Gestiones administrativas: Kafka era un pardillo

martes, 29 de septiembre de 2015 · 5 comentarios


Decir kafkiano es poco. He cambiado de domicilio y se me ha echado encima toda la complejidad del entramado burocrático de la sociedad moderna. Cada día comprendo mejor a todos esos y esas que deciden tirarse a la calle y vivir al margen del sistema.

Unos ejemplos.

foto atarifa
Empadronarme de nuevo. Voy un día para preguntar qué he de hacer, y volver ya con todo preparado. Aquí aparece la omnipresente fotocopia del DNI, en los tiempos del DNI 2.0 e incluso 3.0. Necesito el aval de otra persona, rellenar los dos un impreso, ir los dos con nuestros DNI y sus respectivas fotocopias... Como somos muchos en esa casa, tiene que ir un inspector a inspeccionar, cosa de 20 días, me dicen. Ha pasado un mes y sigo sin noticias. Pregunto para qué quieren las fotocopias del DNI y me dicen que para el expediente: Sepan todos ustedes que cada vez que se empadronan, queda un expediente en papel en cada oficina municipal para los restos de los tiempos. ¿Administración virtual?

Supongo que vivo en un país libre, que puedo vivir donde quiera y con quien quiera, y que soy un buen ciudadano tomándome la molestia de comunicar a la administración municipal mi domicilio actual. Pero ahí sigue el obstáculo burocrático después de un mes.

Ojo con las cuentas corrientes mancomunadas. Según uno de mis bancos, son una presión de alta seguridad: para salir de una o entrar en otra tienen que estar físicamente presentes todos los mancomunados. Si alguno vive fuera, la cosa se vuelve complicadísima, hacen falta todo tipo de papeles firmados y las omnipresentes fotocopias del DNI, aunque estén ya digitalizados, compulsados o no se qué más y bajo control de la lucha contra la evasión y el tráfico de capitales. Llevo dos meses de gestiones y aún no he conseguido salir de una cuenta y entrar en la otra.

En otro banco decido actualizar mi domicilio y, como consecuencia, tengo que abrir una cuenta nueva, con un nuevo pin, y firmar un contrato nuevo de varios folios de letra pequeña en papel reciclado, en términos casi ininteligibles, que me han animado a rehacer la carrera de Derecho que ya tengo certificada por dos universidades, para entenderlos.

No hablemos de un contrato de Internet que no se usa, que tiene no sé qué de "permanencia" y que debo seguir pagando hasta junio; del cambio de titularidad de un vehículo, y de los otros cambios que aún no he abordado: de domicilio en la Seguridad Social, en Hacienda, en el SAS, de telefonía móvil... 

¿Hay algún santo o santa al que rezarle para estas cosas?; ¿un Patrón/a del desamparado contribuyente?

Las madres pueden cambiar el genoma de embriones donados

viernes, 25 de septiembre de 2015 · 0 comentarios

Así titula la noticia Daniel Roldán para Ideal papel (versión digital). No soy entendido en la materia ni he profundizado en el hallazgo científico de la Fundación IVI; pero hago mi reflexión sencilla en función de lo que me ha parecido entender.

Lo que entiendo es que se ha descubierto que las "madres de alquiler" pueden comunicarse con los embriones aunque no sean suyos, y lo hacen modificando células del embrión antes de que se implante en el útero.

El estudio está orientado hacia la transmisión de enfermedades genéticas como la obesidad, la diabetes y el tabaquismo y cómo evitarla; pero muestra, de paso, muchísimo más: muestra la estrechísima y fundamental relación entre madre gestante y embrión ya antes de la implantación de este último en el útero materno, es decir, desde el mismo momento de la concepción. Y esto es una prueba científica más de la humanidad del embrión desde este momento, y de la trascendencia de que sea la madre biológica la que intervenga en todas las fases de la gestación.

Porque, además, los profesores Vilella y Simón no solo partieron para el estudio publicado en Development de la incidencia de enfermedades, sino también de la coincidencia de rasgos físicos, que les hizo sospechar de esta íntima comunicación que ahora parecen haber probado.


Inauguración de curso en la Universidad de Granada

martes, 22 de septiembre de 2015 · 0 comentarios

Ayer asistí a los actos académicos de inauguración de curso de la universidad de Granada. Hace ya dos o tres años el laicismo obtuvo una victoria pírrica al lograr que se quitara la Misa (tradicionalmente llamada "del Espíritu Santo") del programa oficial de actos. La Misa, no obstante, se sigue celebrando, y allí acudí para comprobar que la iglesia de los santos Justo y Pastor -sede de la capellanía universitaria- sigue llenándose. Me dio alegría ver a la nueva rectora, Dª Pilar Aranda, acudir -en coche oficial- a la ceremonia oficiada por el Arzobispo de Granada. Por poner un pero; me hubiera gustado que la Misa fuera un poco más solemne: la liturgia de la Iglesia suma siglos de belleza en todas las artes, y esta era una ocasión magnífica de mostrarlos: al fin y al cabo, la belleza es un trascendental del ser.

Para acabar con la ceremonia religiosa, se ve que además de formación doctrinal, conviene dar algunas nociones de urbanidad de la piedad a algunos profesores universitarios, y eso que la mayoría de los allí presentes deben de estar familiarizados con los lugares sagrados.

La procesión académica partió este año del Colegio Mayor San Bartolomé y Santiago, contiguo al templo; única referencia a los Colegios Mayores en toda la jornada, pues no se les menciona -salvo error- en ningún apartado de la Memoria que leyó luego el Secretario General, ni en ninguno de los parlamentos de la rectora y del Consejero de Economía y Conocimiento: una gran riqueza de la Universidad de Granada que sigue siendo olvidada, y otro aspecto en el que avanzar. Sin hacer un análisis detallado, sí quiero apuntar dos cosas: me alegró la declaración de convertir en referencia los conceptos cultura y ciudad; y que cuando comentamos en casa la Memoria, hubo quien descubrió -al fin- el peso de nuestra Universidad dentro del espacio universitario nacional e internacional.

Compartí procesión con un superior (miembro de la dirección) del Colegio Mayor decano de Granada, doctorando en Derecho Mercantil, sometido a los rigores de una veste tan antigua como abrigada. Como los de los Colegios Mayores abrimos la procesión, pude comprobar la expectación que las tradiciones producen en pleno siglo XXI: nunca he sido tan fotografiado como ayer.

Por fin en el Hospital Real, lleno a rebosar, tuvo lugar el acto solemne de inauguración de curso -en nombre de Su Majestad el Rey-, que contiene la siempre emocionante ceremonia de imposición de birretes a los nuevos doctores y el brillante discurso de apertura, y concluye con el entrañable canto del Gaudeamus igitur. En cuanto a las palabras de la rectora, además de lo que ya han destacado los medios, me llamó la atención el énfasis que puso en las políticas de implantación transversal de la perspectiva de género; aunque supongo que no debería extrañarme: una vez más la universidad aparece como agente de cambio social según el sesgo ideológico dominante, y no como institución abierta al estudio y a la formación de ciudadanos que sean los que hagan ese cambio social según su propio criterio.

En resumen, una mañana muy agradable, muy universitaria y esperanzadora, que haría bien -en mi opinión-, en recuperar más elementos de su rancio abolengo, en estos tiempos en que la globalización introduce una desleída homogeneidad.


La Universidad de Granada y los Colegios Mayores

martes, 15 de septiembre de 2015 · 0 comentarios

SENSIBILIDAD es la palabra. Nunca imaginé la repercusión de mi artículo anterior Los Colegios Mayores y la Universidad de Granada, acostumbrado como estoy a que solo me lean algunos amigos verdaderamente meritorios. Pero su contenido ha llegado a la rectora, imagino que a través de la buena labor de clipping de un gabinete de comunicación competente.

Que una entrada de un blog tan poco "influyente" haya llegado a la rectora y provocado una llamada de la vicerrectora es mérito de la disponibilidad del nuevo equipo rector para trabajar con todos los actores universitarios, no de lo que yo haya podido decir. No es ya el mayor o menor acierto de los planteamientos; valoro ahora la sensibilidad y la disposición que esta llamada telefónica personal supone, más teniendo en cuenta que el nuevo equipo debe estar ahora sobrepasado de trabajo, porque comienza el curso y porque es nuevo.

Ya dije que lo escrito antes es mi opinión personal, que la postura de los Colegios Mayores -y Albayzín con ellos- es la que se manifestó en aquella reunión y la que en adelante se manifieste de común acuerdo. Lo que allí se acordó de total colaboración, trabajo conjunto y canales abiertos es lo que hay, y me sumo institucionalmente a esas decisiones. Naturalmente, trataré de exponer mis propuestas en el foro adecuado, en cuanto tenga ocasión: la oportunidad de plantear a la Universidad un mejor posicionamiento de los CCMM en su web oficial; la creación (o impulso) de una marca "Colegios Mayores"; la difusión conjunta de las actividades de los Colegios Mayores a través de, por ejemplo, la tecnología de Teleprensa.

Casi siempre, la voluntad de trabajar es más importante que los marcos de trabajo, por adecuados que estos sean. La vicerrectora Teresa Ortega está demostrando con hechos la mejor disposición, y el coordinador de CCMM lleva años mereciendo la confianza y el agradecimiento de todos los CCMM. Quedamos así emplazados a los hechos, empezando por los de los propios CCMM, en particular por los que de alguna forma tenemos asignadas ciertas responsabilidades en su funcionamiento. En consecuencia, me desdigo de mi decisión de no acudir a la apertura conjunta de CCMM y RRUU y espero estar presente en la nueva facultad de Medicina en el acto académico del próximo martes 29.

Me encantaría que la singularidad de los CCMM fuera valorada porque se hicieran valorar por su aportación original al servicio social de la universidad; que fueran, por ejemplo,  un aspecto muy puntuado en los ranking internacionales de universidades -no se si está contemplado-, de forma que contribuyeran a realzar aún más la categoría de nuestra Universitas Granatensis.

Otro día hablaré de los Colegios Mayores.


Los Colegios Mayores y la Universidad de Granada

viernes, 11 de septiembre de 2015 · 0 comentarios

Colegio Mayor Albayzín
DECEPCIÓN es la palabra. Ante ayer fuimos convocados los Colegios Mayores (CCMM) y las Residencias Universitarias (RRUU) a una reunión con la nueva Vicerrectora del nuevo vicerrectorado de "Responsabilidad Social, Igualdad e Inclusión", Dª Teresa Ortega.

La primera sorpresa era que se convocara conjuntamente a CCMM y RRUU, como si fueran cosas básicamente iguales, cuando los CCMM son mucho más que meras residencias. La segunda es que lo hiciera la responsable de este nuevo -y extraño- vicerrectorado, cuando hasta la fecha los CCMM dependían del de Estudiantes. La reunión no hizo más que refrendar nuestros peores presagios.

Es cierto que los tiempos del equipo de gobierno del ex Rector González Lodeiro han sido los mejores que conozco para los CCMM, después de una experiencia de casi 30 años repartidos entre dos universidades de calibre como la de Barcelona y la de Granada. No se podía esperar que mejoraran; pero sí que se mantuviera lo logrado.

Pero el nuevo equipo recién elegido de Dª Pilar Aranda, ha demostrado torpeza e ignorancia. Torpeza al presentar hechos consumados sin escuchar antes a los CCMM. Ignorancia porque los cambios demuestran un desconocimiento total de la naturaleza y la labor universitaria de los CCMM, indigna de una universidad que va camino de celebrar 500 años de vida y que es la segunda de España -quizá del mundo- en número de Colegios Mayores, uno de los cuales tiene casi 400 años.

La decepción alcanza al coordinador del Centro de Coordinación de CCMM y RRUU -que es a su vez director de uno de los colegios mayores-, que ya ocupaba el puesto con el rectorado anterior, porque desprende la impresión de que no ha defendido adecuadamente el lugar y la importancia de los CCMM en nuestra universidad.

Se hace depender a estos centros universitarios de solera multi centenaria de un vicerrectorado que es un cajón de sastre, a la cola de las políticas de igualdad, inclusión, actividades solidarias, comedores y no sé qué más retales, a falta de ver la web prometida del vicerrectorado. Dª Teresa Ortega trató de vestir la mona de seda; casi más patético fue la defensa del despropósito que hizo el coordinador al enumerar las ventajas económicas y jurídicas de los CCMM: esas ventajas, que los asimilan en parte a facultades y escuelas, obedecen a su valor añadido y deberían ir acompañadas de un trato consecuente, en el organigrama de la Universidad -y en la página web, dicho sea de paso-.

En el fondo subyace el prejuicio de considerar a los CCMM como poco más que meros alojamientos. Yo, que quería comentar con el coordinador dos ideas para avanzar en la mejor consideración de los CCMM (mejorar posicionamiento en la web de ugr y crear la marca "Colegio Mayor"), tuve que callar y confiar en que los directores de CCMM sepan reconducir en lo posible el retroceso que hay sobre la mesa. Para empezar, si la Apertura de curso conjunta de CCMM va a hacerse con RRUU, que no cuenten con mi asistencia.

No tengo nada contra las RRUU; es más, si algunas quisieran ser CCMM me parecería estupendo; pero para ser un CCMM hay que trabajar mucho más. El apartado alojamiento es una parte pequeña de la actividad de un Colegio Mayor, importante, pero pequeña.

En resumen: los CCMM están mal situados en este vicerrectorado; está mal la asimilación con las RRUU; no debe haber actos académicos conjuntos de Colegios y Residencias ni reuniones, Por no mencionar esa petición de la vicerrectora de que evitemos las novatadas, y que si no podemos, "que sean simpáticas": nos hemos adherido a un propósito para acabar con las novatadas absolutamente.

Esto es lo que tengo que decir, brevemente, sobre lo que escuché en la parte de la reunión a la que asistí; en la que tuve tiempo de comprobar que la misma perplejidad y decepción asaltó a todos los directores de colegios mayores.



Colegio Mayor Albayzín

martes, 1 de septiembre de 2015 · 0 comentarios

Martes 1 de septiembre. Acaba de empezar el curso 15-16 para los que nos regimos, en parte, por cursos académicos.


Llevo casi toda la vida vinculado a la universidad a través de los Colegios Mayores, institución de máxima solera universitaria, que deberían ser Patrimonio de la Humanidad y protegidos como especies en vías de extinción. Granada es la segunda ciudad de España en número de Colegios Mayores, 12 en este momento, tras la triste noticia de que uno de los más emblemáticos, el Loyola, ya no abre este curso sus puertas.

Estudié casi toda la carrera en el Colegio Mayor Monterols, adscrito a la Universidad de Barcelona, del que fui colegial encargado de "adscritos" (residentes en pisos con convenio con el colegio mayor), decano y director de estudios. Nada más llegar a Granada, me incorporé al Patronato del Colegio Mayor Albayzín -toda una institución en la ciudad-, en el que sigo, y ahora me incorporo como director de comunicación, en tareas, además, de promoción y relaciones públicas.

Naturalmente, la comunicación en Internet y a través de redes sociales es muy importante para nosotros, y una de las cosas que he empezado por hacer es desentrañar el árbol de webs, blogs y redes que ya están en el aire a disposición del público general, muy especialmente de los estudiantes de bachillerato y universitarios y... de sus padres.

Otro día hablaré más extensamente de la figura histórica, actual y rabiosamente universitaria de los colegios mayores. Hoy quiero mostrar ese árbol de enlaces que proporcionan información, herramientas y proyectos para todos los universitarios.

La web del Colegio Mayor Albayzín enlaza con el blog El Patio, donde podemos encontrar la vida universitaria y familiar del colegio, tanto las actividades abiertas a toda la universidad como las tradicionales y propias de los colegiales. También da acceso a uno de nuestros proyectos más ambiciosos, la web Oriénta-T, pensada para que universitarios veteranos -colegiales o no- ayuden a estudiantes de 2º de Bachillerato a elegir su carrera. Desde esta web se accede al blog Personas con salidas, orientado a dar información sobre los conocimientos y las habilidades que demanda más el mercado laboral. Este blog deberá cambiar de asiento, pues existe una web Personas con salidas, más acorde con sus contenidos. Por último, desde la web Albayzín, que actúa como portal, accedemos a la web de Amigos del Colegio Mayor Mayor Albayzín (ACMA), que tiene su propio blog y lleva, además, al blog de Antiguos colegiales del Colegio Mayor, que parece la cola de la red; pero es en realidad la raíz del árbol, el hogar en Internet de todos esos estudiantes que vivieron entre las paredes de alguna de las tres sedes que ha tenido el colegio mayor (Carmen de las Maravillas, calle Tablas y sede actual), y que ya forman parte de él para siempre.

La vida del Colegio Mayor Albayzín se puede seguir en las redes sociales, abiertas a la participación de colegiales actuales y antiguos y a la vastísima comunidad de amigos: Twitter, Facebook, YouTube, G+. ACMA tiene su propio perfil de Facebook, canal de YouTube y perfil en Linkedin. El blog Personas con salidas su propia cuenta de Twitter.

Un recorrido por estos sitios del ciberespacio puede servir para descubrir el apasionante y a veces mal conocido mundo de los colegios mayores, donde alientan el espíritu y la vida universitaria Gran Reserva.


Seguidores

Twitter

Ver el perfil de Alberto Tarifa Valentín-Gamazo en LinkedIn XING

Seguidores en Google+

Mi podcast

Galería de grafitos

Presentaciones

Etiquetas