Jornada de Educación Diferenciada

domingo, 30 de marzo de 2008 · 2 comentarios

EASSE-AO ha organizado una Jornada de Estudio sobre Educación Diferenciada (la que se adapta a los distintos ritmos de maduración entre niños y niñas) en Granada, el próximo sábado 19 de abril. Lo reseño porque me parece una opción que aumenta las opciones de los padres y extiende las fronteras de la libertad de enseñanza.

El texto que sigue es el que figura en la página de entrada de su web.

La Educación Diferenciada es una opción educativa consistente en prestar una atención diferenciada a los alumnos de distinto sexo. La Educación Diferenciada es una opción alternativa a la Coeducación.

En EASSE-AO no pretendemos defender que la Educación Diferenciada sea siempre, para todos, a cualquier edad, y bajo cualquier circunstancia, superior a la Coeducación, ni lo contrario tampoco. No aceptamos tampoco el dogma coeducativo: que el único camino hacia la igualdad de derechos real y efectiva entre hombres y mujeres sea la implantación universal de la coeducación.

Los últimos años han visto resurgir el interés por la Educación Diferenciada, como una vía para alcanzar la igualdad efectiva entre hombres y mujeres apoyándose en una educación personalizada, que contemple las necesidades y capacidades específicas de las chicas y de los chicos en cada etapa de su desarrollo.

Cada vez son más los que piensan que la Coeducación no ha sido la única opción pedagógica eficaz, sino que tanto la prestación de una atención diferenciada a chicos y chicas --en el seno de la escuela mixta--, como la configuración de grupos específicos para algunas edades y materias, como las escuelas separadas por sexos, pueden ser opciones razonables.

En EASSE-AO pensamos que la Educación Diferenciada es una opción razonable.

Por qué me convierto del islam al catolicismo

miércoles, 26 de marzo de 2008 · 8 comentarios

Por Magdi Cristiano Allan

El Mundo 23 de marzo de 2008

Este artículo es la reproducción íntegra del texto publicado ayer en 'Corriere della Sera' enviado por el autor al director del periódico italiano con ocasión de su bautismo por el Papa.

Querido director: Lo que te voy a contar se refiere a una decisión de fe y de vida personal, que, de ninguna manera, quiere implicar al Corriere della Sera, del que me honro en formar parte desde 2003, con el cargo de vicedirector ad personam. Te escribo, por lo tanto, como protagonista de la vivencia y como ciudadano privado. Ayer por la noche me convertí a la religión católica, renunciando a mi anterior fe islámica. De esta forma y por la gracia divina, vio la luz el fruto sano y maduro de una larga gestación vivida en medio del sufrimiento y de la alegría, entre la profunda e íntima reflexión y la consciente y manifiesta exteriorización. Estoy especialmente agradecido a Su Santidad, el Papa Benedicto XVI, que me administró los sacramentos de la iniciación cristiana, Bautismo, Confirmación y Eucaristía, en la Basílica de San Pedro, durante la solemne celebración de la Vigilia Pascual. Y adopté el nombre cristiano más sencillo y explícito: «Cristiano».

Desde ayer, pues, me llamo Magdi Cristiano Allam. El de ayer fue, para mí, el día más bello de mi vida. Adquirir el don de la fe cristiana en la celebración de la Resurrección de Cristo de manos del Santo Padre es, para un creyente, un privilegio inigualable y un bien inestimable. A mis casi 56 años, es en mi historia personal un hecho histórico, excepcional e inolvidable, que marca un punto de inflexión radical y definitivo respecto al pasado.

El milagro de la Resurrección de Cristo se ha reflejado en mi alma, liberándola de las tinieblas de una predicación donde el odio y la intolerancia hacia el «diferente», condenado acríticamente como «enemigo», priman sobre el amor y el respeto al «prójimo», que es siempre y en cualquier circunstancia «persona». Al mismo tiempo, mi mente se ha liberado del oscurantismo de una ideología que legitima la sumisión y la tiranía, permitiéndome adherirme a la auténtica religión de la Verdad, de la Vida y de la Libertad. En mi primera Pascua como cristiano, no sólo he descubierto a Jesús, sino que he descubierto, por vez primera, al auténtico y único Dios, que es el Dios de la Fe y de la Razón.

Mi conversión al catolicismo es el punto de llegada de una gradual y profunda reflexión interior, a la que no pude sustraerme, dado que, desde hace cinco años, me veo obligado a llevar una vida blindada, con vigilancia fija en mi casa y con la escolta de los carabineros en todos mis desplazamientos, por culpa de las amenazas y de las condenas a muerte dictadas contra mí por los extremistas y los terroristas islámicos, tanto por los residentes en Italia como por los que viven en el extranjero.

Lee el artículo completo


He tenido que interrogarme, pues, sobre la actitud de los que han dictado públicamente fatuas (condenas jurídicas islámicas), denunciándome a mí, que era musulmán, como «enemigo del islam», como «hipócrita cristiano copto que finge ser musulmán para perjudicar al islam» y como «traidor y difamador del islam», legitimando de esta forma mi condena a muerte. Me he preguntado a menudo cómo es posible que a alguien como yo que luchó de una forma convencida y ardiente por un «islam moderado», asumiendo la responsabilidad de exponerme en primera persona en la denuncia del extremismo y del terrorismo islámico, haya terminado por ser condenado a muerte en nombre del islam y tras una supuesta legitimación coránica. De esta forma me fui dando cuenta de que, más allá de la coyuntura que registra la implantación del fenómeno de los extremistas y del terrorismo islámico en todo el mundo, la raíz del mal está inscrita en un islam que es fisiológicamente violento e históricamente, conflictivo.

Paralelamente, la Providencia me ha ido poniendo en el camino a personas católicas practicantes de buena voluntad que, en virtud de su testimonio y de su amistad, se convirtieron, poco a poco para mí, en punto de referencia en el plano de las certezas de la verdad y de la solidez de los valores. Comenzando por tantos amigos de Comunión y Liberación, con Don Julián Carrón a la cabeza; por sencillos religiosos como Gabriele Mangiarotti, sor Maria Gloria Riva, Don Carlo Maurizi y el padre Yohannis Lahzi Gaid; o por el redescubrimiento de los salesianos gracias a Don Angelo Tengattini y Don Maurizio Verlezza, culminado en una renovada amistad con el Rector Mayor, Don Pascual Chávez Villanueva; hasta el abrazo de altos prelados de gran humanidad como el cardenal Tarcisio Bertone, monseñor Luigi Negri, Giancarlo Vecerrica, Gino Romanazzi y, sobre todo, monseñor Rino Fisichella, que me ha acompañado personalmente en mi recorrido espiritual de aceptación de la fe cristiana.

Pero indudablemente el encuentro más extraordinario y significativo en la decisión de convertirme fue el que mantuve con el Papa Benedicto XVI, al que siempre he admirado y defendido siendo musulmán, por su maestría a la hora de establecer el vínculo indisoluble entre la fe y la razón como fundamento de la auténtica religión y de la civilización humana, y al que me adhiero plenamente como cristiano por inspirarme una nueva luz en el cumplimiento de la misión que Dios me ha reservado.

Querido director, me has preguntado si no temo por mi vida, consciente de que la conversión al cristianismo implicará ciertamente una enésima, y mucho más grave, condena a muerte por apostasía. Tienes razón. Sé a lo que me expongo, pero afrontaré mi destino con la cabeza alta y erguida y con la solidez interior del que tiene la certeza de la propia fe.

Y todavía más, después del gesto histórico y valiente del Papa que, desde el primer momento en que tuvo noticias de mi deseo, aceptó de inmediato administrarme en persona los sacramentos de la iniciación al cristianismo.

Su Santidad lanzó un mensaje explícito y revolucionario a una Iglesia que, hasta ahora, quizás haya sido demasiado prudente en la conversión de musulmanes, absteniéndose de hacer proselitismo en los países de mayoría islámica y silenciando la realidad de los conversos en los países cristianos. Por miedo. Por miedo a no poder ayudar a los conversos frente a la condena a muerte por apostasía y por miedo a las represalias sobre los cristianos residentes en los países musulmanes. Pues bien, hoy, Benedicto XVI, con su testimonio, nos dice que hay que vencer el miedo y no temer a la hora de proclamar la verdad de Jesús incluso a los musulmanes.

Por mi parte, quiero afirmar que es hora de poner fin al puro arbitrio y a la violencia de los musulmanes, que no respetan la libertad religiosa. En Italia, hay miles de conversos al islam que viven serenamente su nueva fe. Pero también hay miles de musulmanes convertidos al cristianismo, que se ven obligados a ocultar su nueva fe por miedo a ser asesinados por los extremistas islámicos, que se ocultan entre nosotros.

Por una de esas casualidades que evocan la mano del Señor, mi primer artículo escrito en el Corriere el 3 de septiembre de 2003 se titulaba Las nuevas catacumbas de los islámicos conversos. Era una investigación sobre algunos neocristianos que, en Italia, denunciaban su profunda soledad espiritual y humana frente a la contumacia de las instituciones del Estado, que no tutelaban su seguridad, y frente al silencio de la propia Iglesia.

Pues bien, quiero que del gesto histórico del Papa y de mi testimonio extraigan el convencimiento de que llegó el momento de salir de las tinieblas de las catacumbas y proclamar públicamente su voluntad de ser plenamente ellos mismos.

Si aquí, en Italia, la cuna del catolicismo, si aquí, en nuestra casa, no somos capaces de garantizar a todos la plena libertad religiosa, ¿cómo podremos ser creíbles cuando denunciamos la violación de dicha libertad en otras partes del mundo? Pido a Dios que esta Pascua especial otorgue la resurrección del espíritu a todos los fieles en Cristo, que, hasta ahora, han estado sojuzgados por el miedo.

Magdi Cristiano Allam, escritor de origen egipcio, es vicedirector de Corriere della Sera y especialista en temas de Oriente Próximo. Su último libro es Viva Israel (2007).

Mi 25 de marzo

· 0 comentarios

Ayer participé en la Velada por la Vida que se hizo en Granada, delante de una "clínica" abortista. Estuvimos pocos, muy pocos; incluso hemos sido menos en otros "25"; pero siempre ha habido alguien, una vela, una breve oración... y un manifiesto, como el de ayer:

Hoy es 25 de marzo. Día internacional de la vida. En todo el mundo, en cientos de ciudades, se realizan concentraciones y manifiestos; y se recuerda a las víctimas del aborto. Holocausto moderno, silenciado por poderosos lobbys y grupos de presión. Pero la verdad sale siempre adelante. Con empeño y con entusiasmo hemos de concienciar a nuestros conciudadanos de que abortar no es solución. Nunca es lícito matar a un inocente. Sentencia justa y llena de sabiduría. Nadie sobra. Recuerdo ahora la famosa película de Frank Capra ¡Qué bello es vivir! Relata las peripecias de un hombre honrado que se ve envuelto en un buen lío. En medio de su desesperación, piensa en el suicidio, porque no ha estado a la altura de las circunstancias y considera que ya no hay remedio. Entonces, el ángel bueno le muestra cómo sería el mundo si él no hubiera nacido. Esa revelación supone un shock tan intenso que vuelve sobre sus pasos y el relato termina felizmente.

Hoy estamos sobrecogidos por las narraciones infaustas que se han producido en nuestro país: fetos de 33 semanas triturados inmisericordemente. Es un relato fantasmagórico, apenas creíble, y que nos pincha en lo más hondo, incluso en su verosimilitud -¿es verdad esto que oímos?-; y nos preguntamos cómo es posible que esta sociedad, que se dice civilizada, pueda permanecer impasible ante tanto horror. Nunca más. Es preciso volver sobre nuestros pasos, defender con pasión la causa de la vida que es nuestra propia causa de humanización. Nos va todo en ello, si no queremos regresar a la barbarie del más fuerte, a la ley de la selva.

Me viene a la memoria la letra de la famosa canción "No dudaría" de Antonio Flores: "Si pudiera olvidar todo aquello que fui, si pudiera borrar todo lo que yo vi, no dudaría, no dudaría en volver a reír. Si pudiera explicar las vidas que quité, si pudiera quemar las armas que usé. Si pudiera sembrar los campos que arrasé, si pudiera devolver la paz que quité. Si pudiera olvidar aquel llanto que oí, si pudiera lograr apartarlo de mí, no dudaría, no dudaría en volver a reír. Prometo ver la alegría, escarmentar de la experiencia, pero nunca, nunca más, usar la violencia".

Hace unas semanas se podía leer en un reportaje de El Mundo (21 de febrero de 2008) un titular que decía "Aborté por miedo a dejar de tener mi propia vida". Es un sinsentido. ¿Qué sería de mi vida sin los otros? ¿Acaso no es el infierno mi soledad, mi yo para mí? Jack Nicholson en "Mejor imposible" le dice a Helen Hunt, protagonista femenina del film, cuando ésta le inquiere el por qué se ha enamorado de ella: tú haces que yo quiera ser mejor. Ser mejor. ¿Acaso podríamos ser mejores si no fuera por los demás? La mentira de vivir para mi, el engaño del individualismo más atroz no sólo no soluciona los problemas, sino que los agrava.

Esa persona -Lucía; que en latín significa lúcido, claro, que ve- entrevistada en El Mundo, no obstante reconocía, en un análisis de clarividencia y sinceridad, que el "aborto fue lo más difícil que he hecho en mi vida. Cuando lo hice, supe que el resto de mi vida iba a vivir con ello, que en el fondo era un daño para mí..." Y cuando va al parque, echa cuentas del niño que no tuvo: "Ahora sería como aquél, tendría cinco meses..." No es tarde, si Lucía, la que ve, corrige el yerro, pide perdón a su hijo que nunca vio la luz porque su madre, Lucía, la que ve, en ese momento no vio; y decide nunca más usar la violencia. Porque Lucía, la que ve, puede volver a reír con todos los niños del mundo que ríen. Sí, se puede borrar todo lo que ella vio o no vio; y no ha de dudar de que puede volver a reír.

Eric Clapton a la muerte de su hijo, compuso la canción "Tears in heaven" (lágrimas en el cielo). Su dolor se transformó en arte, en belleza, en consuelo, en amor. "¿Me cogerías de la mano si te viera en el cielo? ¿Me ayudarías a levantarme si te viera en el cielo? ¿Sería lo mismo si te viera en el cielo? Detrás de la puerta hay paz, estoy seguro. Y sé que no habrá más lágrimas en el cielo".

Pedro López García

25 de Marzo día de la Vida

martes, 25 de marzo de 2008 · 2 comentarios

En el primer Congreso Internacional Provida, celebrado en Madrid en el 2003 se acordó por abrumadora mayoría tras una encuesta mundial contestada por más de 5000 grupos y asociaciones de más de 20 países de Europa y América que en todo el mundo se celebrase el día de la vida, día del niño por nacer o día de la vida naciente, el día 25 de Marzo de cada año.

Historia del Día de la Vida
El primer país que celebró el día de la Vida de manera institucionalizada fue El Salvador en 1993. Le siguió Aregentina, donde la primera celebración oficial del Día del Niño por Nacer, se produjo el 25 de marzo de 1999 por iniciativa del presidente de la nación respaldado por la Conferencia Episcopal. Ese mismo año el Congreso de Guatemala declaró a instancias de la Iglesia y de varias ONGs el día 25 de marzo como Día nacional del Niño no nacido.

En Chile, a partir de una campaña que contaba con el apoyo de miles de firmas y varios alcaldes, el 18 de mayo de 1999 la Cámara de Senadores aprobó por unanimidad un proyecto de acuerdo por el que se solicita al Presidente de la República se sirva declarar el día 25 de marzo de cada año, como el día del niño concebido.

En el marco del III Encuentro de Políticos y Legisladores de América, que se realizó del 3 al 5 de agosto de 1999 en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, la primera dama de Costa Rica, Lorena Clara de Rodríguez, anunció la celebración de un día por la vida del no nacido en Costa Rica.

En Nicaragua, el presidente de la República con el apoyo de la Iglesia y de los grupos provida, dictó el día 25 de enero de 2000 un decreto por el que declara el día 25 de marzo de cada año como el "Día del Niño por Nacer".

En República Dominicana fue aprobada a instancias del señor cardenal, a comienzos del año 2001, la ley civil que instituye la celebración, considerando omo "apropiado y necesario consignar un día al Niño por Nacer, con la finalidad de propiciar la reflexión sobre el importante papel que representa la mujer embarazada en el destino de la humanidad, y el valor de la vida humana que porta en su seno".

Actualmente, en Venezuela, Uruguay y Panamá, grupos de defensa de la vida promueven campañas de recolección de firmas para lograr el reconocimiento de la fiesta por la autoridades civiles. En Uruguay, cada 25 de marzo, ciudadanos -principalmente católicos- realizan marchas pacíficas de protesta contra las clínicas de aborto clandestinas, reparten volantes defendiendo los derechos de los no nacidos y alertan a las mujeres sobre los graves daños psicológicos y físicos que el aborto les puede causar.

El Perú es, en este momento, el último país en haber instituido por ley, la fiesta de la vida. En enero del 2002, el Congreso de la República Peruana declaró el 25 de marzo como "Día del Niño por Nacer", luego del arduo esfuerzo de la asociación de defensa de la vida CEPROFARENA por recolectar las firmas necesarias para su legalización con el apoyo del cardenal y de toda la jerarquía de la Iglesia.

La Iglesia católica en México celebrará por séptimo año consecutivo este 25M el "Día de la Vida concebida en el seno materno", instituido por los prelados también en el marco de la solemnidad del misterio de la Encarnación.

"Día del Niño no Nacido" es el nombre que la fecha recibe en Austria, según acordaron los grupos pro-vida del país y se celebra también el 25M.

En Eslovaquia, por quinto año consecutivo, los grupos pro-vida han enviado una carta al Consejo Nacional de la República Eslovaca solicitando que el 25 de marzo se declare como "Día del Niño Concebido".En Cuba, la arquidiócesis de La Habana celebrará el "Día por la Vida" el 25M con un Rosario viviente, la entrega de premios del concurso de dibujo infantil por la Vida y la celebración eucarística presidida por el señor cardenal en la parroquia habanera de Nuestra Señora del Carmen.

Finalmente, en Filipinas. Durante la Misa por la fiesta de la Anunciación en Malacañang, la Presidenta de Filipinas, Gloria Macapagal Arroyo, declaró oficialmente el 25 de marzo como el Día del No Nacido. En su declaración, Arroyo afirmó que la conmemoración de la visita del ángel Gabriel a María requiere dar una importancia especial a los bebés que mueren por causa de complicaciones durante el embarazo.

En España y siguiendo la iniciativa del CIP1 la Conferencia Episcopal declaró en 1993 que el día de la vida se celebrase el 25M. Este año, muchas diócesis, casi todas, han proyectado actos para conmemorar el día de la Vida el Martes 25 M (segundo día de Pascua).

El divorcio es contagioso

domingo, 23 de marzo de 2008 · 11 comentarios

Por Ángel López-Sidro López, 31 de octubre de 2005

El divorcio, como el suicidio, es contagioso y crea su propia cultura

Es sabido que la institución matrimonial –que es lo mismo que decir el amor de pareja y familia, que es lo mismo también que decir el ser humano– no atraviesa por uno de sus mejores momentos.

He sostenido en múltiples ocasiones que el problema no es del matrimonio en sí, sino de esta sociedad para con él, de la percepción que tenemos del mismo y de la actitud con que lo afrontamos. Curiosamente, parece que todavía andamos lejos de buscar soluciones de verdad a este problema, y una gran parte del mundo continúa achacándole al matrimonio la naturaleza de sus conflictos conyugales, y otra buena parte sigue haciendo chistes de esta realidad tan seria y trascendente.

Pocos parecen advertir –y si lo hacen y lo manifiestan públicamente son tachados de reaccionarios– que los divorcios son una tragedia que conlleva daños no sólo para los hijos –esto es tan evidente que ni los más progres se atreven a negarlo, aunque en una pirueta fantástica he oído a alguno afirmar que un divorcio que da paso a nuevas uniones favorece a los niños al multiplicar los progenitores oficiantes–.

Los miembros de la pareja también padecen de muchas formas, desde la sentimental a la económica, las consecuencias de la ruptura, que, para quien haya contraído su matrimonio convencido de que inauguraba una nueva vida constituida por dos personas, no podrá parecerle menos que la consumación de un suicido de esa existencia compartida, con el resultado de sentirse un fantasma que pese haber traspasado el umbral del más allá arrastra cadenas por lo que dejó.

Esto se podría calificar como ceguera, pues la crisis familiar comienza a convertirse en pandemia. Pero no todos los problemas se fraguan en la inconsciencia. Hay muchos a los que al menos se les podría acusar de imprudencia temeraria, o incluso de inducción al suicido conyugal. Cada vez con menor escándalo se informa de fracasos matrimoniales, pasados o futuros, como si no se tratase de una enfermedad que se contagia de oído.

Lee el artículo completo


A la vuelta del verano hemos asistido con pasmo a la noticia de que la mayor parte de las rupturas en las parejas acontecen al regresar de las vacaciones, debido, por lo visto, a que la convivencia de días completos se hace insufrible para muchos acostumbrados a quererse sólo fuera de la jornada laboral. Siendo esto lamentable, de ser cierto, no es peor que la forma en que el presunto periodista informaba del fenómeno: «miles de parejas se romperán después de las vacaciones». Esto fue dicho, puedo asegurarlo, sin el menor dramatismo, como quien afirma que «miles de personas acudirán a las rebajas» o que «miles de personas van a asistir a tal concierto».

Para el que haya tenido que soportar algún enfado o desengaño de más, este anuncio de normalidad rupturista puede suponer una llamada de mal pastor a despeñarse.

Inducción al suicidio, y no exagero. ¿O no saben bien los psiquiatras que cuando alguien se tira por un puente, enseguida otros se sienten impulsados a emularlo, sabiendo cualquiera que nunca hay razones suficientemente graves como para quitarse la vida?

Por tal motivo existe una cierta prudencia periodística que silencia los acontecimientos de esa índole, porque, al fin y al cabo, si un suicida con éxito puede hacer que otros se animen, y si la vida humana todavía es algo protegible, lo más sabio parece que es correr un tupido sudario sobre el desgraciado fallecido, no demos malas ideas a quienes no tienen ánimo para pensar.

¿Y es que el matrimonio o la familia no son bienes valiosos y protegibles? Al menos, dado el nivel de escepticismo de hoy ante los valores, no se podrán negar los males que arrastran los divorcios. Si esto se sabe, no cabe admitir comportamientos tan censurables –sí, censurables– como el de ese periodista que, hablando de la cantidad de divorcios por los que han pasado los hijos de una famosa aristócrata, se atrevía a añadir «porque no son diferentes a la mayoría de las personas».

Gracias a Dios, todavía no es la mayoría de las personas la que se divorcia. Pero las cifras continúan creciendo, y con la ayuda de irresponsables o enemigos de la normalidad familiar, pronto se desbordará el embalse de las desgracias que la sociedad es capaz de soportar sin resquebrajarse. Un poco de cabeza, por favor, o al final a todos se nos van a atragantar los chistecitos sobre el matrimonio.

Biopsia al botellón

viernes, 21 de marzo de 2008 · 4 comentarios

Por Sunsi Estil-les Farré. Diari de Tarragona, 26 de Marzo 2006

Me niego a llamarle “cultura de”. Porque cultura no es cualquier cosa. Sólo cuando guarda alguna relación con su origen etimológico: cura animae –cultivo del alma- y cura corporis – cultivo del cuerpo. Beber sentados en la acera hasta que el hígado reviente, con la música a todo pasto, vomitar en el primer portal, dejar las calles como vertederos de basura.... podrá ser una “manifestación de”; pero cultura, enriquecimiento personal ... ni hablar.

¿Qué reivindican?: un espacio para beber más barato. Y les han dicho basta. ¿Qué argumento esgrimen?: ¡tolerancia!. Y les han contestado: “tolerancia cero”. ¿Medidas?: acordonar la zona y despliegue policial. ¿Contramedidas?: cambio de ubicación; “la concentración será en... Pásalo”. Mucho más excitante. La noche promete: bronca, vandalismo... El espectáculo está asegurado. Decenas de detenidos que la “basca” convierte en héroes de la causa. Y la causa es seguir bebiendo hasta altas horas de la madrugada sin límites ni restricciones. ¿Quién va a ganar este pulso?.

Lee el artículo completo


Primero habría que despejar otras cuestiones. ¿Cómo son nuestros adolescentes?. ¿Qué persiguen?. Hay una base mínima común a todos ellos. La adolescencia es una fase de la vida que se caracteriza por la confusión y la búsqueda de la propia identidad. Termina cuando se empieza a distinguir entre el deseo del capricho instantáneo y aquello que conviene. Y los expertos hablan de adolescentes que rozan los treinta años...o más. Investigaciones recientes relacionan la eterna adolescencia con lo que los americanos denominan “cultura de la habitación del adolescente”. ¿Una excentricidad más de los yanquis? . Creo que esta vez no.

La catedrática de antropología de la Educación de la Universidad de Valencia, Petra María Pérez, ha promovido un estudio en el que se concluye lo siguiente. “Vamos hacia un modelo de familia individualista. Es una familia donde se comparten cada vez menos espacios comunes. De ahí que tantos adolescentes tengan televisión propia en su cuarto o Internet (...) Estamos perdiendo muchos valores comunitarios, sobre todo en las sociedades urbanas.” Los adolescentes están a gusto en el hogar familiar: disponen de un grado de independencia cada vez mayor y disfrutan de muchas comodidades concentradas en las cuatro paredes de su dormitorio. Paradójicamente, el 67% de los padres entrevistados opinan que los adolescentes de hoy en día tienen «demasiadas cosas». Una pregunta retórica: ¿Quién se las proporciona?.

Doña Alejandra Vallejo Nágera explica las consecuencias: «Los adolescentes tienen ahora muchísimas oportunidades. Este exceso de posibilidades hace que se sientan, en ocasiones, francamente perdidos. También, que pierdan el afán de conquista. Logran sus objetivos tan fácilmente que no valoran el esfuerzo». Y llega el hastío, que ellos compensan a su manera. «Los jóvenes tienen las cosas tan al alcance de su mano que están en permanente búsqueda de algo que les inquiete; en definitiva, de sensaciones fuertes. Desgraciadamente, las encuentran a través de unos métodos que no son precisamente beneficiosos para su salud mental y física. Esa sensación fuerte de valía propia, fruto de un esfuerzo, se ha difuminado por el exceso de medios que nuestros hijos tienen ahora a su favor».

Para ellos el ocio es olvidar, evadirse, salir de un mundo que no gusta, que carece de sentido. Emborracharse, drogarse, ¿reinventar la realidad?. Y se ataca la opción que más incordia: el botellón de la calle. Pero existe un botellón virtual -el psiquiatra Paulino Castells lo denomina “botellón electrónico”-, explosivo combinado de grandes dosis de televisión, Internet y videojuegos, que “coloca” tanto o más que el botellón alcohólico. “Tiene la peculiaridad de que no produce algaradas callejeras ni molesta a los vecinos a altas horas de la madrugada. El joven que practica el botellón electrónico (...) está siempre en casa, no sale por las noches ni se va de copas con los amigos. Es muy hogareño. Prefiere quedarse en su cuarto, con la tele, su ordenador y sus videojuegos, que le apasionan.” Está en la habitación de al lado, pero instalado en un mundo ficticio. Los días pasan y el muro es cada vez más grueso e impenetrable. Nos lo cruzamos por la casa y nos invade la sensación de que nos hemos cruzado con un extraño. Si habla, lo hace con monosílabos. Si se nos ocurre preguntar, contesta : “no me ralles”. ¿Nos hemos perdido algo?. ¿Cómo se puede llenar este vacío?. Sin duda, retomando lo que la desidia ha ido abandonando: la vida de familia. Recuperar el sentido de la sala de estar, las zonas comunes, las comidas comunes, las sobremesas comunes, los juegos comunes, ¡los ordenadores comunes en lugares comunes!; ver películas juntos, salir alguna vez juntos, conversar... discutir.... incluso pelearnos, pero juntos. Resulta bastante más cansado que ignorar el problema, pero el calado humano de los hijos no surge por generación espontánea. Suele guardar relación con el tiempo y el esfuerzo que invierten los padres. Es como la siembra; los frutos tardan, pero un día u otro se recogen.

Semana Santa

jueves, 13 de marzo de 2008 · 7 comentarios

Un equipo de profesores de Historia y Teología de la Universidad de Navarra responde a 10 preguntas sobre lo que sucedió en Jerusalen del Jueves Santo al Domingo de Resurrección (En formato html y pdf).

AUDIO: Vía Crucis de San Josemaría Como fruto de su contemplación de las escenas del Calvario, el Fundador del Opus Dei preparó este Vía Crucis para ayudar a hacer oración y crecer en dolor de amor y agradecimiento al Señor, que nos ha rescatado con el precio de su sangre

La sangre del Pelícano (y van 3)

· 8 comentarios

¿Aún no has leído La Sangre del Pelícano? Pues no sé a qué esperas...

Profecía impactante

· 0 comentarios

Este artículo lo escribió Joan Valls en Debate21 el 23 de enero, mes y medio antes del asesinato de Isaías Carrasco y de las elecciones generales: impactante.

La ETA frente al 9M
A medida que nos acercamos al 9M, resulta inevitable preguntarnos cuál será la estrategia de la banda terrorista ETA durante la campaña electoral. La ilegalización a cámara lenta de ANV y PCTV y un cierto acoso policial en el ámbito del terrorismo callejero han ido acompañados de la condena simbólica a Atutxa. El desgobierno de Rodríguez, apoyado en una justicia con poca credibilidad, intenta recuperar el prestigio perdido a lo largo de cuatro años de desprecios a las víctimas del terrorismo nacional socialista vasco.

El pronóstico sobre la estrategia terrorista es siempre un campo complicado y desagradable. Hablamos de asesinatos premeditados, en el que las connivencias son, a menudo, previsibles. No obstante, tratar de anticipar el tipo de atentado puede ayudar a salvar vidas, y ése es el propósito de este artículo.

¿Le interesa al terrorismo vasco un cambio de Gobierno? La lógica dicta que no. A pesar de la escenificación en el último año de ruptura de negociaciones, la ETA encontró en este desgobierno un respiro con el que ni tan siquiera soñaba en pleno acoso del ejecutivo de Aznar. Es muy posible que nos encontremos en un paréntesis cuyo cierre se pondrá el 10 de marzo. A partir de ahí, los hombres de paz resurgirán. Pero, para ello, es imprescindible que el PP no recupere el gobierno.

¿Qué parte del guión nos espera en estas últimas seis semanas? Si a la ETA le interesa prolongar el desgobierno surgido del 11M, habría que temer su irrupción en la campaña electoral con un atentado contra políticos. No se trataría de un atentado indiscriminado al estilo de la T4, sino del asesinato de un miembro del partido socialista. Eso, siguiendo el paradigma terrorista, presentaría al PSOE como enemigo declarado de la banda y eliminaría de la retina de los votantes la idea de que Rodríguez ha estado dialogando con los asesinos durante parte de la legislatura. Hablamos de lógica terrorista pura y dura, por lo que los parámetros de la civilización no tienen validez en la estrategia.

La ilegalización de las presuntas marcas terroristas podría tener como respuesta el asesinato de un político socialista que no goce de protección. En la lógica terrorista, equivaldría a la acción y la reacción vendría poco después en forma de apoyo electoral al PSOE. Por ello, y dado que nos encontramos a las puertas de una Generales decisivas para los terroristas, es imprescindible que todos los políticos españoles extremen las medidas de seguridad.

Dios en la Literatura infantil y juvenil

domingo, 9 de marzo de 2008 · 2 comentarios

Entre el silencio y los dirigismos manipuladores

Cuando los relatos de literatura infantil y juvenil actual incluyen referencias a Dios y a lo religioso no hay que pedirles más de lo que pueden dar. Si algunos escritores tropiezan en este punto, normalmente se debe a que se atribuyen un papel educador que no les compete, o a que pierden de vista que la profesionalidad dicta no saltarse las reglas que la literatura impone y, por supuesto, no ir más lejos de los conocimientos que uno tiene.
El artículo de Luis Daniel González está publicado originalmente en ACEPRENSA. Puedes leerlo en Fluvium, de donde yo lo he tomado.

Primera sentencia que reconoce la objeción de conciencia frente a EpC

martes, 4 de marzo de 2008 · 0 comentarios

Nota de Prensa del Foro Español de la Familia



Primera sentencia que reconoce la objeción de conciencia frente a EpC

Madrid, 4 de marzo de 2008.- El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía TSJA ha dictado hoy una sentencia por la que reconoce plenamente el derecho de una familia a que su hijo no curse la asignatura de EpC por haber ejercido el derecho de objeción de conciencia. La justicia española ha dado así la razón al Foro de la Familia y demás asociaciones familiares y a todos los padres objetores en su postura de rechazo a esta asignatura en nombre de la libertad ideológica y religiosa.

El Presidente del Foro de la Familia, Benigno Blanco, ha manifestado su satisfacción por esta victoria de las familias ante los tribunales "que ratifican así el derecho de los padres de familia a educar a sus hijos en libertad conforme a sus convicciones morales. El Tribunal rechaza totalmente los argumentos de los defensores de la imposición de los contenidos ideológicos de EpC", señaló.

Con esta sentencia se ratifica que existe el derecho constitucional a la objeción de conciencia y que se puede ejercer específicamente frente a una asignatura que con sus contenidos se entromete, como sucede en el caso de EpC, en el ámbito de la libertad educativa de las familias. El Tribunal da la razón absolutamente en todos sus puntos al movimiento objetor.

Benigno Blanco, declaró que "esta sentencia demuestra que cuando los ciudadanos defienden responsablemente sus derechos frente a los abusos del poder, al final triunfan. El Foro de la Familia felicita a todos los padres objetores que valientemente están luchando por sus derechos y libertades".

El Foro Español de la Familia, que ya ha registrado más de 24.000 objeciones de conciencia frente a EpC, aconseja a todos los padres de familia españoles con hijos en edad escolar que presenten la objeción de conciencia frente a esta asignatura para garantizar que sus hijos sean educados en materias de hondo calado moral y personal conforme a los criterios que los padres consideramos más idóneos para su felicidad personal y acierto en la vida y no conforme a los criterios ideológicos de un gobernante o profesor cualquiera. La objeción de conciencia es un mecanismo para defender a nuestros hijos de la contaminación ideológica por parte de extraños.

El Foro de la Familia tiene conocimiento de más de 500 recursos contra la asignatura en País Vasco, Aragón, Castilla la Mancha, Cataluña, Cantabria, Asturias, Extremadura y Andalucía.
La objeción de conciencia contra a la asignatura Educación para la Ciudadanía se realiza mediante un escrito dirigido al director del centro educativo o la delegación de educación. Todos los pasos para formalizar la objeción de conciencia están explicados en la página web www.objetamos.com.

Además, el Foro de la Familia recuerda la existencia del Servicio de Asistencia Jurídica al Objetor, una red de abogados y procuradores que les atenderán y defenderán sus derechos de manera desinteresada teléfono 91.413.29.57.

Congreso UNIV 2008

lunes, 3 de marzo de 2008 · 4 comentarios

Hace muchos años -no diré cuántos, pero ha llovido mucho desde entonces, incluso aquí, que llueve poco-, siendo un feliz universitario, acudí al Congreso UNIV en Roma. Hace muchos años pero me acuerdo perfectamente; no diré que aquella semana cambió mi vida, pero sí que fue el remate de un cambio decisivo y bla, bla, bla. Por eso no puedo dejar de enlazar con la nueva página web de este Congreso, por eso no puedeo dejar de animar a todo universitario que se precie a acudir...


Y porque nunca he dejado desde entonces de sentirme universitario y de estar vinculado a la Universidad.

¡Buen UNIV 2008 a los que este año tenéis la fortuna y el acierto de participar!


El UNIV es un encuentro universitario que el ICU organiza desde 1968. Cada año, varios miles de estudiantes universitarios pasan la Semana Santa en Roma, y así tienen la oportunidad de conocer la riqueza cultural, histórica y espiritual de esta ciudad. A lo largo de la semana, se organizan encuentros culturales, congresos, conferencias, muestras y conciertos que ofrecen a los participantes la ocasión de profundizar en las temáticas específicas del mundo universitario, con una particular atención al espíritu de servicio hacia los más necesitados.

De la concepción a la muerte natural

· 0 comentarios

Ninguno de los males que se pretende suprimir con el aborto es mayor que el mal que el aborto entraña en sí mismo.

Por Ignacio Sánchez Cámara, en La Gaceta de los Negocios, el 3 de marzo de 2008

Una carta enviada por la publicación italiana Il Foglio al secretario general de la ONU, suscrita ya por una nutrida nómina de personalidades de muchos países (entre otros muchos, René Girard, Roger Scruton, John Haldane, George Weigel y Robert Spaemann), solicita una moratoria internacional de las políticas públicas que fomentan o toleran el ejercicio arbitrario de un poder de aniquilamiento de embriones en el seno materno, que viola el derecho a nacer y el derecho a la vida. Esta tarde, en la sede madrileña del CEU, tiene lugar un acto de difusión y apoyo a esta iniciativa. Según datos fiables, en las tres últimas décadas se han llevado a cabo más de mil millones de abortos, es decir, unos cincuenta millones por año. Nada hay tan urgente como detener el mayor crimen colectivo y la peor tragedia de la historia de la humanidad. La petición solicita una modificación de la redacción actual del artículo 3 de la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU (“Todo individuo tiene derecho a la vida a la libertad y a la seguridad de su persona”), que intercalaría el siguiente texto después de la primera coma: “desde la concepción hasta la muerte natural”. La vida humana debe ser protegida desde su concepción hasta la muerte natural, desde su comienzo hasta su final. Si no se hace así, quiebran las bases del humanismo y se abre la puerta a la barbarie consentida.

Lee el artículo completo


Es una cuestión que rebasa toda diferencia ideológica o religiosa para afectar a los fundamentos de la dignidad del hombre y a la autoconcepción que tenemos de nuestra propia especie. La alternativa no es otra que la que existe entre la civilización y la barbarie. He aquí dos testimonios. El primero de Gandhi: “Me parece claro como la luz del día que el aborto es un crimen”. El segundo, de Pier Paolo Pasolini: “Soy contrario a la legalización del aborto porque la considero una legalización del homicidio”. Ninguno de los males que se pretende suprimir con el aborto es mayor que el mal que el aborto entraña en sí mismo. Por lo demás, los problemas planteados por los embarazos no deseados pueden solucionarse o mitigarse sin tener que recurrir al crimen. El aborto no es la última solución; no es una solución en absoluto.

Un conjunto de mujeres españolas acaba de lanzar estos días un manifiesto en defensa de los más indefensos. En él, recuerdan que en nuestra legislación no existe algo así como un derecho al aborto en contra de lo que viene pregonando el Gobierno o al menos, algunos de sus ministros. Recordemos una vez más que en nuestro Derecho, el aborto es un delito tipificado en el Código penal y castigado con penas de privación de libertad. Sólo en tres casos concretos, se exime la imposición de la pena, lo que no significa que exista un derecho en esos tres casos. Desde que se aprobó en España la despenalización parcial del aborto en 1985 hasta 2005, se han practicado 1.021.027 abortos “legales”. En el 97% de los casos, el supuesto invocado ha sido el peligro grave para la salud física o psíquica de la madre. El manifiesto propone una serie de medidas de apoyo a las embarazadas y modificaciones legislativas que evitarían este panorama terrible y desolador.
Es muy significativo y triste el silencio que sobre tan trágico problema se está extendiendo durante la actual campaña electoral. Es verdad que el PP defiende el mantenimiento de la legislación actual, aunque impidiendo los masivos fraudes de ley que padecemos. Y también lo es que el PSOE no ha anunciado la reforma legal para aprobar una ley de plazos (es decir, la legalización del homicidio durante las primeras semanas de la existencia humana), pero sí se ha pronunciado a favor del replanteamiento de la legislación actual. Por lo demás, asociaciones y grupos que apoyan al Gobierno socialista se declaran partidarios de una reforma legislativa que establezca el “derecho” al aborto durante las primeras semanas de la gestación. Sería muy conveniente aclarar a los electores una cuestión tan decisiva, a pesar de que, como parece, no constituya un pingüe botín de votos. Al parecer, es mucho más importante un punto arriba o abajo de la inflación o del paro.

Y uno se pregunta cómo es posible que no se detenga este crimen que no cesa, cómo es posible que exista esta abominable aceptación social del aborto. Quizá la respuesta resida en que nos enfrentamos a una ideología que escamotea la realidad e intenta reducir al silencio a los discrepantes. Esta ideología abortista tiene una de sus principales expresiones en la manipulación del lenguaje y en la interesada y descarada desfiguración de los hechos. Por eso, pocas cosas irritan tanto a sus partidarios como la difusión de imágenes que proclaman la verdad que encubre la mentira ideológica. Es necesario apoyar esta moratoria antiabortista dirigida a la comunidad internacional que persigue la protección de la vida humana desde la concepción hasta su muerte natural.

sábado, 1 de marzo de 2008 · 0 comentarios

¿Qué entiende usted por investigación con células madre?

· 0 comentarios

Nicolás Jouve de la Barreda, catedrático de Genética en la Universidad de Alcalá de Henares, en Páginas Digital, el 29 de febrero de 2008

Al escuchar en estos días de campaña electoral los debates de unos y otros políticos sobre el asunto de la investigación con células madre, he llegado a la conclusión de que o no saben de lo que hablan o, peor aún, lo saben y ocultan datos al atribuir de forma infundada unos resultados a lo que no son más que objetivos inconclusos o investigaciones poco maduras.

(...)

La oposición a la investigación con células madre embrionarias no significa oposición a la investigación, ni siquiera oposición a la investigación con células madre, sino oposición a la utilización de los embriones, que naturalmente son destruidos sin remisión al extraer sus escasas células.

Para leer el artículo completo

Seguidores

Twitter

Ver el perfil de Alberto Tarifa Valentín-Gamazo en LinkedIn XING

Seguidores en Google+

Mi podcast

Galería de grafitos

Presentaciones

Etiquetas