiados.
En un análisis de 2001 con chicas de raza negra sexualmente activas de 14 a 18 años, las que se habían expuesto a películas clasificadas X eran más proclives a tener múltiples compañeros sexuales, a practicar sexo con más frecuencia, a dar positivo en los test de Chlamydia y a recurrir menos a la contracepción.
Los vídeos musicales que gustan a los jóvenes abundan en referencias sexuales, en gran parte explícitas, sigue el informe de Pediatrics. Pero los efectos de esta exposición no han sido estudiados, como tampoco el influjo de las revistas, anuncios o juegos de ordenador de tono subido. En cuanto a Internet, una encuesta entre chicos de 10 a 17 años reveló que "uno de cada cinco había encontrado inadvertidamente contenido sexual explícito, y uno de cada cinco había estado expuesto a una solicitación sexual no querida mientras chateaba".
El informe invita a mejores estudios para conocer cómo afectan tales contenidos a las creencias y hábitos de los adolescentes, y a medir el efecto de su acumulación en el tiempo y el desarrollo futuro de la sexualidad juvenil.

Investigación biomédica

· 0 comentarios

El Gobierno español ha elaborado el PROYECTO DE LEY 121/000104 DE INVESTIGACIÓN BIOMÉDICA, iniciando así el trámite de aprobación de una nueva y ambiciosa ley, que entraña gravísimas consecuencias para la vida y la sociedad españolas.

En atención a su importancia ofrezco el enlace a los COMENTARIOS al proyecto elaborados por el OBSERVATORIO DE BIOÉTICA del INSTITUTO DE CIENCIAS DE LA VIDA de la UNIVERSIDAD CATÓLICA DE VALENCIA, de abril de 2007, estudio dirigido por el doctor JUSTO AZNAR, Director del Observatorio.

Para quienes, con toda razón, no tengan el tiempo o la preparación necesaria para adentrarse en este texto (28 páginas), copio el comentario final del trabajo.

COMENTARIO FINAL

En éste Informe únicamente nos hemos referido a los aspectos de la Ley que tienen mayor repercusión bioética directamente relacionados con el respeto que la vida humana en sus etapas más iniciales merece.

Como ya se ha especificado al principio de estos comentarios, se trata de un ambicioso texto legal, en el que se abordan importantes aspectos relacionados con la investigación biomédica en nuestro país, que nos parece contiene tanto aspectos positivos, como negativos.

Entre los primeros cabe destacar el que da cobertura jurídica a la investigación biomédica, a la vez que regula la protección de algunos derechos de los ciudadanos relacionados con las investigaciones biomédicas y con la protección de su salud.

Pero también la Ley, contiene aspectos a nuestro juicio, objetivamente negativos como pueden ser: a) una calculada ambigüedad en el lenguaje, que especialmente se manifiesta en determinadas contradicciones dentro del propio texto legal, b) intentar reducir el valor ontológico del embrión humano preimplantado al denominarlo preembrión, sin duda con la intención de facilitar que estos embriones tempranos puedan llegar a ser utilizados como material de investigación sin que ello presuponga ningún tipo de problema ético, c) permitir la utilización de cualquier tipo de técnica para la obtención de células madre embrionarias humanas. Es decir, se da carta de legalidad al uso de cualquiera de los métodos de laboratorio actualmente disponibles para la obtención de células madre embrionarias, aunque ello presuponga la destrucción del embrión del cual se obtienen, algo éticamente inaceptable, d) constitución de comisiones de control de la investigación compuestas únicamente por miembros designados por diversas instancias gubernamentales, lo cual hace que se vea con escepticismo su independencia ideológica en el momento de dirimir cualquier cuestión ética sobre estas materias, y f) el que se vaya a permitir en nuestro país la clonación humana.

Sin duda, este último es el aspecto con connotaciones éticas negativas más importantes de la referida Ley, pues autoriza, por primera vez en España, la clonación de seres humanos para fines, tanto terapéuticos, como experimentales. Pero como la clonación humana nunca ha dado resultados para fines terapéuticos, ya que nunca se ha curado a nadie utilizando embriones humanos clonados, esta ley parece dirigida a la creación por clonación de embriones humanos para utilizarlos exclusivamente en investigaciones biomédicas.

Conviene destacar la gravedad ética de este hecho, pues no hay que olvidar que con la denominada clonación terapéutica, lo que se está autorizando es la creación de seres humanos en un medio de laboratorio para ser destruidos, y utilizar sus restos biológicos en investigaciones biomédicas, algo absolutamente incompatible con la dignidad que todo ser humano merece, con independencia del estado evolutivo en que se encuentre.

La sexualización de las chicas

martes, 8 de mayo de 2007 · 0 comentarios

Los informes muestran los daños causados

ROMA, viernes, 9 marzo 2007 (ZENIT.org).- Una sexualización malsana está poniendo en peligro a las chicas cada vez más, concluye un informe publicado el 19 de febrero por la Asociación Psicológica Americana.

Titulado «Report of the APA Task Force on the Sexualization of Girls» (Informe del Equipo de Trabajo de la APA sobre la Sexualización de las Chicas), el estudio es el resultado de la investigación sobre el contenido y los efectos de los medios de comunicación: televisión, vídeos musicales, música, revistas, películas, vídeo juegos e Internet.

El equipo de trabajo examinó también las campañas de promoción y anuncios de productos dirigidos a las chicas.

«Tenemos una extensa serie de evidencias para concluir que la sexualización tiene efectos negativos en diversos campos, que incluyen el funcionamiento cognitivo, la salud física y mental, y el desarrollo sexual sano», afirmaba la doctora Eileen Zurbriggen, directora del equipo de trabajo y profesora de psicología en la Universidad de California, Santa Cruz, en una nota de prensa que acompañaba el informe.

La sexualización causa dificultades a cualquier edad, indica el informe, pero añade que es especialmente problemática cuando tiene lugar a una edad más temprana. Lograr la madurez sexual en los adolescentes no es un proceso fácil, reconoce el estudio, pero observa que cuando se anima a una chica joven o adolescente a ser sexy, sin que ellas sepan siquiera lo que esto significa, el proceso se complica aún más.

Lee el artículo completo

Saturación de los medios

El informe citaba algunos estudios que detallan la gran cantidad de tiempo pasado en contacto con los medios. Según los datos, el niño o adolescente ve de media tres horas de televisión al día. Sin embargo, cuando se calcula el número de horas totales ante todos los tipos de medios, resulta que los niños están expuestos a algún tipo de medio – televisión, vídeo juegos, música, et…- seis horas y media al día.

Un estudio llevado a cabo en el 2003 informaba que el 68% de los niños tienen una televisión en su habitación, y que el 51% de las chicas juegan a juegos interactivos en sus ordenadores y en consolas de vídeo juegos. Tanto chicas como chicos pasan una media de una hora al día ante el ordenador, visitando páginas webs, escuchando música, frecuentando chats, jugando a juegos o enviando mensajes a sus amigos.

El informe de la Asociación Psicológica Americana observaba: «En la televisión, los jóvenes televidentes encuentran un mundo que es desproporcionadamente masculino, especialmente en los programas orientados a la juventud, y en el que las figuras femeninas es más probable que vistan de modo más atractivo y provocativo que las masculinas».

Un gran porcentaje de vídeos musicales contienen imágenes sexuales, y las mujeres suelen ser presentadas vestidas de forma provocativa. El informe también observaba que las artistas femeninas son presentadas de forma que su foco de atención principal no es su talento o su música, sino más bien su cuerpo y sexualidad. Así, concluye el informe, los espectadores reciben el mensaje de que el éxito viene de ser un objeto sexual atractivo.

En cuanto a las canciones mismas, los investigadores de la APA lamentaban que no haya análisis recientes sobre su contenido sexual. En su informe, no obstante, citaban algunos ejemplos de cómo las palabras de algunas canciones de éxito reciente sexualizan a las mujeres, o se refieren a ellas de formas altamente degradantes.

En cuanto a la gran pantalla, el informe comentaba la falta de personajes femeninos en las películas generalistas, y en las películas de serie G. Un estudio de 101 películas de serie G, de 1990 a 2004, revelaban que de los más de 4.000 personajes de estas películas, el 75% eran varones, el 83% de los caracteres secundarios eran varones, el 83% de los narradores también lo eran, y el 72% de los protagonistas con diálogo eran también varones. «Esta clara falta de representación de las mujeres y chicas en las películas con contenido familiar reflejan una oportunidad perdida de presentar un espectro más amplio de las chicas y de las mujeres en papeles que no están sexualizados», observaba el informe de la APA.

Dudosas influencias
Las revistas para adolescentes son otra importante influencia en las chicas. El informe citaba algunos estudios sobre el contenido de las revistas, y revelaba que uno de los mensajes centrales de las publicaciones es que «presentarse a uno mismo como sexualmente deseable, y obtener así la atención de los hombres, es, y debe ser, la meta focal de las mujeres».

Es difícil determinar el enormemente variado contenido que está disponible vía Internet, pero los investigadores de la APA citaban un estudio sobre páginas webs que suelen atraer a las chicas – las páginas webs de fans de celebridades masculinas y femeninas. Un análisis de su contenido encontró que las celebridades femeninas eran de forma aplastantes más representadas con imágenes sexuales que las masculinas, sin importar si se trataba de la página web oficial o de una creada por sus fans.

La publicidad es otra área importante donde se suele sexualizar a las mujeres. Además, el estudio indica que la investigación ha mostrado la tendencia a presentar a las mujeres de forma decorativa o explotadora sigue aumentando. Ha alcanzado el punto, añadía, en el que se usan chicas en poses seductivas para atraer audiencias adultas.

Recientemente, algunos comentaristas han resaltado el hecho de que también el mercado del juguete se está viendo afectado por la tendencia a la sexualización. Los investigadores de la APA declararon que estaban preocupados por los vestidos sexualmente provocativos que suelen vestir las muñecas más populares para las niñas entre 4 y 8 años.

Lo mismo ocurre con la ropa. Se invita a chicas en edades cada vez más jóvenes a vestir ropa diseñada para destacar la sexualidad femenina. Los cosméticos también se están dirigiendo a chicas más jóvenes.

Todas estas influencias se combinan para ocasionar una serie de problemas a las chicas. El informe de la APA establecía que la sexualización está ligada con tres de los problemas de salud mental más comunes en las chicas y en las mujeres: desórdenes alimenticios, baja autoestima y depresión.

Los investigadores añadían que también existen evidencias que muestran que la sexualización de las chicas, y los sentimientos negativos por el propio cuerpo que provoca, pueden llevar a problemas sexuales en la edad adulta. Indicaban que se relaciona con el problema de la idealización de la juventud como la única edad buena y hermosa de la vida. El actual auge de los productos antienvejecimiento y de la cirugía cosmética es resultado de esta belleza impuesta.

Hermann Tertsch en ABC

sábado, 5 de mayo de 2007 · 6 comentarios

Hermann Tertsch es uno de esos periodistas inclasificables, difíciles de domesticar. Llevaba muchos años en el diario El País, y era una firma de prestigio; pero también era, crecientemente, una nota disonante. No bien comentábamos en mi casa este hecho, a raíz de la entrada "Tuertos obcecados", salta la noticia de que diario y periodista rompen su larga relación.
Pocas semanas después, ABC, uno de los diarios rivales, lo ficha como comentaristas, y su estreno es "la tercera", la famosa página 3 del periódico que queda enteramente a disposición del que la escribe.
La "tercera" con que Tertsch se estrena es, como él, inclasificable, discutible, nada conciliadora, estimulante, pasean y lean.

Negacionismo, probidad e insulto.


Negacionismo, probidad e insulto
POR HERMANN TERTSCH
En ABC, el 3 de mayo de 2007


EN muchas escuelas del Reino Unido ha sido discretamente abolido el estudio del Holocausto en la asignatura de historia a causa de las presiones de alumnos musulmanes que consideran una ofensa perder el tiempo hablando de unas víctimas judías que, por lo demás, niegan hayan existido. A los jovencitos islámicos les molesta un hecho histórico y sus profesores, conscientes de lo irritables que son, deciden abolirlo en aras de la paz. No hay noticias de que los alumnos no musulmanes exigieran a los profesores la restauración de la integridad del relato histórico del siglo XX. El resultado de ello, que no escandalizará a quienes ya todo consideran integrable en la sopa garbancera de la armonía universal, será que las nuevas generaciones de británicos ignorarán la existencia de Auschwitz y de sus millones de muertos, uno de los pequeños detalles que definen la abominable naturaleza del enemigo del Reino Unido en la última guerra y por ello también la grandeza de su propia resistencia y victoria militar. Pronto también en el Reino Unido serán muchos los que crean que fue aquella una guerra clásica con enemigos moralmente equiparables con objetivos similares.
En los últimos años se citan mucho en España las reflexiones de Hannah Ahrendt en su viaje a la Alemania de la posguerra y la obcecación de los alemanes por convertir hechos, como la invasión de Polonia o la URSS, en opiniones. También la sarcástica respuesta de George Clemenceau a la pregunta sobre cómo interpretarían la (Primera) Guerra Mundial las generaciones futuras. El anciano estadista todavía creía en la probidad intelectual y se declaró convencido de que «nadie dirá que Bélgica invadió Alemania». Hoy habría sido más cauto. Especialmente en España. Porque en los tres años de Gobierno Zapatero se ha impuesto implacablemente en el discurso oficial ese perverso fenómeno denunciado por Hannah Ahrendt. El equipo del sentimental lector de Gamoneda niega hoy la realidad con una procacidad y un desparpajo faldicorto a los que ningún otro Gobierno europeo sobreviviría siquiera unas semanas.
Es ocioso enumerar sus manifestaciones que niegan hechos para todos evidentes, lógicos, verificables o probados. Llenan las páginas de los periódicos a diario. La muestra más larga la tenemos en esas interminables y tediosas añagazas para ocultar, negar y justificar a un tiempo la coordinación de intereses políticos con el terrorismo vasco. Pero se dan en todas las demás cuestiones capitales como inmigración, seguridad o relaciones exteriores. Camelot y su Arturo Zapatero no necesitan a la realidad, ese fenómeno menor que transcurre paralelo a sus hazañas y retórica. Y hasta hoy aparenta además ser inmune a las consecuencias tóxicas de su política. Pero la sociedad española no lo es y no hay que ser Merlín para augurar zozobras tras este trienio de romper loza de convivencia y tejido social. Eran loza y tejido fabricados -tras los años de la peor represión de la posguerra- con inmenso esfuerzo, sacrificio y tenacidad por millones de españoles de buena voluntad independientemente del lado en que lucharan ellos, sus padres o sus abuelos. Incluido desde el lanzamiento de la «política de reconciliación nacional» en 1956 ese Partido Comunista que, como su antiguo líder Santiago Carrillo, se ha lanzado ahora a disputar a Zapatero y a los nacionalsocialistas catalanes y vascos el trofeo de supremo druida del resentimiento.
El negacionismo de Zapatero, su gente y sus aliados, parte del desprecio a los hechos que revelan igual cuando hablan de historia como cuando lo hacen de ayer. Lo hacen sin mala conciencia porque consideran que la importancia de su misión histórica bien merece correcciones a la realidad y muchos sacrificios, especialmente del enemigo. Huevos rotos para la tortilla. El chef, encantado consigo mismo, es además prestidigitador y dispone de un discurso para cada día y audiencia pero a estas alturas todo el mundo debiera saber a quién considera el presidente su enemigo y a quiénes aliados potenciales, hayan matado o no. Al fin y al cabo, también a su abuelo lo mataron. Han trazado ya una continuidad grotesca desde las banderías del pasado con objeto de imponer en Madrid también un régimen con vocación de permanencia y excluyente como los que se han constituido por la vía de los hechos en el País Vasco y Cataluña, es decir sin una posibilidad de alternancia política real. Tiene por eso su actitud hacia la historia la misma calidad que el negacionismo del holocausto y las cámaras de gas del nazismo porque parte de una zafia y dolosa falsificación con intención de arrebatar los derechos políticos a sus adversarios. El pensamiento mágico que domina la personalidad del presidente del Gobierno español convierte la política en un juego épico. Tan imponentes ambiciones se desarrollan en un universo sentimental menos que semiculto marcado por igual por el sectarismo, la ideologización primaria y el resentimiento propios del asociacionismo provinciano de principios del siglo XX unidos a la insoportable levedad de un relativismo moral que considera anticuada o simplemente ridícula la subordinación de los deseos a código alguno. Zapatero debería dar miedo y yo creo que sólo el inmenso movimiento de odio total a la figura de José María Aznar y, en su ausencia, al Partido Popular -que han logrado mantener sorprendentemente activo socialistas, nacionalistas y la mayoría de los medios de comunicación-, ha impedido que una mayor parte de la sociedad española percibiera con cierta nitidez el peligro que supone para su prosperidad, estabilidad y libertad el camino emprendido por la alianza de socialistas y nacionalistas. Porque el peligro de involución existe y se manifiesta donde la verdad ha sido abolida, como en los colegios británicos. La dependencia creciente de sectores claves de la sociedad del poder político, la manipulación e intimidación abierta de la economía, el clientelismo de las autonomías, la persecución -sí, persecución- del castellano en los sistemas escolares bajo regímenes nacionalistas y los intentos de acabar con la autonomía educativa privada nos sugieren que en pocos años la verdad oficial puede haberse convertido en el principal medio de vida en este país.
La selección negativa en el partido gobernante y entre sus aliados tiene, por supuesto, correcciones paralelas en los órganos afines, apoyos y satélites. Estamos en la hora estelar de los aparatchiks. Nuestros actuales intelectuales antifascistas españoles son tan contundentes como los anticomunistas polacos de ahora, a sueldo de los gemelos Kaczyinski. Que en Varsovia una serie de mequetrefes intenten cuestionar la integridad de un gigante moral como Bronislaw Geremek es un insulto. Como lo es que el gentucismo aquí diga una y otra vez que el PP da alas a ETA cuando fue su Gobierno quien lo tuvo contra las cuerdas con una política que se ha dinamitado. Los coros de héroes subvencionados saben que si toca hacer un giro saharahui, se hace y punto. El relativismo es maravilloso para mantener la conciencia en baño maría. Es una más de las nefastas consecuencias de ese Mayo del 68 que con tanta razón denunciaba Nicolás Sarkozy el sábado y que describía magistralmente en su crónica en estas páginas Juan Pedro Quiñonero. El páramo moral y cultural que comenzó a extenderse entonces por las democracias occidentales alcanza tal extensión que sus moradores ni siquiera intuyen la existencia de alturas culturales y morales de referencia y sólo cuentan con orientaciones primarias como la autopromoción, los intereses propios, el narcisismo y el desprecio a toda jerarquía y autoridad que pueda cuestionar lo anterior. En la maravillosa carta a su padre que hace de prólogo en su libro sobre la catástrofe educativa «Progresa adecuadamente», Xavier Pericay cita aquella memorable Tercera de ABC póstuma de Carlos Luis Álvarez «Cándido» en la que advertía que la alternativa a la graduación jerárquica no era la igualdad sino la tiranía.
La fobia a la excelencia, el ataque a las formas, a la meritocracia y a la elegancia como condenable «elitismo» -nada tan significativo como la procacidad del feísmo del mundo abertzale y de la subcultura surgida al amparo del nacionalismo catalán-, el desprestigio del esfuerzo, el desprecio al escrúpulo y a la autoridad así como el igualitarismo a la baja de una tiranía cultural obsesiva e hiperactiva son factores culturales sin los cuales nadie podría explicar la incapacidad de las sociedades europeas a reaccionar ante las amenazas que se ciernen sobre ella. Durante todas estas décadas, no han hecho sino aumentar y fortalecerse los mecanismos sectarios que expulsan del paraíso de los bienpensantes a aquellos que cuestionan la validez total y absoluta de un movimiento -Mayo 68- basado fundamentalmente en negar, combatir y despreciar los valores permanentes occidentales desde Atenas -bonitas evocaciones de las Termópilas escritas por Fernando Savater y Arturo Pérez Reverte- que han hecho de la sociedad abierta el sistema de convivencia más próspero, libre y feliz jamás habido. Sin embargo, no hay organización humana, por excelsa que sea, que sobreviva indefinidamente al acecho de enemigos si no sabe generar defensores.

Adelgazar por la red

· 0 comentarios

He encontrado en la web de mi buen amigo Fernando Arévalo, Buenas Ideas, el artículo de Remedios Falaguera titulado Adelgazar por la red (I). Un "estilo de vida diferente".

Se trata de un relato impresionantemente terrible de una triste realidad: que hay jóvenes adolescentes que utilizan páginas web que promueven la anorexia y la bulimia (”pro-anna” -pro-anoréxicas- y “pro-mia” -pro-bulímica-) y crean un "estilo de vida propio".

Vale la pena leerlo. Prepárense para descender a una de las salas del infierno.

Al conectarnos con una de las webs, lo primero que encontramos es el siguiente aviso-presentación: “HOLA, ESTA ES UNA PAGINA PRO ANA Y PRO MIA, ASI QUE SI ESTAS EN RECUPERACIÓN O NO ERES MIA O ANA, MEJOR NO ENTRES, TAMPOCO LE RECOMIENDO ESTA PAGINA GENTE HIPÓCRITA, DÉBIL E INFLUENCIABLE. PARA TODAS AQUELLAS QUE LLEVAN ESTE ESTILO DE VIDA (ANNA O MIA) SON CORDIALMENTE INVITADAS A PARTICIPAR.”
Lee el artículo completo

Adelgazar por la red (I). Un "estilo de vida diferente"
Por Remedios Falaguera

JOVENES ADOLESCENTES UTILIZAN PAGINAS WEBS QUE PROMUEVEN LA ANOREXIA Y LA BULIMIA Y CREAN UN “ESTILO DE VIDA” PROPIO.

Durante tres meses participé – simulando ser una joven anoréxica- en varias de estas paginas webs. Debo reconocer que la experiencia llegó a ser tan brutalmente inhumana, que me siento en la obligación de dar a conocer sus contenidos a padres, adolescentes, profesores y cargos de la administración, aunque sea únicamente como medida de prevención.

WEBS PRO-ANNA Y PRO-MIA

“Todo empezó buscando información sobre estas dos enfermedades. Así me entere de los sitios pro-anna y pro-mia. Empecé a leer y a leer, a ver fotos (las llamadas “Thinspirations”). Y fui cayendo en la trampa. Ahora no veo la hora de llegar a mi meta: pesar 45 Kg. Se que suena poco, mido 1.60 m. Pero es algo que no puedo dejar de pensar. Cada vez como menos. Con cada gramo que bajo al día me sobreviene una felicidad enorme,”. Este es un fragmento de una conversación entre las miles de adolescentes españolas, que utilizan las paginas webs ”pro-anna” (pro-anorexicas) y “pro-mia” (pro-bulímica) que proliferan por Internet, en las que se promueven estos trastornos alimenticios y los convierten en una forma de vida marginal, no aceptada por la sociedad. La mayoría de los usuarios, de estas paginas, no admiten que se trate de una enfermedad y, por medio de las webs y del chateo, las "annas" y las "mias" defienden su derecho de ser anoréxicas o bulímicas. Tienen su propio lenguaje, usan apodos y, poco a poco, van formando su club, su grupo, su secta, su religión.

Según datos de “Protégeles” (Organización de defensa de las infancias), el 70% de las usuarias no tenían todavía la enfermedad desarrollada y un 23% estaba en fase de desarrollo de este trastorno. La sociedad se pregunta, cada vez más, cuantas de nuestras jóvenes sufren este tipo de enfermedades. El problema de las cifras es que, tanto la anorexia, como la bulimia, no son consideradas una enfermedad de Declaración Obligatoria, por lo que es muy difícil poder tener controlados todos los casos reales. Pero se calcula que el porcentaje de anorexia, entre los adolescentes es de un 0´7% y el de bulimia, de un 0´2%. Estas enfermedades están ligadas a las mujeres en un 90-95%, pero cada vez son más los hombres, uno de cada diez, en los que la idea de adelgazar se convierte en una verdadera obsesión y al hacerlo caen irremediablemente en las redes de esta enfermedad.

COMPARTIR UN ESTILO DE VIDA

Estas jóvenes usuarias se sienten “desgraciadas con su físico” y, buscan con obsesión procedimientos rápidos y eficaces para lograr un cuerpo perfecto. Utilizan estas paginas para chatear con personas de varios países y, de esta manera, poder intercambiar trucos que les haga verse más delgadas, para soportar mejor el dolor del hambre, para dejar de comer y no ser sorprendidas por sus padres, para engañar al medico y superar los análisis clínicos..., o, dicho de otro modo, compartir un “estilo de vida” diferente. Bajo una apariencia de información sobre dietas y nutrición utilizan expresiones e imágenes que reflejan una feroz e increíble apología de los trastornos alimenticios basada en el lema: LA ANOREXIA (Y BULIMIA) ES UNA FORMA PLACENTERA DE EXISTIR. No la consideran ni una enfermedad ni un juego, sino, una habilidad perfeccionada por unos pocos: los fuertes, los elegidos.

EN GUERRA CON LA SOCIEDAD

Términos como éxito, sacrificio, batalla, ganar, perseverancia, gloria, ideales, ambiciones, superar fracasos, enemigo (en referencia a la comida), etc... son habituales en estas webs. Las pro-anna y pro-mia utilizan una postura “bélica” para contrarrestar los argumentos que la sociedad confiere a los métodos y fines de estas paginas.

Exigen que se les deje en paz con su estilo de vida y que todos los esfuerzos de quien combate estas páginas se orienten hacia el problema de fondo: el punto de vista que la sociedad tiene e impone del binomio delgadez-belleza. Proponen que se luche para proteger a las mujeres en relación al tallaje de la ropa y, contra la imagen de la mujer en la publicidad, donde todas son jóvenes, delgadas y guapas, incluso cuando se está anunciando anti-celulíticos, cremas para las arrugas, hidratantes anti-edad, etc... Las jóvenes se consideran productos de la sociedad y, hasta que esta no solucione la imagen del cuerpo perfecto, reclaman que se les deje vivir como quieran y exigen el derecho a crear sitios y comunidades, listas de correo para poder discutir sobre los trastornos alimenticios hasta que se puedan recuperar. Así lo reflejaba una “anna” en un chateo: “OJALA EN LA TELEVISIÓN, CAMBIARAN LOS ESTEREOTIPOS FÍSICOS, PORQUE NOS ESTA MATANDO A TOD@S LOS JÓVENES.. Y CREO QUE ES UNA DE LAS ENFERMEDADES A LAS QUE HAY QUE DARLE MAS IMPORTANCIA EN ESTA SOCIEDAD MUNDIAL!”

SOCIEDAD VIRTUAL A SU MEDIDA

Este tipo de páginas que empezaron siendo grupos de Messenger han realizado un incremento tan espectacular que de los cuatro servidores mas utilizados de la red TERRA es el que tiene más páginas registradas, cerca de 8.000 en lengua castellana, LYCOS mueve unas 5.500, seguida de YAHOO, con unas 2.600. Muy por detrás esta Google que tiene cerca de 400 paginas. Pero estos datos son muy poco significativos, teniendo en cuenta que los servidores continuamente están filtrando y desactivando este tipo de paginas, aunque sus creadoras, día tras día, buscan la forma de crear otras nuevas, ya que utilizan la enfermedad como signo de identidad, pues se consideran un grupo de inadaptados y su vida social queda tan reducida, que utilizan una vía virtual “más segura” donde pueden crear una “sociedad virtual” a su medida y sin obstáculos. Así lo declara una de las afectadas: "Empecé a visitar paginas pro anna y la verdad me encantan, es una adicción. Desde que empezó esto he bajado 15 Kg, y aún falta más; creo que me estoy volviendo loca. Como poco, me siento mal y quiero vomitarlo todo, pero me da miedo."

Hace tan solo un par de años que El Defensor del Menor denunció la existencia de estas páginas y reclamó a los ministerios de Justicia, Industria e Interior la creación de una comisión para su seguimiento y desactivación .Aunque, según declaraciones de Carmen González, coordinadora de la Asociación en Defensa de la Atención a la Anorexia Nerviosa y Bulimia (ADENER), cuando se intentan perseguir, desaparecen reapareciendo, al poco tiempo, en oto dominio.

UNA VISITA DE VERTIGO

Al conectarnos con una de las webs, lo primero que encontramos es el siguiente aviso-presentación: “HOLA, ESTA ES UNA PÁGINA PRO ANA Y PRO MIA, ASI QUE SI ESTÁS EN RECUPERACIÓN O NO ERES MIA O ANA, MEJOR NO ENTRES, TAMPOCO LE RECOMIENDO ESTA PÁGINA A GENTE HIPÓCRITA, DÉBIL E INFLUENCIABLE. PARA TODAS AQUELLAS QUE LLEVAN ESTE ESTILO DE VIDA (ANNA O MIA) SON CORDIALMENTE INVITADAS A PARTICIPAR.”

Con un diseño muy original y, unas sugerentes fotos de atractivas modelos, ofrecen información detallada acerca de la anorexia y la bulimia, consejos para combatir el hambre, tablas de ejercicios y dietas, concursos, e incluso, facilitan la compra de todo tipo de medicamentos contra la grasa, fotos de modelos, libros, camisetas, brazaletes identificativos, etc... Además de felicitarse en sus "aniversarios”, es decir, el día que dejaron de comer, se cuentan sus experiencias amorosas, comparten música, buscan patrocinadores para sus webs, promueven ideas para asociaciones o ir de viaje en grupo .

El objetivo primordial de todas estas actividades es conocer gente con las mismas preocupaciones e ideales y, de esta manera, se sienten entendidas y acompañadas en su “lucha”. “Estas paginas han hecho mucho por mi, porque he encontrado lo que necesitaba: apoyo. Mi vida no ha cambiado mucho,... no soy mas pro-anna que antes, solo que ahora no me siento sola... Siento que tengo un lugar donde expresarme, donde conocer a gente que se siente como yo... Hay millones de personas como yo.”

UNA FORMA DE TRASMITIR SENTIMIENTOS: LA AUTOLESIÓN

Por querer bajar peso pueden llegar a límites insospechados: la autolesión y la automutilación. Ellas le llaman la "self-injury", que se puede definir como la tentativa de provocarse dolor, dañando su propio cuerpo y lesionándose, generalmente, en tejidos finos del cuerpo. Las personas con desordenes alimenticios se vuelven tan obsesivos con la comida que se bloquean y muchas veces se autocastigan y mutilan como forma de dejar que salgan sus emociones y sentimientos acumulados de soledad, tristeza, cólera y culpabilidad. Cuentan los afectados que el desespero y una voz que oyen en su interior las obliga a hacerlo. Piensan que ocuparse del dolor físico evita prestar atención al dolor emocional que su “desgracia” les provoca y hace que den un paso mas hacia el suicidio al que, sin darse cuenta, se dirigen.

Existen tres tipos de de self-injury: primero la mutilación o desfiguración permanente, es decir, la amputación de un miembro; otra forma es la mutilación esterea que consiste en golpearse, morderse, cortarse profundamente...; y la tercera y mas común, es la mutilación superficial con cortes, quemaduras, romperse un hueso. Cualquier método usado para dañarse sirve .

SECUELAS SOCIALES

Las enfermedades de trastornos alimenticios son una de las epidemias de moda en nuestro país, que ha superando al asma y a los problemas respiratorios, como la preocupación prioritaria en el ámbito familiar, escolar y sanitario. Dice el psiquiatra Rojas Marcos que nunca se había registrado un índice tan alto de mujeres, sobre todo adolescentes y jóvenes, que se sienten desgraciadas a causa de su físico, y en especial por su exceso de peso, sea real o imaginario. La valoración que tienen de sí mismas, como personas, viene determinada por la opinión de una imagen de su cuerpo distorsionada de la realidad, llamada "dismorfofobia".

Solo en nuestro país, en 2003, se detectaron 100 muertes relacionadas con este tipo de trastornos. Hay que destacar que entre un 10% y un 20% de las personas que sufren anorexia o bulimia, morirán por algo relacionado con ella. Un dato sobrecogedor es que la depresión que esta enfermedad provoca lleva muchas veces al suicidio, que es la tercera causa de mortalidad entre las adolescentes (del 5% al 10%).

¿QUÉ OPINAN LOS MEDICOS?

Según Vivían Meehan, Presidente y fundadora de la Asociación Nacional de Anorexia Nerviosa de los Estados Unidos "la edad promedio de la aparición de este tipo de enfermedades esta bajando año tras año, y ya afecta a las preadolescentes. Hasta ahora la edad solía estar entre 12 y 25 años, pero ya nos encontramos con niñas de 10 años, que tienen ya la sintomatología clara de estos trastornos de conducta alimentaria. Pasan cada vez más tiempo frente al ordenador y son cada vez más vulnerables a la proliferación de este tipo de páginas. Una vez te introduces en una de estas webs es muy difícil salir de ellas."

Declaraciones del Doctor Armengou Director del centro barcelonés ABB, especializado en trastornos de la conducta alimenticia, nos hacen ver que tanto la anorexia como la bulimia provocan un alejamiento paulatino de situaciones sociales. Se vuelven cada vez mas aislados, dejan de salir los fines de semana, ignoran las invitaciones y se refugian en los estudios porque no se sienten contentos con su cuerpo, se ven gordos. Estos cambios de carácter, irritabilidad, tristeza, insomnio... son tan constantes que, poco a poco, van separándose de sus amigos y su familia creando su propio mundo, perfeccionista y excesivamente ordenado, en el que la restricción alimenticia, los ejercicios físicos y la pérdida de peso se convierte en lo prioritario. Buscan nuevas amigas relacionadas con su enfermedad e incompatibles con las amigas de siempre, a las que acusan de llevar una vida desordenada y que gira entorno a los chicos, divertirse y salir a bailar a discotecas.

Entrar en estas páginas, foros y empezar a chatear es reflejo de estar en las primeras fases de la enfermedad. Suelen estar asustadas y agobiadas por lo que les está pasando y buscan un lugar donde pueden encontrar apoyo emocional, en el que "alguien" entienda sus mensajes y su conducta, poder hacer amigos y compartir un "estilo de vida" elegido libremente. De este modo, rechazan la obesidad aderezada con una visión positiva de la delgadez, ya que la necesidad de comer la consideran sucia y enfermiza.

Mientras la sociedad se conciencia de la importancia de este tipo de enfermedades y los nutricionistas y psicólogos buscan las causas para poder atajar la gran cantidad de mujeres y hombres afectados por estos trastornos, la supuesta creadora de la Web nos recibe de la siguiente manera: "Para todas las annas y mias de habla hispana. Inclusive para las "wannabe" como dicen por ahí. Todas tenemos las mismas metas, los mismos sueños, y a todas nos une el mismo propósito. Deshacernos de la grasa que nos ahoga. Si eres anna, mia, gorda, flaca, wannabe, o lo que sea, únete a mi blog ring". Si paseamos por su pagina, vemos como nos narra su vida, coloca su arte “anna” (imágenes con texto pro-anna), organiza concursos variados (blends, avatares, fotos de ídolos, dibujos...), esconde una galería de fotos de modelos cantantes, documentos, banners, fanlistings, hatelistings. También, podemos encontrar -en la biblioteca- historias originales o de ficción, fan-fiction, que no necesariamente tienen que basarse en desordenes alimenticios, creadas por las fans.Los protagonistas son sus personajes favoritos y la trama puede ser original o inventada. Por supuesto, no falta la sección de concursos en los que eligen al forista más optimista, al más pesimista, al más dulce, al más cruel, al más paranoico, al más querido por todos, al forista con la mejor firma.

Lo que empieza como un modo de restricción se convierte en una forma de vida que afecta tanto a la persona enferma y se vuelve tan prioritario que todo los demás aspectos quedan rezagados, inviertiendo mucho tiempo en planificar y estudiar con una perfección extraordinaria todos los detalles de su vida, como refleja la siguiente conversación : _Hola!!!

Necesito ayudaaaaaa no puedo mas no se qué hacer; mi madre no me deja de vigilar mientras como y si como me castiga siempre es lo mismo ya estoy harta me quiero morir no comprender que solo quiero quitarme algún kilo que otro pero como lo van a comprender necesito ayuda urgentemente necesito trucos para disimular, ayudarme por favor. Un besito a todas.

_Marina 116: si no tienes mas remedio que comer calienta en el micro la comida varias veces y si es a muchos grados mejor... así la comida pierde mas valor nutricional.

_Rebeca: Hola soy ana, no admito sólidos, y casi no puedo andar. Mis riñones fallan...

_Aida: Tengo 16 años , mido 1'70 y peso 50 k. Solo pido adelgazar 6k. más. ¿Es pedir mucho? Estoy desesperada por que nadie me entiende, me ven y me dicen que estoy bien y yo tengo ojos y veo que no es así. No puedo más, me quiero morir, en serio, es insoportable. No puedo parar a llorar. Estoy muy gorda..

LA EXPERIENCIA DE ESPIDO FREIRE

Una de las señales de alarma de la importancia de estas webs la expreso la escritora Espido Freire, ganadora del Premio Planeta, asegurando que mientras buscaba en Internet un horario de trenes, entro en una pagina web proanorexia. Una página con unas fotografías de muchachas esqueléticas que defendían el derecho a convertirse en anoréxicas y a continuar siéndolo. En ese momento, Espido Freire decidió escribir su último libro, "Cuando comer es un infierno: Diario de una bulímica" en el que, por medio de cuatro testimonios representativos de esta enfermedad, nos quiere demostrar que, tanto la anorexia como la bulimia, son enfermedades sociales, donde la belleza se identifica con la delgadez y hay una atención constante al cuerpo, una dictadura de la belleza marcada principalmente por la publicidad, el cine y la televisión.

Es tal la importancia de estas enfermedades y de la abundancia y promoción de este tipo de páginas, que muchas revistas conocidas como TELVA, SALUD y BELLEZA, SOLO HIJOS... tienen un foro en su web, para que las jóvenes se conecten y cuenten sus inquietudes y comentarios. “Estas páginas han hecho mucho por mí, porque he encontrado lo que necesitaba: apoyo. Mi vida no ha cambiado mucho,... no soy más pro-anna que antes, solo que ahora no me siento sola...Siento que tengo un lugar donde expresarme, donde conocer a gente que se siente como yo...Hay millones de personas como yo. De esta forma se sirven de la experiencia ajena para concienciar de la importancia que tiene la salud y la necesidad de saber cuidarse y ayudar a que otros lo hagan.”.

Eutanasia cristiana

jueves, 3 de mayo de 2007 · 6 comentarios

Por Rafael Domingo, en La Gaceta de los Negocios, el 1 de mayo de 2007

Es preciso recristianizar el diccionario, pues nos enfrentamos a términos francamente barbarizados

El cristianismo siempre ha sabido asumir aquellas palabras y circunstancias que no alteran el mensaje evangélico. No ha tenido miedo de ello. Y menos todavía en estos momentos de relativismo lingüístico en los que contemplamos cómo se tergiversan los vocablos en nombre de una pretendida modernidad que vulgariza al ser humano. Así sucede con expresiones como campo de concentración, interrupción voluntaria del embarazo, proceso de paz y un largo etcétera.

El hombre se ha hecho tan dueño de las palabras que ha terminado esclavizándolas, hasta el punto de provocar que éstas pierdan su valor, por su excesiva manipulación. Así, ellas han dejado de ser herramientas de dialogo para convertirse en instrumentos al servicio de intereses económicos y políticos. Forzar, desvirtuar o desnaturalizar las palabras es tanto como aniquilar el propio lenguaje, presupuesto de racionalidad. De ahí la necesidad de purificar no sólo los conceptos, sino también el vocabulario, de modo que éste sea capaz de expresar con frescura y originalidad el pensamiento humano. También hay que enriquecerlo, dándole nuevos sentidos, quizás inadvertidos por generaciones anteriores. Este modo de proceder es el que realmente configura una cultura del dialogo, abierta, rica. Viva. Integradora. Capaz de fundir filosofías, creencias y opiniones, así como de crear nuevos términos que designen realidades desconocidas.

Allí donde el cristianismo ve algo bueno, se asoma. Lo toma, lo potencia, y se eleva con ello. San Juan no tuvo temor alguno en denominar a Dios Lagos, partiendo del pensamiento griego. San Pablo hizo suya la idea de ley natural, como algo inherente al corazón del hombre. Para comprender y explicar mejor el misterio trinitario, se empleó el concepto de persona -noción griega, reelaborada por los romanos-, etc. San Agustín se platonizó y Santo Tomás dialogó con el Estagirita. El derecho canónico asumió gran parte de la terminología romana: confesión, rescripto, potestad, jurisdicción, y muchos términos más pasaron del ius civile al ius canonicum sin dificultad.

En mi opinión, es preciso recristianizar el diccionario...

Lee el artículo completo


En mi opinión, es preciso recristianizar el diccionario, pues día a día nos enfrentamos a términos francamente barbarizados. Para este fin, la eutanasia es un buen ejemplo. Me explicaré. Eutanasia -en griego, buena (eu) muerte (tánatos)- es un termino positivo, eufónico, seleccionado hábilmente para esconder, con eufemismos, una realidad tan cruel como inhumana: la asistencia al suicidio, cuando no el homicidio directo. Servía, sobre todo, para ocultar mediáticamente el suicidio, creando una cortina de humo entre dos acciones profundamente distintas: matar y morir.

No nos hallamos ante un tema baladí, pues, una vez perdida la batalla del lenguaje, es fácil ser vencido en la contienda de la argumentación. De ahí la necesidad de recuperar la idea de eutanasia -arma arrojadiza contra la Iglesia- y ganarla para la causa cristiana. En efecto, el cristianismo, gran defensor de la dignidad de las personas, quiere que todos los hombres mueran dignamente, es decir, conforme a su condición de hijos de Dios. Por eso, puede hablarse con total propiedad de una eutanasia cristiana, de una buena muerte, que es propia del hombre que aprovecha ese trance para preparar el salto a la vida eterna. La eutanasia por excelencia -es decir, la muerte más valiosa- fue la de Cristo en la Cruz, que trajo la redención al género humano. Por eso, los cristianos deberíamos ver en el martirio -dar la vida por amor a Dios- una suerte de eutanasia.

La eutanasia cristiana ayuda a morir dignamente, pero nunca asesina, pues matar es moralmente inaceptable, y más todavía si se trata de poner fin a la vida de personas discapacitadas, enfermas o moribundas. Por ello, la eutanasia cristiana rechaza cualquier tipo de acción u omisión que, de suyo o en la intención, provoquen la muerte, admitiendo, por supuesto, la interrupción de tratamientos médicos desproporcionados o un vano encarnizamiento terapéutico. Así, la eutanasia cristiana no desea la muerte pero acepta, porque reconoce nuestra condición de criaturas, el fin inexorable.

La eutanasia cristiana reclama que las decisiones sean tomadas por el propio paciente, si fuera capaz, o por sus familiares, respetando siempre los intereses legítimos del enfermo. La eutanasia cristiana jamás desatiende los cuidados paliativos, por más que la muerte nos pise los talones, y ve en ellos un ejercicio vivo de caridad fraterna, de generosidad. De solidaridad. Mientras escribo estas líneas, millares de personas, repartidas por todo el mundo, contribuyen al buen morir. Nos enseñan a ser valientes. La eutanasia cristiana es, pues, una realidad. Juan Pablo II y la Madre Teresa de Calcuta, desde posiciones distintas -enfermo y enfermera-, son modelos para el cristiano frente a la hermana muerte.

En definitiva, la eutanasia cristiana apuesta por la persona, por su dignidad, ayudándonos a morir en las manos de Dios. Para ello, es preciso rechazar de plano cualquier acción que directa o indirectamente implique un animus necandi, una intención o voluntad de matar, del todo contraria a los derechos humanos.

La eutanasia cristiana no teme a la muerte, pues ve en ella una puerta que se abre al Amor. Por eso, la espera con coraje, con entereza, sabiendo que es tan sólo un paso, una pascua, un recodo en la vida. Un camino que más tarde o más temprano todos hemos de recorrer.

Cap i Cúa

· 2 comentarios


Una bonita cifra: gracias a todos los que me visitáis

La importancia de pensar

miércoles, 2 de mayo de 2007 · 2 comentarios

Por Jaime Nubiola, en La Gaceta, el 1 de mayo de 2007

Muchos renuncian a pensar para evitarse conflictos: basta con hacer lo que hace la mayoría

No es infrecuente escuchar que la culpa de los males que en el siglo XX han afligido a la humanidad se encuentra en la filosofía moderna, sea por el individualismo de Descartes, el colectivismo de Marx o el nihilismo de Nietzsche. Quienes hacen afirmaciones así suelen añadir que el problema más grave del momento presente es que la cultura ha adoptado una mala filosofía, un sistema erróneo de pensamiento. Esta posición resulta relativamente cómoda, pues traslada la solución de los problemas al trabajo de unos especialistas, los filósofos, que son quienes deberían proporcionar las soluciones, mientras que se estima que el individuo de a pie, lamentablemente no puede hacer nada.

Sin embargo, esta manera de enfocar las cosas, de considerar que hay filosofías buenas y malas como si fueran mantelerías de fiesta o de diario, colonias de lujo o a granel, no es la mejor manera de abordar esta cuestión crucial. No es que no sepamos lo que nos pasa, como decía Ortega, ni tampoco que pensemos mal o que hayamos optado por una mala filosofía. Lo que nos pasa es más bien que en nuestra sociedad se ha renunciado a pensar. Quien se para un momento a reflexionar advierte de inmediato que en la aldea global cualquier forma de pensamiento libre y creativo ha caído víctima del ensordecedor ruido general. Aquello que escribió Pascal de que «toda la desgracia de los hombres viene de una sola cosa: el no saber quedarse a solas en su habitación» es ahora más verdad que nunca. Pensar es difícil. No proporciona una gratificación instantánea como la mayor parte de las cosas que consumen los jóvenes. Quien piensa es considerado a menudo como un ser extraño, como un extraterrestre.

Lee el artículo completo


Precisamente somos los filósofos quienes tenemos como profesión recordar a la humanidad que no se puede vivir sin pensar, que no podemos trasladar nuestras decisiones a otros, sean las modas, las mayorías o la tradición. Sócrates, el primero de los filósofos, se veía a sí mismo como un tábano puesto sobre su ciudad, Atenas, para que no se amodorrara. Su tarea era enseñar a pensar con libertad. «Más vale padecer el mal que cometerlo», decía, y afirmaciones como ésta le llevaron a ser condenado a muerte. Posiblemente nunca ha estado de moda pensar.

La conflictividad es un rasgo inevitable de la convivencia humana en todos sus niveles: desde la familia hasta la comunidad internacional, pasando por la comunidad de vecinos, la organización profesional o, por supuesto, el Parlamento de una sociedad democrática. Muchos renuncian a pensar precisamente para evitarse conflictos: basta con hacer lo que hace la mayoría. «Lo hacen todos» es el argumento moral definitivo en favor de una posición cualquiera porque nos exime de pensar. Cuando en mi infancia usaba yo este argumento ante mi madre, ella siempre me respondía con enorme convicción «¿si todos se tiraran por la ventana, tú te tirarías?». Ante esa pregunta, yo me asomaba tímidamente a la ventana para mirar, «por si acaso» —decía—, pero sólo llegué a entender la fuerza de su argumento muchos años después.

Lo importante era la convicción de mi madre y quizá se encuentre en ella el origen de mi vocación filosófica. Sólo vale la pena dialogar —como ha escrito Rhonheimer— «donde las convicciones se toman en serio, como expresión de la convicción subjetiva de que la propia convicción corresponde a la verdad». Mi madre me daba sus razones porque estaba convencida de la verdad de su posición, pero sobre todo porque quería enseñarme a pensar por mi cuenta. Transferir las decisiones personales a «lo que hacen todos» equivale a tirarse por la ventana, esto es, a dejar de pensar.

La pendiente resbaladiza de la eutanasia

martes, 1 de mayo de 2007 · 0 comentarios

Muchas veces he manifestado que uno de los grandes problemas -entre otros- de toda ley que retira garantías a la defensa de la dignidad del hombre en virtud de "casos límite" admitiendo excepciones, es el deslizamiento imparable hacia cada vez mayores cotas de opresión. Ha sucedido con el divorcio, con el aborto y está sucediendo con la eutanasia.

Esto, con ser evidente e implacable ley de la naturaleza de las cosas, está siendo obviado por nuestra decadente civilización, que camina entre juergas y borracheras hacia el hoyo.

Por eso es tan necesario que haya quien lo estudie detenidamente, recopile los datos y saque conclusiones científicas; aunque mucho me temo que ni así vamos a querer darnos cuenta, porque no hay peor ciego que el que no quiere ver.

Esto último, estudiar científicamente la realidad, es lo que ha hecho Javier Vega Gutiérrez, profesor de Medicina legal, al examinar cómo se ha verificado la pendiente resbaladiza en las tres jurisdicciones del mundo donde se autoriza la eutanasia: Holanda, Oregón (Estados Unidos) y Bélgica, en sendos estudios publicados en "Cuadernos de Bioética" (enero-abril 2007). El artículos de Aceprensa que aporto a continuación resume el relativo a Holanda, que el Dr. Vega firma junto con Íñigo Ortega.

Lee el artículo completo

De los estrictos requisitos a la práctica incontrolada de la eutanasia en Holanda La pendiente resbaladiza de la eutanasia

25-04-2007
043/07

Cuando se propone permitir la eutanasia, se la plantea como una solución para casos extremos, bajo control riguroso. La experiencia muestra que, si se legaliza, la práctica de la eutanasia tiende a expandirse cada vez más. Es el fenómeno llamado de la "pendiente resbaladiza", que Javier Vega Gutiérrez, profesor de Medicina legal, examina cómo se ha verificado en las tres jurisdicciones del mundo donde se autoriza la eutanasia: Holanda, Oregón (Estados Unidos) y Bélgica, en sendos estudios publicados en "Cuadernos de Bioética" (enero-abril 2007). Resumimos el relativo a Holanda, que el Dr. Vega firma junto con Íñigo Ortega.

Sobre la situación de la práctica eutanásica en Holanda existen fundamentalmente tres informes oficiales acerca de las muertes producidas en 1990, 1995 y 2001. Los resultados más relevantes se exponen en la tabla.

La metodología usada en estos informes para obtener los datos consistió en entrevistas a más de 400 profesionales sanitarios en cada año estudiado, y el análisis de una muestra representativa de 5.200-5.600 certificados de defunción.

Es importante advertir que las únicas cifras objetivamente verificables son las relativas al número total de fallecimientos y al número total de casos de eutanasia notificados. Todas las demás se basan en respuestas anónimas del personal sanitario acerca de los casos en que manifestaron estar involucrados, y se trata por tanto de estimaciones. Un último punto preliminar es que en los informes se adopta una definición reductiva de eutanasia, que en la ley holandesa significa solamente eutanasia voluntaria activa.
Cada vez más

Realizando un breve análisis de la tabla, vemos cómo casi todos los tipos de muertes relacionadas con la eutanasia han ido aumentando de un estudio al siguiente. Adoptando la definición holandesa de eutanasia como "eutanasia voluntaria activa", se produjeron 2.300 casos en 1990, 3.200 en 1995, y 3.700 en 2001.

Si se incluyen todos los casos en que los médicos pretendían explícitamente acortar la vida (tanto por acción como por omisión, con petición o sin petición de los pacientes), el total se eleva notablemente. Añadiendo por tanto los casos de suicidio asistido, los de terminación de la vida sin petición, las muertes por intensificación del tratamiento del dolor y de otros síntomas con propósito explícito de acortar la vida, y los casos de renuncia al tratamiento o retirada del mismo con la misma intención, el total de muertes intencionadas ha ido ascendiendo de unas 15.400 en 1990 a 19.700 en 1995 y 31.600 en 2001.
Sin petición del enfermo

Los casos de "terminación de la vida sin petición" del paciente han permanecido prácticamente invariables en los diferentes informes, en torno a mil. El control social es prácticamente nulo, pues los médicos no los notifican. Para el secretario de la Real Asociación Médica de Holanda, este número es un índice de que la práctica eutanásica está todavía bajo el control de los médicos. Sin embargo, que alrededor de mil enfermos mueran cada año de esta forma es inaceptable también para muchos partidarios de la legalización de la eutanasia (y no se consideran aquí otros tipos de eutanasia sin solicitud del paciente).

También la "eutanasia neonatal" se da sin prácticamente ningún control social, pues los médicos no la declaran. Se han notificado una media de 3 casos anuales entre 1996 y 2001; sin embargo, en 2001, a unos 100 de los 1.088 niños que murieron con menos de un año, los médicos les suministraron fármacos para acelerar la muerte.

En cuanto a la "sedación terminal", el informe pretende combinar la administración de medios para provocar la sedación profunda o coma y la omisión de la hidratación y la nutrición. En 8.400 casos ha sido aplicada la sedación, y en 5.500 de ellos no se ha suministrado ni alimento ni líquidos. En el 46% de los casos de sedación el fin era doble: aliviar los síntomas y acelerar la muerte, mientras que en el 54% acelerar la muerte era el fin principal. Todo esto, aunque la cesación de la vida sea más lenta, es un acto intencional de eutanasia.

Según los informes, el motivo principal por el que se solicita la eutanasia está relacionado con una grave enfermedad física, que sea origen de un "sufrimiento insoportable sin perspectivas de mejoría", o "para evitar la pérdida de dignidad" y "evitar un sufrimiento ulterior", siendo poco frecuente que se practique la eutanasia a petición a causa de una patología psiquiátrica, o por "estar cansado de vivir".

Eutanasia sin transparencia

En relación con los "cuidados paliativos", el informe señala que la mitad de los médicos encuestados no pueden juzgar su eficacia para prevenir las peticiones de eutanasia, pues no tienen un conocimiento suficiente sobre ellos, y que en Holanda la calidad de la Medicina paliativa deja aún mucho que desear. Sin duda, una oferta insuficiente de cuidados paliativos puede hacer que el paciente perciba prontamente el dolor como insoportable; sin embargo, el síntoma dolor sólo es el motivo de la solicitud en el 29% de los casos.

Con relación a las notificaciones de eutanasia por parte de los médicos, se ha confirmado en los diferentes estudios que sólo una minoría de los médicos rellena el cuestionario, y no en todos los casos en que intervienen. El número anual de notificaciones fue aumentando hasta más de 2.500 en 1998, para después empezar a disminuir y quedarse por debajo de 2.000 desde el año 2002.

El cambio de tendencia coincide con el del procedimiento de notificación, que antes se tramitaba por medio del patólogo comunal y ahora debe hacerse a la "Comisión regional de control sobre la eutanasia". Con el nuevo sistema se pretendía que los médicos comunicaran los casos de eutanasia con mayor regularidad, para hacer más transparente esta práctica; pero no se ha obtenido el fruto esperado. En 2001 los médicos evitaban el control jurídico en la mitad de los casos, y en 2003 se ha revelado que para no tener que notificar los casos de eutanasia, los médicos acudían a la denominada "sedación terminal" con intención de acabar con la vida del paciente.
Descenso en cuatro fases

A la vista de los datos, intentaremos comprobar si en Holanda se ha producido el deslizamiento por la "pendiente resbaladiza" de la eutanasia. Utilizaremos el esquema propuesto por I. Ortega ("La pendiente resbaladiza. ¿Ilusión o realidad", "Annales Theologici" 17 (2003), 107-112), que distingue cuatro fases en el deslizamiento:

A: ley que autoriza la eutanasia o el suicidio asistido si se dan tres requisitos: 1.°, plena voluntariedad; 2.°, enfermedad terminal; 3.°, padecer dolores insoportables.

B: se permite la eutanasia no voluntaria e involuntaria (pacientes en coma, recién nacidos con malformaciones, ancianos dementes o enfermos con perturbaciones mentales).

C: se permite la eutanasia o el suicidio asistido en enfermos incurables no terminales, o que no están en situación irreversible, o con enfermedades de las que se pueden curar.

D: se permite la eutanasia por motivos de sufrimiento psicológico, por pérdida de la autonomía, escasa calidad de vida, sentimiento de ser una carga económica, etc.
Cae la primera barrera

Con respecto a la primera condición exigida por la ley (voluntariedad plena en el enfermo que solicita la eutanasia), al estudiar el caso holandés se aprecia que, tanto tribunales como la Real Sociedad Médica, en casos de pacientes que sufren depresión, demencia u otra enfermedad psíquica, aceptan que se les practique la eutanasia. Aun reconociendo que la capacidad de juicio del enfermo está disminuida, consideran "cruel" aplicar los requisitos legales de forma estricta. Lo mismo ocurre con recién nacidos minusválidos o pacientes en coma, que claramente no pueden expresar su voluntad: para acabar con sus vidas basta que el doctor y/o la familia opinen que el sufrimiento es insoportable y pongan en duda la eficacia de los tratamientos.

Existen pruebas razonables provenientes de diversas investigaciones que denuncian una extensión progresiva de la eutanasia no voluntaria e involuntaria; basta pensar en el Informe Remmelink (1991) o en el Segundo Informe (1996), en el millar de eutanasias causadas sin ninguna petición del paciente.

No es fácil calcular con precisión la extensión de la eutanasia no voluntaria e involuntaria, aunque diferentes estudios coinciden en afirmar que es mayor el número de las muertes "sin petición expresa". Entre las causas se señalan tanto el deseo del médico de acabar con casos de sufrimiento extremo, convencido de que actúa en beneficio del paciente, como el considerar que hay vidas carentes de valor que no merecen la pena ser vividas, por la falta de calidad de vida.
Para cansados de vivir

El segundo requisito, la condición de enfermo terminal, no es exigido por los tribunales desde el caso Chabot, y ni siquiera la Real Sociedad de Médicos la considera importante. Ya durante el debate parlamentario, temiendo un descenso por la pendiente resbaladiza, el senador Egbert Schuurman había predicho el peligro de que "los defensores de la eutanasia irán añadiendo nuevos criterios, por ejemplo 'estar cansado de vivir'". Efectivamente, nada más acabar el debate, el propio ministro de Sanidad Els Borst, en una entrevista, se mostró partidario de la así llamada píldora de suicidio (Drion-pill) para aquellas personas mayores que estuvieran cansadas de vivir.

Otro ejemplo es el del Dr. Sutorias, que facilitó el suicidio de un anciano de 86 años que "estaba cansado de vivir", aunque gozaba de buen estado físico. Un tribunal de primera instancia dictaminó que el médico no había violado las normas sobre la eutanasia, si bien un tribunal de apelación y finalmente la Corte Suprema decidieron que fuera procesado.
Subdesarrollo de los cuidados paliativos

El último requisito ya hemos estudiado cómo se verifica: es indiferente que el dolor sea somático o psíquico, y se aplica la eutanasia a personas que la solicitan por motivos diferentes del sufrimiento.

El subdesarrollo de la Medicina paliativa en Holanda es uno de los efectos previstos en el argumento de la pendiente resbaladiza que se ha cumplido con más claridad. Cuando en 1993 se reglamentó la eutanasia, los cuidados paliativos en Holanda apenas estaban desarrollados; el Gobierno parecía más preocupado por el debate de la eutanasia que por buscar alternativas eficaces. El ministro de Sanidad del siguiente gobierno, en una carta enviada al Parlamento en 1996, reconoció una gran carencia de profesionales de asistencia paliativa, falta de coordinación y descuido de los programas de formación en este sector de la Medicina. Hasta el verano de 1997 no se produce una inversión económica sustancial del Gobierno para mejorar el desarrollo de los cuidados paliativos.

Observadores extranjeros y, cada vez más, también de la propia Holanda, atribuyen este retraso a la eutanasia, que se ha convertido en una opción sustitutiva de estos cuidados, una opción rápida, barata y definitiva del problema del sufrimiento, que ha impedido el desarrollo de alternativas.
En pacientes incapaces

Como señala Ortega, de la evolución de la eutanasia en Holanda se deduce que se ha producido un fuerte descenso por la pendiente resbaladiza a la fase B (ausencia de voluntariedad): se ha permitido la eliminación de pacientes incapaces (con depresión, dementes, enfermos psíquicos, recién nacidos minusválidos o pacientes en coma); no se han desarrollado mecanismos que puedan evitar las presiones (médicas, familiares o sociales), y existe una práctica extendida de eutanasia involuntaria que ha provocado desconfianza y deterioro de la convivencia.

La fase C, que admite varios grados, se ha cumplido en todos ellos: el primero, cuando se ha permitido la eliminación de enfermos incurables pero que no se encontraban todavía en estado terminal; el segundo, con la eutanasia de los que no están en situación irreversible; y el tercero, con la supresión de pacientes con enfermedades que se pueden curar.

En el descenso a la fase D se ha llegado a una "profundidad" considerable: de permitir la eutanasia a personas que padecían dolores intratables se ha pasado a las personas con sufrimientos psíquicos, y de aquí a los que en realidad no experimentaban dolor, sino que tenían otros motivos para acabar con sus vidas.

Pero el argumento de la pendiente resbaladiza no se limita a pronosticar que una vez dado el paso A y aceptada la eutanasia en unos pocos casos límites, se producirán B, C y D. También sostiene que las medidas preventivas que intenten impedir este deslizamiento están destinadas al fracaso y, al cabo de un tiempo, las autoridades no perseguirán a los infractores de la ley o incluso la cambiarán, permitiendo comportamientos menos restrictivos.

En Holanda, esta previsión se ha cumplido: los tribunales han eliminado varios de los límites considerados como "medidas estrictas de seguridad" introducidas por el Gobierno en 1993. El Gobierno no ha conseguido controlar la práctica, pues la mayoría de los médicos no notifican los casos de eutanasia (es irreal pretender que el médico se autodenuncie cuando no ha cumplido con las condiciones establecidas), y es incapaz de verificar que se cumplen el resto de las medidas preventivas. Por su parte, los tribunales, a juzgar por el escaso número de procesos y la cantidad irrisoria de condenas, no parecen demostrar capacidad o interés en perseguir a los infractores de la ley.
Salvaguardas inoperantes

En Holanda el descenso por la pendiente resbaladiza ha sido muy fuerte; las autoridades no han podido controlar la práctica de la eutanasia ni a los trasgresores de la ley; las precauciones establecidas legalmente han desaparecido en parte y la ley ha terminado permitiendo nuevos casos distintos de los iniciales.

También otros autores, como H. Jochemsen y J. Keown ("Voluntary euthanasia under control? Further empirical evidence from the Netherlands", "Journal of Medical Ethics" 25 (1999), 16-21), a la vista de los datos empíricos holandeses, confirman que "el paso A" (permisividad legal de la eutanasia voluntaria bajo ciertos requisitos) ha dado origen en Holanda a un fuerte descenso por la pendiente resbaladiza. Señalan que el informe de 1990 ha manifestado el fracaso de las "salvaguardas estrictas" establecidas en 1984 por los tribunales y la Real Asociación Médica holandesa, y que no se han cumplido las garantías esenciales ofrecidas por los partidarios de la eutanasia voluntaria. Estos autores señalan también que los datos del segundo informe de 1995 confirman de nuevo el descenso por la pendiente resbaladiza, y muestran que la mayoría de los casos de eutanasia, tanto con petición como sin ella, quedan sin informar y sin comprobar.

Los proponentes holandeses de la eutanasia voluntaria aseguraban que su tolerancia, sujeta a "salvaguardas", permitiría a la eutanasia quedar "expuesta a la luz pública" y ser controlada con efectividad. Sin embargo, ante el hecho indiscutible de que la mayoría de las veces no existe siquiera oportunidad de examinar los casos oficialmente, las pretensiones de regulación efectiva son vanas: la eutanasia en Holanda se está deslizando por la pendiente resbaladiza.
Para saber más

– Holanda descubre la sedación terminal como alternativa a la eutanasia (Aceprensa 59/06)

– Eutanasia para recién nacidos en Holanda (Aceprensa 68/05)

– Altas tasas de eutanasia revelan deficientes cuidados paliativos (Aceprensa 79/02)

Seguidores

Twitter

Ver el perfil de Alberto Tarifa Valentín-Gamazo en LinkedIn XING

Seguidores en Google+

Mi podcast

Galería de grafitos

Presentaciones

Etiquetas