UN POLÉMICO DICTAMEN

jueves, 30 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

Rafael Navarro Valls, Catedrático y Académico- Secretario General de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación.
El Mundo, martes, 28 de diciembre de 2004

Niceto Alcalá Zamora solía calificar el Consejo de Estado de “escuela de buena Administración y observatorio de la mala “. Efectivamente, el Consejo de Estado reúne a juristas de alta calidad profesional , siendo su cuerpo de letrados uno de los más respetados en los ambientes jurídicos. Por otra parte, sus informes y dictámenes han contribuido – y siguen contribuyendo- a enderezar algunos planteamientos de la Administración pública, inicialmente desenfocados , que hubieran acarreado perjuicios de entidad, tanto a la propia Administración como a los administrados.

De ahí la prudencia del Gobierno al remitir a este organismo el expediente relativo al anteproyecto de Ley por la que se modifica el Código Civil en materia de derecho a contraer matrimonio, permitiéndolo entre personas del mismo sexo. No hay que olvidar que la consulta se ha recabado al amparo de lo dispuesto en el artículo 24.1 de la Ley Orgánica 3/1980, de 22 de abril, del Consejo de Estado, de acuerdo con el cual este órgano consultivo puede ser oído en cualquier asunto en que, sin ser obligatoria la consulta, ésta se estime conveniente por el Presidente del Gobierno o cualquier Ministro. Y ha sido al amparo de esa norma por la que el Consejo ha emitido su dictamen de 16 de diciembre. Su análisis, hasta ahora, se ha hecho con la disculpable precipitación que supone realizarlo sobre resúmenes filtrados de un texto amplio de 51 páginas. Por otra parte, la vertiente política del tema, inevitablemente ha llevado a declaraciones, de uno u otro signo, que sin ser totalmente erróneas, alteraban parte de la verdad. Permítaseme, con el texto en la mano, hacer algunas reflexiones jurídicas.

Ante todo, conviene corregir dos afirmaciones que , desde uno u otro sector, se han escuchado. Es la primera la de que el Consejo de Estado entiende que la Constitución “ampara el matrimonio entre homosexuales” . Es la segunda, la que viene a decir que el Consejo de Estado “descalifica la concesión de efectos a las uniones homosexuales”. En realidad, ni la una ni la otra conclusión sería acertada a la luz del análisis global del dictamen.A lo largo de todo él no se dice expresamente que “sea constitucional” integrar la unión homosexual en el matrimonio. Más bien lo que se dice es que la Constitución permite la extensión” a las parejas homosexuales de los derechos y deberes propios del matrimonio”, y que la “regulación de un nuevo modelo de convivencia en pareja entre personas del mismo sexo , encuentra un sólido apoyo en diferentes instancias de Europa“ (Tribunal Europeo de Derechos Humanos, Parlamento Europeo). Sin embargo, se reitera que esas instancias europeas lo que propugnan no “es directamente la apertura de la institución matrimonial a parejas del mismo sexo, sino la regulación de otros modelos de pareja junto al matrimonio” .

Cuando se aborda directamente la Constitución española, la conclusión del Consejo es aún más nítida, al advertir las implicaciones de orden constitucional que tiene el Anteproyecto. Para el Consejo de Estado , “la Constitución española – y en concreto sus artículos 32, 14 y 10.1- no genera un derecho al matrimonio entre personas del mismo sexo, aunque amparan el reconocimiento entre ellas de efectos jurídicos a la unión estable “more uxorio”. El art. 32 sólo garantiza el derecho fundamental a contraer matrimonio a personas de distinto sexo, si bien ello no impide que el legislador pueda regular otros modelos de convivencia en pareja entre personas del mismo sexo, y les atribuya análogos derechos a los previstos en distintos ámbitos al matrimonio”. Incidentalmente añadiré que causa sorpresa que el Gobierno, teniendo en cuenta estas implicaciones, no haya enviado el Proyecto de Ley al Consejo General del Poder judicial para su informe, trámite que es preceptivo cuando se regulan aspectos referidos a los derechos fundamentales de las personas.

Lo que el Consejo de Estado afirma –en lo esencial, siguiendo al Tribunal Constitucional- es : 1) Existe un derecho constitucional al matrimonio entre hombre y mujer ; 2) No existe un derecho constitucional a la unión de personas de distinto sexo ; 3 ) Cabe una extensión de efectos matrimoniales a las uniones homosexuales 4) No es discriminatorio dejar de regular un matrimonio entre personas del mismo sexo, ni desde la perspectiva de la Constitución ni desde la de las Declaraciones Internacionales de Derechos. Da la impresión, de que el problema de la posible constitucionalidad o no del Proyecto de ley lo deja en suspenso el Consejo hasta el previsible recurso ante el Tribunal Constitucional, que es quien deberá estudiar la cuestión en su momento. Desde luego, lo que no hace es otorgar un plus de constitucionalidad al matrimonio entre personas del mismo sexo.

Ciertamente, el Consejo de Estado no es la “voz jurídica de Dios en la Tierra”, pero no sería prudente, por su carácter simplemente consultivo, desconocer sus razonamientos de legalidad y, sobre todo, los aspectos de oportunidad y conveniencia que también contiene el dictamen . En este sentido, el Consejo aborda la cuestión de si la concreta opción adoptada en el Anteproyecto ( la regulación de un matrimonio entre personas del mismo sexo) es indispensable para el logro de los objetivos que éste se propone. Su contestación es negativa. Teniendo en cuenta que la acción de todo legislador debe ser proporcionada a los objetivos perseguidos- lo que exige ponderar los bienes, derechos o valores en juego – el Consejo de Estado llega a la conclusión de que el Anteproyecto produce el efecto de crear un “ riesgo de afectación de la garantía institucional del matrimonio” . ¿Qué significa esto. Desde mi punto de vista implica el temor fundado de que, tal garantía institucional del matrimonio, llegue a peligrar si se entiende que la discrecionalidad legislativa puede extenderse hasta el extremo de alterar la nota de heterosexualidad del matrimonio, sin respetar ese contenido mínimo esencial que lo haga jurídicamente reconocible.
Sobre este aspecto había ya hablado la doctrina jurídica española. En concreto, Luis Díez-Picazo, una de las cabezas jurídicas más poderosas del panorama jurídico español y antiguo magistrado del Tribunal Constitucional, sostiene que tanto en el artículo 12 del Convenio Europeo de Derechos Humanos como el art. 32 de la Constitución española se presta una garantía institucional a una institución muy concreta que es el matrimonio heterosexual, tendencialmente orientada a la procreación. Otras uniones sin carácter procreativo tendrán carácter asociativo, pero estrictamente no pertenecen a la órbita del Derecho de familia. Por su parte, Rodrigo Bercovitz, catedrático de Derecho Civil en la Autónoma de Madrid, recuerda que el actual marco constitucional , en su interpretación lógica y finalista, excluye del matrimonio a las uniones homosexuales, lo que supone que, para cambiar este hecho, “sería necesario una previa reforma constitucional y no solo la del art.44 del Código Civil” . Por otra parte, la mejor doctrina civilista (Albaladejo, Gullón etc) entienden que el constituyente de 1978 , al abordar en su art. 32 el derecho del hombre y la mujer para contraer matrimonio, no tuvo que introducir en ese precepto concreciones del tipo “entre sí”, «porque lo da por supuesto».

Tal vez por eso, el Consejo de Estado concluye que “la garantía institucional impide alterar la institución matrimonial más allá de lo que su propia naturaleza tolera” . Lo que viene a decir es que, si las instituciones (entre ellas el matrimonio ) pueden ser adaptadas al espíritu de los tiempos , esta adecuación no puede hacerse en términos que las hagan irreconocibles por la conciencia social de cada tiempo y lugar . Así ocurriría si se optara por reconocer “ un derecho al matrimonio “ de las parejas homosexuales. Con ello- añade el Consejo- se “forzarían los principios articuladores del matrimonio, de acuerdo con la concepción de éste que actualmente impera tanto en España como en Europa” . Piénsese, en esta línea, que el último censo realizado en España ( con datos sujetos al secreto estadístico) revela (Instituto Nacional de Estadística, datos hechos públicos en agosto de 2004) que las parejas homosexuales que conviven y se han censado suman 10.474 del total de 9.563.723 parejas, es decir, el 0.11% del total de las censadas en España. No parece que la demanda de un hipotético y futuro “matrimonio homosexual” sea de tal entidad que merezca la desproporcionada reacción legal de alterar el rasgo más significativo del matrimonio en toda su historia. De ahí que el Consejo de Estado concluya que, desde la perspectiva de esta garantía institucional, es un “contrasentido “ afirmar que “para fortalecer la protección de los homosexuales deban ser incorporados a la garantía del art. 32 (de la Constitución) . Si el contenido de esa garantía queda en manos del legislador, la Constitución no ofrece garantía alguna; si por el contrario , hay protección constitucional, el legislador tiene límites y no puede, por tanto, disponer libremente de la institución garantizada por la Norma Fundamental “.

Ocurre , me parece, con la heterosexualidad del matrimonio algo parecido a lo que sucede con su nota de monogamia. Cuando el Tribunal Supremo de EE.UU. puso como condición para la integración en la Unión a los mormones de Utah la aceptación de la monogamia matrimonial, no aceptó el argumento de que “el Estado no debe inmiscuirse en las preferencias sexuales de sus ciudadanos”. Al contrario, el Tribunal Supremo entendió que la monogamia pertenece a los rasgos identificativos de la unión matrimonial en el Derecho europeo-americano. De ahí que la Iglesia mormona aceptara renunciar al matrimonio poligámico, plegándose al razonamiento del Tribunal en el caso Reynolds. Como se lee en la sentencia : “el Congreso carece de poder legislativo sobre las simples opiniones, pero es libre para regular actos jurídicos que supongan …principios en los que se fundamenta el gobierno de los pueblos”. La heterosexualidad del matrimonio es uno de estos principios. Lo cual no significa que no puedan concederse ciertos efectos a las uniones homosexuales (siempre, sin encuadrarlas en el matrimonio), al modo en que la Hacienda británica estudia conceder ciertas ventajas fiscales para polígamos, pero sin autorizar la legalidad de los matrimonios múltiples. Se produce una extensión de efectos, pero no una confusión de instituciones.

El dictamen del Consejo de Estado al que se refiere este artículo lo he calificado de “polémico”. No ciertamente por el debate habido en el seno del Consejo, que concluyó con la unanimidad de los consejeros. Más bien me refiero a sus repercusiones en el contexto político. En esta esfera conviene insistir en lo que observaba Savigny: hay que andarse con un cuidado extremo cuando aplicamos el bisturí a nuestras instituciones jurídicas, porque muy fácilmente podríamos atacar en carne viva, y contraer de esta suerte la más grave responsabilidad para el porvenir.



Manifiesto a favor de la asignatura de religión

· 0 comentarios

© 2001-2003 E-cristians.net
Redacción 21/12/2004
Las 87 asociaciones que formamos el Pacto por la Vida y la Dignidad de las Personas afirmamos que la formación cultural religiosa y ética debe formar parte de los currículums educativos con el rango de asignatura fundamental. Esto comporta tres consecuencias irrenunciables: la primera que, ya sea desde una perspectiva confesional o aconfesional, necesariamente tiene que ser cursada por la totalidad de los alumnos; la segunda, que no puede quedar asumida "transversalmente" como parte de otras asignaturas como Historia o Sociales y la tercera que tiene que ser evaluada en igualdad de condiciones que el resto de asignaturas fundamentales.
Estas afirmaciones se justifican por cuatro razones objetivas, importantes y de diferente orden: cultural, de formación integral de la persona, de prevención y de convivencia social.
Respecto a la primera, el hecho religioso no es sólo "un factor más dentro de la cultura" sino que, a lo largo de la historia ha sido un factor nuclear y causal que afecta, informa e inspira a todas las ramas de la cultura y de la civilización: desde las artes, el pensamiento y la historia hasta las costumbres y las tradiciones. Un alumno sin cultura religiosa no puede entender las culturas ni las civilizaciones porque la religión ha sido un hecho configurador fundamental en la mayoría de las culturas y civilizaciones y particularmente en la nuestra.
En cuanto a la formación integral de la persona nuestro sistema educativo no puede quedar al margen, inhibiéndose, de las preguntas fundamentales de la existencia y de las respuestas que se han dado a ellas desde la religión y el pensamiento: "el minifòrum de las culturas" que tendría que ser cada centro educativo que debe abordar estas cuestiones desde el rigor cultural, la diversidad y el respeto.
Esta formación integral de la persona es el mejor antídoto y prevención contra toda clase de sectas o grupos manipuladores que encuentran su mercado en personas que, a causa justamente de su falta de cultura religiosa, pueden ser engañadas con mensajes atractivos y simplistas pero destructivos.
Por último, la convivencia entre gente de varias culturas y religiones, tanto a nivel nacional como internacional, sería más pacífica, respetuosa y adecuada si los individuos y grupos que forman la sociedad tuvieran un mutuo conocimiento de las motivaciones religiosas que informan sus actos, costumbres y tradiciones. En este sentido, la relación que se debería dar en los centros educativos entre religión y cultura ayudaría en gran manera a evitar los radicalismos y fanatismos de cualquier clase que tan mal hacen en nuestro tiempo, tanto en las calles de los nuestros pueblos como en las relaciones internacionales. Todas y cada una de las razones antes mencionadas y brevemente explicadas nos parecen lo suficiente importantes para formular la siguiente conclusión: La asignatura de religión, fundamental y evaluable, cursada desde una vertiente confesional o aconfesional según los casos, daría respuesta adecuada a las necesidades educativas que se derivan de las consideraciones anteriores y, además, respetaría la libre decisión de los padres que sus hijos reciban la educación conforme a la suyas propias y íntimas convicciones: todos los alumnos recibirían la cultura religiosa necesaria sin que nadie se pudiera sentir ofendido o marginado.

Fundación para la Protección de la Familia Autóctona del País

· 0 comentarios

CARTAS AL DIRECTOR
El Mundo el día 9 de octubre del2004.
Sr. Director
Cada vez más me doy cuenta que pertenezco a una minoría extrañísima en España. Lamento reconocer que nuestra familia no es políticamentecorrecta, ya que en ella no hay ningún musulmán, preso, homosexual,cineasta o actor de moda, político nacionalista, drogadicto,maltratador/a, maltratada/o, inmigrante ilegal, abortos provocados o eutanasias activas. Nuestro problema es que vivimos en Madrid, los niños estudian, confieso que en un centro concertado y los mayores trabajamos y pagamos los impuestos. Para empeorar la situación somos católicos creyentes y practicantes. Me gustaría preguntarle al presidente del Gobierno si tiene algún plan para minorías como la nuestra, a la que lo que le preocupa es la seguridad ciudadana, el terrorismo, que funcione la justicia, la educación, la sanidad y las infraestructuras y que en lo demás nos dejen en paz.
Como sugerencia, podrían empezar por tratarnos como al burro ibérico y crear una Fundación para la Protección de la Familia Autóctona del País, y declararnos especie protegida en peligro de extinción.
MJosé Larrea. Madrid.

Foro Español de la Familia

jueves, 23 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

No es Navidad

miércoles, 22 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

Rafael Ordóñez
La Opinión de Málaga, 22 de diciembre de 2004
El niño que el pasado viernes me calentaba la oreja en la calle Alarcón Luján con "sus cabellos son de oro y el peine de plata fina" fue el que me dio el timbrazo avisador de que estábamos en Navidad. Iba de la mano de su madre, de escaparate en escaparate, ajeno a todo menos a que los peces seguían y seguían en el río. Este malagueño que lleva apenas seis años en este mundo desconoce, angelito mío, la campaña sectaria y paleta que un grupito de analfabetos, con cargo público, nos quiere endilgar para que creamos que no es Navidad y que un campo de estrellas es lo mismo que un sembrado de melones. Llegan noticias de centros educativos, allende nuestras lindes, en los que han prohibido el canto de villancicos, los belenes, los ángeles, los Reyes Magos y hasta los peces en el río. La verdad es que con los tontos en España urge hacer una regularización imperiosa. No podemos pasar una semana más sin hacer un censo de tontos. Porque no es lo mismo un tonto de babero que un tonto de capirote. Ni es lo mismo un tonto con certificado que un tonto iletrado. Como tampoco es igual un tonto recatado que un tonto con balcones a la calle. Este último es el tonto 10. En este apartado se encuadran los tontos con cargo público, concejales o alcaldes, que adornan y exornan sus otrora cultas ciudades con cualquier cosa imaginable que no sea una madre, un niño, un buey o una mula. Pretenden que olvidemos lo que celebramos. En algunos colegios les han dado el tocomocho navideño a los niños y les han dicho que no celebramos nada, que estamos ante un mero paisaje de invierno. Más tontos que estos no se encuentran, hay que importarlos.
Al primero que habría que catalogar es al mandril que en Londres ha ideado lo del portal de belén con las imágenes de Beckham y su mujer. De más está decir que a este microcéfalo no se le hubiera ocurrido hacer lo mismo con figuras extraídas del Corán. Faltaría más. Tonto sí, y mucho, pero suicida no. Este sujeto iría al apartado de tontos irrecuperables. Incluso se le podría dar una pensión con tal de que no volviera a rebuznar. Encabezando la sección de tontos con pronóstico fatal, podría ir el alcalde promotor de bautizos civiles. Tiene el mérito, este prenda, de haber sido el que inauguró la temporada otoño-invierno de memeces y soplapolleces varias. Todo un mérito para adjuntar al currículo. Esto no se le ocurre a cualquiera. Parece ser que este genio ya tiene en mente celebrar una misa laica en el salón de plenos del ayuntamiento. Habrá que ir. Insuperable. En el proceso de regularización de tontos se debe reservar una sección aparte a los ya mencionados tontos agrupados. Esto es, los que van en comandita, enlazados, amarraditos todos. Es el caso de los alcaldes, concejales, arquitectos, diseñadores y demás adalides del más rancio laicismo retroprogresista que han adornado algunas ciudades españolas de manera tal que no es posible saber qué puñetas estamos celebrando. En su pretendida vanguardia no son más que pura carcunda decimonónica que camina de vuelta hacia la nada. Decía Platón que estupidez y maldad son sinónimos. No hay duda: la imbecilidad es un arma letal. Se lo oí a un admirado profesor, una rara avis en el yermo de nuestra universidad. Suele decir este maestro que un sujeto amputado de la lógica es un animal del que defenderse. Después de dos mil años de celebración de una efeméride, la lógica nos dice que o la seguimos conmemorando o no. Pero lo que no podemos celebrar es un Nacimiento sin Nacido.

De perseguidores y perseguidos

· 0 comentarios

ANDRÉS PALMA VALENZUELA PROFESOR DE CIENCIAS DE LA EDUCACIÓN. UNIVERSIDAD DE GRANADA
IDEAL Granada, 22 de diciembre de 2004
COMO recordaba hace días en este mismo diario F. López Casimiro la reciente etapa constitucional ha generando notables niveles de respeto y tolerancia social. Al hilo de algunas cuestiones de actualidad traía a colación ciertas referencias históricas llegando a establecer un claro paralelismo respecto a la relación existente entre las comunidades mozárabes andalusíes y las circunstancias actuales de la comunidad católica. Como premisa partía el autor de postulados que, históricamente, suscitan sorpresa; circunstancia que me ha llevado a hilvanar algunas reflexiones. Sostener estos axiomas ignorando gran parte de la información contenida en las fuentes, omitiendo documentos y silenciando aspectos del entorno vital de los cristianos que habitaron Al-Andalus hasta el siglo XIII, resulta extraño. Afirmar que en este territorio la tolerancia religiosa fue una constante o que bajo el Islam convivieron pacíficamente judíos, musulmanes y cristianos constituye una simplificación histórica. No es necesario escudriñar demasiado para descubrir una pléyade de autores, posteriores y coetáneos, coincidentes en admitir la ausencia de un verdadero espacio de tolerancia religiosa, cultural y social, consistente y dilatado; sólo se constata la existencia de ciertas iniciativas con escasa continuidad.
Permítasenos recordar algunas referencias de este período sorpresivamente soslayadas en estudios recientes que, desde una intencionalidad sesgada, ignoran aspectos significativos. Partiendo de los datos históricos no es posible hablar de convivencia pacífica. En todo caso, cabría señalar una coexistencia interesada, inevitable y difícil, entre hispano romanos, visigodos, judíos y la amalgama de gentes venidas del mundo musulmán, siendo el resultado final, al concluir el S. XII, la erradicación del cristianismo, cierta tolerancia hacia los judíos y la consolidación definitiva de una sociedad esencialmente islámica.
Es conocido que hasta el siglo IX predominó una actitud de tolerancia institucional, explicable en primer lugar como útil estrategia ante la falta de control del territorio; circunstancia a la que se unió el interés por mantener unos ingresos significativos derivados de los impuestos que sufragaban en calidad de 'protegidos' los cristianos. Tan abusiva y creciente presión fiscal coadyuvaría a una intensa islamización de la población que hacia el S. XI profesaba la nueva religión en un 80%. Gestada la crisis al inicio del siglo IX, exacerbada desde el 850 con los martirios de Córdoba, la situación llegaría a su cenit en 1085 con los Almorávides. Valga como ejemplo de tal hostilidad una fatua de 1134 del cadí cordobés Ibn al-Hayy, en la que, refiriéndose a los cristianos, se afirma: «No se les debe prestar ninguna caballería, ni ayudarles, a nada porque eso es honrar el politeísmo y cooperar en su incredulidad. El poder público debe prohibírselo». (M. J. Viguera, Vol. 1, 'Granada y su Reino', p.172).
En Granada el mismo Ibn al-Jatib refiere cómo el sultán Yusuf b. Tasufin mandó derribar en 1099 el último templo cristiano, ubicado en las inmediaciones de la Puerta de Elvira. Asimismo dará noticias de la deportación en 1106 de cristianos malagueños al Magreb y del encarcelamiento del obispo de aquella diócesis en 1117. Es también un dato indiscutible el destierro sufrido en 1126 por los mozárabes granadinos a Aragón y al norte de África como represalia a la incursión del Alfonso el Batallador. La suerte de los que permanecieron no fue mejor. Como indica una crónica anónima contemporánea: «en el año 1162 fueron exterminados casi todos Hoy sólo queda de ellos un número muy escaso acostumbrado a nuestro desprecio y humillación» (R. Villa-Real 'Historia de Granada', p. 41)
Baste citar autores de espacios cronológicos y culturales muy diferentes pero coincidentes en los datos relativos a la desdichada suerte de los mozárabes: Ibn al-Jatib, el emir Abd Allah, Dozy, F. J. Simonet, J. Ribera, J. Bosch, M. Sotomayor, A. Domínguez Ortiz, R. Villa-Real, W. Bulliet, V. Lagarder, J. Viguera, P. Guichard y Saenz-Badillos entre otros. Mucho daría de sí un debate sobre la represión de los cristianos cordobeses y la destrucción de su catedral, el exilio de los malagueños, la erradicación del cristianismo granadino o el análisis de la triste suerte de los mozárabes de Sevilla, Mallorca o Valencia. Aunque hubiera momentos de exaltación, no se puede hablar sólo de una reacción fanática de visionarios, incapaces de aceptar la supremacía social y cultural de la civilización musulmana, ni de maquinaciones de espíritus intransigentes incapacitados para asimilar una seductora civilización. Se trató ante todo de defender la propia identidad y su ejercicio en un contexto complejo.
Con las mimbres de esta irreal Arcadia no es posible construir el cesto de una mítica convivencia ni responsabilizar de su desaparición a una parte de la sociedad. Los reduccionismos están fuera de lugar y las responsabilidades se hallan compartidas. Extrapolar consecuencias actuales de una realidad desconocida y manipulada supone una conducta irresponsable.
Volviendo ya a nuestro presente, y en respuesta a las afirmaciones vertidas por López Casimiro, deseo manifestar que en la situación actual no estamos sin más ante un proceso de secularización, loable en muchos aspectos y demandado por el propio Vaticano II. Se trata también de un desarrollo de actitudes laicistas, con visos de intolerancia, respecto a las convicciones de una amplia mayoría social, en demasiadas ocasiones pasiva, que es acosada sistemáticamente mediante la imposición de nuevos paradigmas, utilizando para ello los medios negados al adversario.
En todo caso no estamos ante una queja de un grupo de curas y obispos sino ante un clamor aflorado durante los últimos meses entre amplios sectores de la ciudadanía, incluida una parte importante de votantes del partido gobernante que se confiesan creyentes en un 83%. Somos muchos los que acumulamos ya altas dosis de indignación y, desde el respeto democrático, deseamos ejercer el derecho de reivindicar más consideración respecto a nuestras convicciones.
Estas posturas son tan legítimas como las demás y reclamamos, como hacen otros muchos, que ellas puedan impregnar legítimamente el tejido social en el que se desarrolla nuestra vida. Igual que determinados grupos y plataformas sociales no admiten la restricción de sus principios a la privacidad, consideramos justo no tener que pedir perdón por creer y ser consecuentes con nuestra fe ya que un Estado de Derecho debe garantizar todas las libertades, no sea que se hayan sustituido los principios del denostado nacional catolicismo por los de un decimonónico nacional laicismo. Ser cristiano y católico no puede quedar constreñido al ámbito de la intimidad.
Como ciudadanos, poseemos el derecho a no ser ridiculizados y a ser respetados como personas honorables que buscan una sociedad, justa y cabal. El ser humano es social por antonomasia constituyendo el desarrollo de sus convicciones religiosas un activo legítimo y beneficioso para el conjunto de la sociedad. La Iglesia se halla integrada por mucha gente que día a día ponemos nuestra ilusión y nuestro esfuerzo en la construcción de un mundo mas libre y mas justo. Como recordaba hace pocos días Felipe González en unas declaraciones a un periódico catalán: «la Iglesia es demasiado importante en nuestro espacio español y europeo para que se caiga en la tentación de utilizarla de manera excluyente».

El IPF-Cataluña constata un retroceso en políticas de familia en el último año

· 0 comentarios

Agencia Veritas 17/12/2004

El IPF-Cataluña constata un retroceso en políticas de familia en el último año
El Instituto denuncia que aumenta la diferencia respecto a Europa en ayudas a las familias
Al cumplirse un año de la constitución del actual gobierno catalán, el próximo 20 de diciembre, el Instituto de Política Familiar (IPF) de Cataluña ha mostrado su "gran decepción ante el retroceso que las políticas de familia han sufrido en este periodo" y ha exigido un "cambio radical en la actitud de los gobernantes catalanes".
En una nota de prensa publicada hoy, la entidad denuncia que "se ha incrementado negativamente el diferencial que tenemos con Europa", respecto a ayudas públicas a las familias, y lamenta "la esterilidad normativa en beneficio de la familia y la pobreza de recursos empleados".
El IPF critica el proceso de legalizar la adopción por homosexuales y considera "verdaderamente ofensivas" algunas declaraciones del gobierno o las exposiciones de motivos de algunas leyes, como la incluida en la última modificación de la Secretaría de Familia, que "llega a culpabilizar a la familia de casi todos los males, violencia de género incluido". El presidente del IPF de Cataluña, Liberto Senderos, lamentó el plan de desarrollo de política que "discrimina positivamente a las mujeres lesbianas, abandona el cuidado de las maternidades públicas y dispensa la píldora abortiva del día siguiente ocultando información vital a los menores y sobre todo a sus padres".

Manuel de Castro: "En el Consejo Escolar del Estado nos barren porque la mayoría es favorable a las tesis del Gobierno"

· 0 comentarios

Agencia Veritas 17/12/2004
El representante de FERE en el Consejo expresó hoy que salió de la reunión con "un pesimismo enorme"
Manuel de Castro, secretario general de FERE-CECA y representante de esta institución en el Consejo Escolar del Estado (CEE), expresó hoy a Veritas que ha salido de la última reunión del CEE con "un pesimismo enorme".
La reunión tuvo lugar ayer, era la última para debatir la reforma educativa propiciada por el gobierno, y en ella se votaban las propuestas previamente aprobadas por la Comisión Permanente.
Manuel de Castro expresó que en estas votaciones "nos barren", y dijo que "el Consejo Escolar del Estado, tiene una mayoría de gente favorable a las tesis del Gobierno", el representante de FERE añadió que así "pueden sacar todas las votaciones que quieran".
Para Manuel de Castro, la composición del Consejo Escolar del Estado tiene ahora una composición "monocolor" y algunas de las "personas de reconocido prestigio que selecciona el Ministerio de Educación para formar parte del Consejo han venido de Cataluña", constata.
"En algún momento, los ciudadanos de este país, tendrán que movilizarse contra lo que pasa" dijo.
Según Manuel de Castro, "lo más grave" de lo que está sucediendo es que "no está habiendo por parte del Ministerio de Educación y del Consejo Escolar del Estado un camino para debatir y alcanzar consensos reales, a cualquier coincidencia se la llama consenso".
De Castro salió pesimista de la reunión porque cree que "no se arbitran fórmulas para conseguir un auténtico consenso" y añadió que esta palabra "se manipula".
"Hay coincidencias, bueno sería que no estuviéramos de acuerdo en que los alumnos deben aprender en la escuela, pero no hay consenso sobre aspectos conflictivos que quedan sin resolver; hay enfrentamientos históricos en temas como la enseñanza de religión y la libertad de enseñanza, donde no hay consenso y so se arbitran las vías para llegar a encontrar una solución", añadió.
Para Manuel de Castro, al final, "el MEC aducirá una votación mayoritaria del Consejo Escolar del Estado a favor de sus tesis, y esto será legítimo, pero lo que no es legítimo es paralizar una Ley para estar dos años sin tomar medidas legales que permitan corregir el informe PISA" (el informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, OCDE, dejaba en muy mal lugar la enseñanza en España).
Las votaciones sobre la propuesta de la enseñanza de la Religión
Entre las propuestas de carácter general que se debatían, había una "sobre la enseñanza confesional", en la que los miembros del Consejo debían votar diversas cuestiones. En general, se manifestaron "a favor de que se saque la enseñanza de la religión del curriculo escolar".
La primera pregunta era si la enseñanza de "la religión confesional debe situarse fuera del currículo escolar y por tanto no debe ser evaluable a todos los efectos académicos, por formar parte de las convicciones personales y privadas de las personas y por tanto del acervo común propio de la institución escolar".
De los 60 miembros que asistieron ayer al Consejo Escolar del Estado, 28 votaron a favor de esta propuesta, de la que la Administración se abstuvo (porque el Ministerio sólo votaría sobre propuestas incluidas en el Libro Verde).
La opción a esta propuesta, que era que "la enseñanza debe fo ar parte del currículo escolar según lo establecido por los acuerdos entre el Estado y las distintas confesiones religiosas, tal como se contempla en la LOCE" obtuvo 16 votos favorables, entre los que estaba el de FERE-CECA.
De forma parecida, la mayoría del Consejo votó a favor de que se incorpore la asignatura de educación para la ciudadanía, mientras que fueron minoría quienes defienden "una asignatura específica para los alumnos que opten por no dar religión confesional, que verse sobre el hecho religioso desde una perspectiva confesional y tenga carácter evaluable a todos los efectos, igual que la religión confesional".
De la misma manera, FERE votó con la minoría que pedía que "todos los alumnos, sin discriminación" sean "admitidos en todos los centros financiados con fondos públicos. En el caso de los centros concertados con ideario educativo propio, será condición para su admisión la aceptación del mismo por parte de los padres o alumnos mayores de edad".
Según explicó de Castro, "el procedimiento del debate ha partido de las preguntas sobre el Libro Verde, luego cada institución ha mandado sus respuestas al CEE y los servicios técnicos de esta institución hicieron una recopilación esquemática de las respuestas (sin recoger la argumentación; por ejemplo en el caso de las consultas sobre la asignatura de educación a la ciudadanía las dos grandes posiciones recogidas han sido sí o no, aunque el Consejo había dedicado dos días enteros a clarificarlas).
Finalmente la Comisión Permanente desechó algunas respuestas que, no obstante se recogieron en un anexo aunque sin ser votadas, y escogió las que fueron ayer objeto de debate.

CONCAPA califica como "pantomima" la reunión de ayer del Consejo Escolar del Estado

· 0 comentarios

Agencia Veritas 17/12/2004
Para la Confederación de Padres "los intereses políticos van por delante de la necesidad de mejorar el sistema educativo"
CONCAPA ha criticado la actuación del Consejo Escolar del Estado -que celebraba ayer una reunión para votar las respuestas a las propuestas del Ministerio de Educación sobre la reforma educativa- calificándola de "pantomima".
La Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y Padres de Alumnos cree que "una vez más, los intereses políticos van por delante de la necesidad de mejorar un sistema educativo que sigue a la cola de Europa".
Para CONCAPA, "tanto por la metodología del Consejo Escolar como por la subordinación de la cuestión educativa a los compromisos políticos y partidistas del Gobierno, todo ha sido una pantomima".
"Se pretende vender la idea de un debate social que, sin embargo, se subordina a otros intereses y se reduce a un comportamiento dócil planteándolo en los términos que al Gobierno le convienen", añade.
"En lugar de confrontar ideas y posiciones, analizar los posibles acuerdos y examinar los disensos, con el fin de alcanzar el necesario y ya imprescindible Pacto Social por la Educación, el informe se limita a responder a las preguntas que el Ministerio de Educación ha establecido en su propuesta".
CONCAPA sostiene que esas preguntas "excluyen cuestiones fundamentales y, además, son sesgadas en su redacción, buscando que las respuestas se ajusten a lo que el poder político pretende escuchar y nunca a lo que la sociedad quiera expresar libremente. Sobre todo porque la palabra libertad parece estar vetada en el documento ministerial".
La Confederación expresó hoy que "el pleno del Consejo Escolar del Estado, celebrado ayer, ha perdido una oportunidad única para propiciar un amplio consenso social que permita evitar la caída libre que, conforme se recoge en el Informe PISA, tiene nuestro sistema educativo respecto al de los países de nuestro entorno".
Asimismo, CONCAPA cree que el giro del Gobierno al ampliar "el plazo de "debate" hasta después del 20 de febrero" ("imposible" hace un mes "a pesar de las peticiones formuladas por todas las organizaciones de la comunidad educativa") tiene también una justificación política.
"¿Qué puede haber cambiado para que esa urgencia no sea ya tan condicionante?", se pregunta CONCAPA. "Nada más que el interés gubernamental en sacar adelante el referéndum de la Constitución Europea", concluyen.

¿Qué es eso de cantar villancicos en un país laico?

jueves, 16 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

Carlos Herrera
EL SEMANAL, del 12 al 18 de diciembre de 2004
Empecemos por el principio: no he cantado un solo villancico en toda mi puñetera vida. Por varias razones, pero especialmente por una: canto como para que me den en la frente con una alpargata de canto. No hay nada peor, efectivamente, que una reunión medianamente armónica en la que un grupo voluntarioso entona diversos cánticos y en la que surge, desde la bruma de los silencios, una voz que lo estropea todo. Al ser yo esa voz, prefiero abstenerme. Sólo hay algo peor que cantar mal: cantar regular. El que canta rematadamente mal es hasta gracioso y se convierte en un freaky coreado, pero el que canta regular, acertando una nota sí y cuatro no, es francamente insoportable.
Pero este año, motivado por la visceral reacción vomitiva que me dan los que quieren ser más laicos que el mismo Rodríguez Zapatero, pienso salir a la calle confundido entre el Coro de Campanilleros del Cerro del Águila, que comanda mi compadre Guillén, el incomparable capataz que, ora solo, ora con el mítico Paco Reguera, manda cuadrillas de costaleros como el que manda batallones de ángeles custodios. Es costumbre sevillana –y no sólo sevillana– recorrer las noches de los pueblos o del centro de la ciudad acompañados de un búcaro, dos guitarras y alguna pandereta amenizando los días previos a la Navidad. Así lo hacen los hombres y mujeres de la Tambora de Salteras o del Coro de Huévar en esas veladas en las que los adoquines brillan como si un pincel los hubiera pintado con el rocío temprano de diciembre. Pasean, se paran ante los viejos portones del pueblo y cantan. Esas voces viejas de la tradición son capaces de rescatar alguno de los sabores de la Navidad perdidos en los oscuros desvanes de la memoria. Me gustan, ciertamente. Pero, tal y como están las cosas, ya no sé si debo pedir perdón por ello.
Aun así, ya he tomado la decisión: después de haber escuchado cómo algunos idiotas con balcones a la calle, chaflán y patio interior han eliminado de sus costumbres la interpretación de villancicos para así asumir la ola de laicismo decretado que nos invade, cambiaré absolutamente mis principios y me dispondré a cantar hasta el agotamiento. Si unos cuantos gilipollas quieren cogérsela con aquel papel con el que nuestros mayores liaban el tabaco de petaca, que se la cojan si se la encuentran. En algún colegio bienpensante, algunas familias han reclamado que se elimine el festival de villancicos para ser coherente con la aconfesionalidad de la escuela pública. Manda cojones. Otros han propuesto eliminar los nacimientos que algunos ayuntamientos instalan en lugares emblemáticos para no molestar a ciudadanos de otras confesiones, musulmanes mayormente. Algún consistorio lo ha hecho: Gijón, por ejemplo.
Cuando tanto tonto se pone de acuerdo para sobrepasar el listón de la estulticia que se le supone a la media de los ciudadanos, hay que tomar alguna postura: puede uno reírse de la contumacia con que los necios demuestran que lo son o, directamente, tomar partido por las cosas. Está visto que aquí se trata de querer llegar siempre un paso más allá de las normas y de ser mucho más exquisito que aquellos a los que se pretende complacer. Por ello, la inmensa mayoría de españoles normales a los que no les ha entrado por la sangre el Virus de la Idiotez Soberana debería decir algo. Lo siento por los musulmanes y los partidarios del bautizo civil que vean herida su sensibilidad cuando me escuchen masacrar la música por las calles, pero es que eso de cantar villancicos lleva siendo así en este asomo de país desde antes, incluso, de que naciera Rodríguez Zapatero y se cociera el Advenimiento del Laicismo.
Entiendo perfectamente al que aborrece la Navidad y lo único que desea es exiliarse al Yemen, pero aquellos que ponen cara de intolerancia ante cualquier manifestación civil que nazca tangencialmente del hecho religioso y que, además, pretenden que pidamos perdón por gustarnos lo que nos gusta, lo van a tener mal conmigo: pienso cantarles al oído mi repertorio completo. Yo, que no he cantado nunca.
Vean lo que han logrado.

Luces de Esperanza

martes, 14 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

El G.E.C. (Grupo deEntidades Catalanas de la Familia) es una asociación sin ánimo de lucro que colabora con Solohijos desde sus comienzos. Su objetivo es defender y promover los valores humanos y educativos de la familia, no solo en el contexto inmediato de la misma sino en el resto de la sociedad.

En este sentido nos gustaría presentarte su último trabajo: Luces de Esperanza. Se trata de un proyecto de carácter social y de ámbito europeo que tiene a la familia en Europa como eje central. Concede a la educación cívica y ética la importancia que nosotros creemos que tiene y los posiciona como modelos para el desarrollo de otros valores importantes: tolerancia, solidaridad, justicia, libertad...

Nos parece una página interesante que trabaja para hacer que la familia sea un elemento activo de cambio. Del individuo y de la sociedad. Conócela mejor en www.lucesdeesperanza.net.

Si quieres acceder a los artículos de "Valores" de Solohijos haz clic en nuestra Área específica. También os recomiendo el curso "Transmisión de Valores: Claves Educativas" de nuestra Escuela de Padres.

Cordialmente,

E. Batlle
Director de Solohijos
Solohijos.net - Escuela de Padres
El Portal para ser mejores Padres
Tel.: 902209999

Blanco: «La adopción por homosexuales es un grave atentado al niño»

· 0 comentarios

La Nueva España, GIJÓN 11.12.2004
E. MONTES MIGUEL

«La familia en el siglo XXI vuelve a estar de moda». Bajo esta premisa, el ex secretario de Estado de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, el abogado mierense y miembro del Opus Dei, Benigno Blanco, se presentó en Gijón como nuevo vicepresidente del Foro Español de la Familia, una confederación de asociaciones formada por 5.000 instituciones que representan a más de cuatro millones de familias españolas. Blanco explicó ayer en la Biblioteca Jovellanos que el Foro, creado en 1999 como una confederación aconfesional y apolítica, ha puesto en marcha una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) para reformar dos artículos del Código Civil, los que se refieren al matrimonio y a la adopción.
El Foro pretende modificar los artículos 44 y 175 referidos a quién se puede casar y a quién puede adoptar, respectivamente, tras la decisión del Gobierno de Zapatero de legalizar el matrimonio entre homosexuales y la adopción de niños por estas parejas. El fin de la iniciativa legislativa es especificar que el derecho al matrimonio de hombres y mujeres -artículo 44- «ha de ser entre sí, al margen de otras nuevas formas. De no producirse, no se haría justicia a la especificidad del matrimonio y se diluirían sus derechos», aseguró Benigno Blanco. En lo que respecta a la adopción de menores por una pareja homosexual -artículo 175-, el abogado afirmó que la modificación contemplada en la iniciativa legislativa pretende evitar lo que consideran «un hecho trascendental y un grave atentado contra los derechos del niño respecto a la forma de educación sexual».
Además, Blanco criticó la nueva ley del Divorcio impulsada por el PSOE que permite a las parejas divorciarse en dos meses sin separación previa: «Nos preocupa porque con esta ley el matrimonio se convierte en la institución más desprotegida jurídicamente de toda la Unión Europea, sobre todo al poder disolverse de forma unilateral por uno de los cónyuges sin tener que dar motivo alguno».
El Foro Español de la Familia presentó su Iniciativa legislativa Popular ante el Congreso de los Diputados el pasado 16 de junio, una propuesta que ha sido admitida a trámite el 13 de noviembre. Según el ex alto cargo del PP, se trata de la primera vez que las familias españolas ejercen «por sí mismas un derecho recogido en la Constitución para hacer llegar al Parlamento sus reivindicaciones». La iniciativa legislativa popular cuenta con seis meses de plazo para reunir 500.000 firmas de apoyo, una cifra que el Foro espera superar con creces: «Nuestro objetivo es presentar dos millones de firmas para reflejar la importancia cuantitativa del apoyo de la sociedad a esta iniciativa».La confederación de familias dispone de 4.500 fedatarios en toda España, encargados de recoger y sellar las firmas de apoyo, lo que supone un millón de firmas en la calle. Asturias tiene mil pliegos de 25 firmas cada uno. Blanco destacó la buena marcha de la iniciativa legislativa popular en los primeros días y animó a los asturianos a sumarse a la campaña: «En el primer mes de trabajo nuestra conclusión es que existe mucha gente en España sensibilizada con estos temas y espero que en Asturias tenga la misma acogida», afirmó.

SI NO ES CRISTIANA, NO ES EUROPA

jueves, 9 de diciembre de 2004 · 0 comentarios

por IGNACIO SÁNCHEZ CÁMARA. Catedrático de Filosofía del Derecho. Universidad de La Coruña/
La tercera de ABC, 9 de diciembre de 2004
EL cristianismo es una religión, un mensaje de salvación dirigido a todos los hombres. Ningún continente, región, pueblo, ideología o partido político, nadie en suma, puede apropiárselo sin injusticia. La vigencia del cristianismo, como la de toda religión, depende de la existencia de auténticos cristianos y, como consecuencia de ella, de su capacidad para impregnar las vidas personales y la vida colectiva. No hay una cultura cristiana sin cristianos, aunque pueda haber cultura cristiana sin que muchos de sus miembros lo sean. Quiero decir que existe una cultura cristiana, pero el cristianismo no es una mera cultura.
Quienes se atienen a lo más visible de la historia, a lo superficial, tienden a pensar que la clave de la difusión del cristianismo y, para quienes tienen fe, la obra de la Providencia, residió en su nacimiento en el ámbito universalista del Imperio Romano. Por mi parte, me permito apuntar otra clave, y otra interpretación de la Providencia. Europa es la síntesis entre la filosofía griega y la religión cristiana. Europa, es decir la Cristiandad, es imposible sin ambas. No soy, en absoluto, original al adherirme a esta primacía griega. Husserl, por ejemplo, afirma que Europa tiene lugar y fecha de nacimiento: Grecia y los siglos VII y VI antes de Cristo. Éste es su origen remoto. Pero, sin el ingrediente cristiano, no habría surgido propiamente Europa sino sólo la Hélade. Nuestra civilización es el resultado de la síntesis entre Atenas y Jerusalén, y su misión, dar razón de lo Absoluto. Sea esto dicho sin demérito para el Derecho romano ni para la ciencia moderna, hija al cabo del pensar griego. La esencia de Europa se encuentra en la filosofía y el cristianismo. La muerte de la filosofía o del cristianismo sería la muerte de Europa.
Lo que me gustaría sugerir es que, si esto es cierto, y pienso que lo es, el cristianismo no constituye sólo una de las raíces espirituales de Europa, sino que es también parte de su esencia. Entonces, la posibilidad misma de una Europa no cristiana sería una contradicción en los términos. «Europa cristiana» vendría a ser una expresión tan obvia como «círculo redondo». Todo lo que nuestra civilización es y ha hecho en la historia es sencillamente ininteligible sin el cristianismo. Para bien y para mal, y creo que, en justo balance, más para bien. Podemos elegir el ámbito que queramos: político, social, cultural, incluso económico. Pensemos en lo más superficial y, por ello, fundamental para los superficiales: la política. Allí donde no anidó la semilla del cristianismo germina con dificultad, próxima a la imposibilidad, la democracia. Sin la idea de Dios y la creación del hombre a su imagen, la dignidad de éste se resquebraja y se reduce a la animalidad. Sin la común paternidad divina, la fraternidad entre los hombres es pura quimera. Y, sin fraternidad no son posibles la igualdad ni la solidaridad. Incluso la Ilustración no es sino un fruto tardío y extraviado de la idea de Dios. Suprimido el cristianismo, la cultura europea quedaría reducida casi a la nada.La incultura y la ignorancia, es decir la barbarie, entienden otra cosa: que Europa sólo llega a ser lo que es cuando logra despojarse del cristianismo. Su desconocimiento de la Edad Media carece de límites. No les importa que todo lo que defienden como laicistas conversos se tambalee en cuanto se prescinde del cristianismo. En este sentido, Nietzsche fue un genial vidente. La muerte de Dios vuelve todo del revés. No queda en pie ni la moral cristiana, ni la dignidad del hombre, ni los derechos humanos, la democracia, el socialismo, el liberalismo y el anarquismo. Sólo quedan los valores vitales propios del superhombre, su jerarquía y su autoridad. Vano es el intento de quienes suprimen a Dios y pretenden apuntalar todo el edificio con sucedáneos como la razón o la justicia. El edificio, inexorablemente, se desmorona. Por eso, quizá Nietzsche sea la única alternativa seria al cristianismo. San Pablo afirmó que si sólo en esta vida esperamos en Cristo, somos los más miserables de los hombres. O Dios o el nihilismo. No hay alternativa. Otra cosa es que, como Max Scheler magistralmente demostró en El resentimiento en la moral, la crítica nietzscheana a la genealogía de la moral cristiana resulte equivocada.
Quienes se empeñan en esta tarea imposible de sustentar sus convicciones en el aire, sin su único fundamento posible, al menos deberían reconocer la inmensa labor social de la Iglesia en beneficio de los pobres y marginados. Pero nadie puede ver lo que no quiere ver. Sólo se fijan en los errores, y apenas les importa que sea precisamente la Iglesia la institución que más se ha empeñado en reconocerlos y pedir perdón por ellos, a pesar de que no se le reconozcan los muchos bienes que ha producido. Las mezquindades, agresiones e injusticias actuales no son sino síntomas de un mal mucho más hondo. Éste es el que debe ser tratado, más que aquellas. En España, cualquier estupidez compartida con otros pueblos adquiere proporciones ciclópeas. Toda politización del cristianismo fracasa necesariamente, tanto la de unos como la de los otros. Acaso el pasaje evangélico de la adúltera perdonada muestre el camino. Unos se obstinan en la lapidación; otros, se quedan con el perdón. Aquellos suelen olvidar la distinción entre la moral y el Derecho y propugnan una especie de «juridificación» de la moral. Éstos olvidan que Cristo, después de renunciar a condenar a la adúltera, le dijo: «Vete y no peques más». No declara, pues, abolidos el mal y el pecado. Por lo demás, sin la falta es imposible el perdón. También manipulan algunos su presencia entre prostitutas, publicanos y pecadores, pues no se trata de adhesión a su forma de vida ni de complacencia en su compañía, sino, por el contrario, de cumplir su misión de salvar a los pecadores. La Iglesia cumple su tarea, si no me equivoco, cuando condena el pecado y perdona al pecador arrepentido, no si insiste sobre todo en condenar jurídicamente al pecador ni si declara abolido el pecado.
La tragicomedia que vivimos es más obra de la ignorancia que de la maldad, aunque acaso ambas caminen, como enseñó Sócrates, de la mano. Lo que resulta más difícil de entender es el empeño, deliberado o no, de suscitar un problema donde no lo había. No hay en España una cuestión religiosa. La aconfesionalidad del Estado, que no el laicismo, está reconocida y garantizada por la Constitución y nunca ha sido puesta en entredicho, ni con los gobiernos de la UCD, ni con los del PSOE, ni con los del PP. La libertad de expresión de la Iglesia no se encuentra limitada por la conformidad forzosa con las propuestas legislativas del Gobierno. Criticar a la mayoría nunca es antidemocrático. Silenciar a las minorías sí que lo es. Es sólo cierto ingenuo y fatal adanismo, que parece haber invadido a los actuales gobernantes, el que les sugiere que todo está por estrenar: la democracia, la libertad y la aconfesionalidad del Estado. Incluso se diría que aspiran a estrenar una nueva Constitución. Sólo cabe esperar que lo que el Gobierno no rectifique por convicción, al menos lo haga por propio interés. España forma parte de Europa. Y ésta, si no es cristiana, no es Europa, sino que queda reducida a la condición geográfica de continente o a mero espacio para el libre comercio.

¿ESTÁ EUROPA CONTRA LAS FAMILIAS NUMEROSAS?

· 0 comentarios

REVISTA "TIME" NOVIEMBRE, 29, 2004Pág. 42. Por Jeff Israely/RomaNo parece el colmo de la protesta social: cada mañana, Sabina y EdoardoMazzetti hacen un montón de cosas para levantar y sacar a sus nuevehijos -que van de los 3 a los 24 años- del piso de alquiler de cuatrodormitorios, dos baños, que ocupan en el centro de la ciudad de Roma.
Mazzetti, 40 años, dice que las cosas se han ido haciendo cada vez másfáciles con el transcurso de los años: "Los hijos mayores ayudan a los másjóvenes. Y mi mujer ha organizado la mañana por turnos. No obstante todostienen que ir deprisa." Buen católico, trabaja en una empresa que supervisalas medidas de salud y seguridad. Mazzetti dice que la energia familiar serellena por el constante ambiente de cariño y camaraderia. "A gusto se da unpoco de tu espacio y libertad a cambio del espíritu de alegria y dehermandad que se crea".Donde no existe ese espíritu de comunitario, dice Mazzetti, es en lapolítica del gobierno italiano hacia las familias numerosas. Es lo que hahecho a los Mazzetti inscribirse en la Asociación Nacional de FamiliasNumerosas, una nueva organización creada para luchar por los derechos, sobretodo económicos, de los hogares con seis o mas miembros. Luchando contra labaja fertilidad italiana de 1.29, las familias numerosas sufren por lainadecuada política social, maldecida también por los demógrafos, ya quedesanima a la gente a tener más hijos: olvido de una política familiar y decuidado de los hijos, pocas exenciones de impuestos, y sin protección antelos crecientes precios de las casas. Pues las estántambién expuestas a cosas a las que las familias pequeñas no sufren tanto:agua, basuras, y electricidad, cuyos precios suben con el consumo;restaurantes que de repente se quedan sin mesas cuando atisban a los niñosdelante de la puerta; propietarios que echan a las familias numerosassubiendo los alquileres hasta precios que saben no van a poder pagar. MarioSberna, de Brescia, padre de cinco hijos que ayudó a fundar la asociación elmes pasado, dice que las familias numerosas están siendo trituradas en parteporque cada vez son menos frecuentes. Familias con seis hijos son sólo el1,4 % del total de familias italianas, tras haber descendido del 3,5 % queeran en 1.991. "El estado tiene que mirar a largo plazo", dice Sberna. "Lasfamilias numerosas están suministrando a Italia el regalo de nuevas vidas. Ytodo lo que obtenemos a cambio son buenas palabras". El grupo de Sberna haenlazado con una red europea de asociaciones similares, incluyendo grupos deDinamarca, Paises Bajos y Polonia, para formar un lobby continental defamilias numerosas. Piensan llevar su causa a Bruselas, esperando que la UEestandarice a toda Europa la protección de los derechos de las familiasnumerosas.
José Ramón Losana preside la federación española de familias numerosas, quefué fundada en 1.967 cuando el gobierno español animaba activamente alaumento de población. Ahora España está junto con Italia en lo más bajo dela tabla de fertilidad, con un 1.3. Losana no sólo ha estado empujando a lasautoridades, sino que ha empezado un programa llamado Masfamilia, queconsigue descuentos para las familias numerosas: desde cadenas dealimentación hasta todo tipo de detallistas. Padre de 12 hijos, dice que noestá pidiendo que otros paguen por su opción: "Ellos simplemente piden a lasociedad el derecho de tener los hijos que quieren tener, y vivir encondiciones dignas".
Francesco Billari, catedrático de demografía de la Universidad Bocconi deMilán, dice que las familias numerosa son el único medio para parar elpeligroso descenso de población en Europa. En Italia, dice, "incluso unafamilia de tres hijos es considerada completamente anómala. Esa opinión debeser evitada; si no, no se puede llegar ni siquiera al relevo generacional".Ahora que Europa busca nuevas formas de convencer a las parejas a tener máshijos, podría empezar por ayudar a los que no necesitan ser convencidos.

Sobrecarga en las ondas

· 0 comentarios

Las cadenas de televisión empiezan a preocuparse por la telebasura, pero prefieren pagar las multas y seguir saltándose los límites legales para la emisión de contenidos publicitarios
TEXTO: MARINA MARTÍNEZ / FOTOMONTAJE: ANTONIO TORRES / MÁLAGA
Diario Sur, lunes 6 de diciembre de 2004

DA tiempo de hacer una visita al baño, a preparar un sandwich e incluso a echar una cabezadita si se tercia. Todo a la vez. Pocos se creen ya eso de 'volvemos en un minuto'. Y es que, para los más inquietos de la casa, ver una película o un programa de televisión ya no es ningún suplicio. De amenizarle el rato ya se encarga la publicidad. Esas pausas que sorprenden al telespectador cada vez con mayor frecuencia y, por si fuera poco, con mayor duración. De uno a 25 minutos pueden llegar a prolongarse los temidos intermedios. Tal es así que una serie de una hora se 'estira' hasta casi las dos horas al verse salpicada por los anuncios. Una tendencia de moda que sobrepasa los límites legales. Las cadenas prefieren pagar las multas, les resulta más rentable. Bien es verdad que han empezado a 'ponerse las pilas' para reducir la telebasura y cuidar los contenidos que emiten, especialmente, en horario infantil. Pero, ¿qué ocurre con la publicidad? La Asociación de Usuarios de la Comunicación (AUC) insiste en la elevada saturación publicitaria y promocional de las televisiones. «No sólo supone un abuso y una pérdida de tiempo para la audiencia, sino que además perjudica la eficacia de la publicidad, estimula el zapeo y acaba perjudicando también la calidad de la oferta de las cadenas», advierte este colectivo. El problema es que zapear se está poniendo cada vez más complicado. La competencia es tal que las emisoras se ponen de acuerdo o se vigilan para emitir en el mismo momento sus bloques publicitarios. Todo sea por evitar que la audiencia se 'escape'.Emisión diariaSegún los últimos datos del Observatorio de la Asociación Española de Anunciantes (correspondientes a octubre), tanto Telecinco (31%) como Antena 3 (26%) dedican de media más de la cuarta parte de su tiempo total de emisión diaria a contenidos tales como anuncios, teletiendas, patrocinios, telepromociones y autopromoción.El dato es aún más relevante si se tiene en cuenta la Ley de Televisión sin Fronteras: «El tiempo total dedicado a la publicidad no podrá superar ni el 20% del tiempo diario de emisión ni los 17 minutos por hora natural». Salta a la vista que las cadenas superan los límites legales. De momento, las públicas mantienen la distancia: 15%, en el caso de La 2 y 12%, en el de Canal Sur. La excepción es TVE-1, que, con un 18% de contenidos publicitarios, se acerca peligrosamente al 'techo' fijado. Siempre que no se hagan divisiones por franjas horarias. Caso en el que la situación es más comprometida. Tarde y noche son los periodos más saturados, con porcentajes medios del 25% de publicidad en todas las cadenas, tanto públicas como privadas, alcanzándose incluso el 50% durante la madrugada. A este ritmo, no es de extrañar que, al cabo del año, los espectadores hayan podido ver un total de 2,2 millones de anuncios. El caso más evidente es el de las emisiones cinematográficas. Según la legislación, «se admite una interrupción publicitaria por cada periodo completo de 45 minutos de duración». ¿Alguien puede poner un ejemplo? Algo parecido ocurre en otros espacios de menor duración: «No podrá insertarse publicidad o televenta en aquellos programas informativos, documentales, religiosos e infantiles cuya duración programada sea de 30 minutos o menos». La advertencia es clara, sin embargo, buena parte de los informativos y series de corta duración introducen actualmente publicidad. «Las cadenas han perdido el sentido del equilibrio en un afán desmesurado por ingresar», asegura Alfonso Méndiz, profesor de Publicidad de la Universidad de Málaga. A su juicio, hoy en día se prima más la cantidad que la calidad. De esta forma, Méndiz propone «controlar más los costes de producción», antes que apoyarse tanto en la publicidad como fuente de ingresos. Un medio eficazSin duda, las empresas eligen la televisión como un medio eficaz para llegar a un gran número de personas, especialmente en 'prime-time', cuando se registra un mayor 'bombardeo' publicitario. No hay que olvidar que es el momento de mayor audiencia, y eso es un caramelo muy dulce para los anunciantes. Más aún en Navidad, cuando las cadenas hacen, más que su agosto, su diciembre.Sin embargo, una sobrecarga también puede volverse en su contra. «Muchas veces el anunciante no sabe el impacto de su campaña. Esto se produce porque generalmente sólo se le permite elegir la mitad de los anuncios contratados, el resto los ubica la cadena en función de sus necesidades», explica Alfonso Méndiz.Los propios publicitarios ya han mostrado sus quejas. En este sentido, el director de la Asociación Española de Anunciantes (AEA), Juan Ramón Plana, muestra su preocupación por «una práctica perversa que sólo produce hastío al espectador».Para mitigar este efecto, las agencias de publicidad agudizan el ingenio para no perder clientes. La tendencia es hacer campañas más sofisticadas y atractivas. Como precisa Méndiz, los mensajes son más sibilinos e indirectos. «Los anunciantes saben que el público ofrece cada vez más resistencia, por eso hablan más de estilos de vida que de marcas. Antes se decía: 'Bebe el refresco x'; ahora se dice: 'Me encanta el refresco x'», apunta el profesor. Y es que las estrategias para evitar la estampida de la audiencia se multiplican. Ya no sólo interesa el spot. Cada vez es más frecuente la emisión de telepromociones (mensajes que interrumpen un programa o serie utilizando el mismo escenario e incluso los mismos presentadores o personajes de éste), el lanzamiento de artículos derivados de programas (como los CD de 'Operación Triunfo' o 'Crónicas Marcianas') y, algo muy de moda hoy en día, la inserción de marcas dentro de programas. Es lo que se conoce como 'product placement' o emplazamiento de producto.Difícil de distinguirNada extraño es ver que que al personal sanitario de 'Hospital Central' le gusta Actimel o que los personajes de 'Aquí no hay quien viva' prefieren los zumos Pascual. Para la AUC, esta práctica podría considerarse ilícita: no se identifica como publicidad, al contrario, difícilmente se distinguen dentro de la narración o del escenario en las series de ficción o como premio en los concursos.A juicio de Ángeles Pérez, miembro de la AUC, ésta es una buena fórmula «para sortear la legislación, ya que evita el zapeo, asocia la marca a los valores positivos de un programa y abre una vía complementaria de ingresos, tanto para las productoras como para las propias cadenas».Hay que hacer caja y este es un buen momento para ello. La televisión ha experimentado en el último año un importante despegue como soporte publicitario. Tras una etapa de crisis, los anunciantes vuelven a confiar en ella para promocionarse. Su poder de masas vale mucho. Según datos de Infoadex, la pequeña pantalla es el medio con mayor volumen de negocio y el que más crece, casi un 17%. En el primer semestre de 2003, los anunciantes invirtieron 1.155,3 millones de euros en publicidad, mientras que en el mismo periodo de 2004, la cifra alcanzó los 1.347,2 millones.Como consecuencia, las cadenas han sacado suculentos beneficios. Así lo constatan los resultados recabados por Infoadex en el primer semestre del año. Las televisiones nacionales aumentaron su facturación en un 18,6% hasta los 1.159,1 millones de euros, y las autonómicas ascendieron el 5,9% al ingresar 188,2 millones.En concreto, Telecinco es la cadena con mayor volumen de negocio publicitario (400,7 millones de euros), le siguen TVE (384,6 millones), Antena 3 (353,2 millones), Canal Sur (27 millones) y Canal Plus (20,6 millones). Tales son las cifras que, para las cadenas, las posibles sanciones apenas tienen importancia. Y eso que las multas oscilan entre los 300.000 y los 600.000 euros. Aun pagándolas, mantendrían beneficios.

Norma: La Ley de Televisión Sin Fronteras establece que el tiempo total dedicado a la publicidad no puede superar ni el 20% del tiempo diario de emisión ni los 17 minutos por hora natural. En lo que respecta a las emisiones cinematográficas, la norma contempla una interrupción publicitaria por cada periodo completo de 45 minutos de duración.Emisión: Según los últimos datos del Observatorio de la Asociación Española de Anunciantes, Telecinco dedica de media un 31% de su emisión diaria a contenidos tales como spots, teletiendas, patrocinios, telepromociones y autopromoción. Le siguen Antena 3, con un 26%, y TVE, con un 18%. Los porcentajes se disparan hasta el 50% según las franjas horarias.Inversión: Los anunciantes han aumentado su inversión en televisión un 17% en el último año, alcanzando los 1.347,2 millones de euros en el primer semestre de este año.
Facturación: En el mismo periodo, las cadenas nacionales aumentaron su facturación un 18,6% hasta los 1.159,1 millones de euros, y las autonómicas el 5,6%.

El ABC del sida

martes, 7 de diciembre de 2004 · 2 comentarios

JUSTO AZNAR LUCEA

El sida sigue siendo un problema médico con tan amplia repercusión social que su importancia trasciende el ámbito de lo puramente sanitario para convertirse en uno de los más preocupantes problemas ciudadanos. Al valorar la evolución de esta pandemia, al hilo del día mundial del sida que acaba de celebrarse, no cabe duda de que existen aspectos positivos de la lucha contra esta enfermedad, que yo centraría especialmente en tres: a) los sustanciales avances conseguidos en su tratamiento, que han trasformado el sida de ser una enfermedad mortal en un proceso crónico grave, b) en que prácticamente se ha conseguido erradicar, en las países desarrollados, su transmisión vertical (madre-hijo) y c) en que se empiezan a vislumbrar soluciones económicas y políticas, para que su tratamiento pueda llegar a más amplios grupos de población, especialmente a los más pobres. No cabe ninguna duda que esto constituye un motivo de esperanza para toda la sociedad y especialmente para los infectados por el virus de la immunodeficiencia humana (VIH) y para los pacientes con sida. Sin embargo, también existen motivos de preocupación y de entre ellos, el más importante, a nuestro juicio, el que no se está consiguiendo controlar con eficacia la expansión de la infección, el que no se está logrando que disminuyan los nuevos contagios, principal causa de que esta terrible pandemia se perpetúe. Y a este problema, la prevención de la infección, quiero especialmente referirme. En el momento actual el contagio del VIH por vía heterosexual es la causa de más del 90% de los nuevos contagios, especialmente en los países en vías de desarrollo. Pero también en los desarrollados sigue aumentando imparablemente el porcentaje de contagios por esta vía. En nuestro país en el año 1985 el porcentaje de contagiados por vía heterosexual era el 1,68% del total de los infectados, siendo, en cambio en 2003 el 27,89%, aunque en algunos colectivos y regiones, especialmente en mujeres, se acerca al 40%. Por ello, un problema fundamental es reflexionar sobre cómo están abordando nuestras autoridades sanitarias gubernamentales este problema. Pues bien, yo diría que tan erróneamente como siempre, al centrarlo casi exclusivamente en la iniciación de otra campaña para la promoción del uso del preservativo, como único y fundamental remedio para prevenir la expansión del contagio de esta infección, especialmente entre los jóvenes. Son muchas las voces de los que estiman que las campañas que se han realizado y, la que actualmente se va a poner en marcha, son insuficientes, cuando no erróneas. Así lo manifestaba yo, en un artículo en este mismo periódico ya hace casi quince años (LAS PROVINCIAS, 15-10-1990). Pero como antes refería, son cada vez mas numerosas las voces de los que estiman que hay que hacer algo más. En este sentido, y por su interés, voy a referirme a un interesante artículo publicado el pasado día 27 de noviembre en la prestigiosa revista The Lancet . El valor fundamental de dicho artículo es que está firmado por más de 150 especialistas de 36 países distintos, algunos de ellos de las más importantes universidades del mundo, así como por representantes de diversos organismos, tan prestigiosos como el Banco Mundial, el Gobierno de Uganda, el Fondo Mundial para la Malaria, Tuberculosis y Sida y cinco agencias de la ONU. Es decir, no se trata de la opinión de una sola persona, por muy docta que pudiera ser, sino de un grupo tan numeroso que, solamente la enumeración de los firmantes, ocupa una página entera de esta prestigiosa revista. Pues bien, en ese artículo colectivo se reitera que la mejor estrategia, por no decir la única, para luchar contra la expansión del VIH, es la denominada ABC ( acrónimo de las palabras inglesas Abstein, Be faithful and Condom). Se afirma textualmente en dicho artículo que "en los jóvenes debe ser prioritario promover la abstinencia o el retraso del inicio de las relaciones sexuales en aquellos que aún no las hayan comenzado. Si ya han iniciado dichas prácticas, se debe promover también la abstinencia y si ello no es posible fomentar que mantengan una relación sexual fiel y monógama con una persona sana". En los jóvenes y adultos sexualmente activos que no sean capaces de seguir las sugerencias anteriores "se debe recomendar también el uso del preservativo, pero recordando siempre que con su utilización solamente se consigue reducir el riesgo del contagio en un 80% a 90%, aunque se utilice de forma sistemática y en las mejores condiciones de uso". Es decir, la utilización exclusiva del preservativo mantiene un riesgo de contagio del 10% al 20% en cada relación sexual. Si se hacen algunos cálculos elementales se puede deducir cuán alejadas están estas cifras del denominado "sexo seguro". Para apoyar sus recomendaciones se refieren los autores al caso concreto de Uganda, único país del mundo en donde de una forma generalizada se han desarrollado programas para impedir la expansión del sida, en los que se propone la política preventiva ABC anteriormente comentada. Pues bien, en Uganda, en 1991 el 15% de su población estaba infectada. En 2002 este porcentaje era del 5%. Por ello, cabría preguntarse ¿por qué no se implementa el ABC en otros países? ¿Cuales son las razones últimas por las qué el ABC apenas se propone en los países occidentales? Pero yo directamente querría preguntar al Gobierno, y muy especialmente a su ministra de sanidad, Elena Salgado, ¿por qué sigue confundiendo a los jóvenes, utilizando propaganda engañosa tan objetivamente errónea, como afirmar que el uso del preservativo garantiza el no contagio por VIH? Igualmente, querría hacer llegar este mensaje a las autoridades sanitarias de otras comunidades autónomas que todavía no han iniciado sus campañas de prevención del contagio por el VIH y muy especialmente a las de nuestra Comunidad Valenciana, para que sí les parece razonable tuvieran en cuenta el programa ABC, que tan positivos y esperanzadores resultados ha dado en un país concreto como es Uganda.


La educación diferenciada por el sexo forma parte del derecho de los centros privados, concertados o no, a un carácter propio.

· 0 comentarios

Por José Luis Martínez López-Muñiz* (Publicado en Boletín de educación diferenciada núm.4, noviembre de 2004). Lo complementamos con un artículo de Ignasi Miranda en Forumlibertas.com

Un nuevo pronunciamiento judicial acaba de confirmar una vez más la legitimidad en España de los centros educativos de educación diferenciada.

Por Decreto 252/2004, de 1 de abril, el Gobierno tripartito de Cataluña –a iniciativa del Departamento de Educación que dirige Esquerra Republicana- ha establecido una nueva regulación del procedimiento de admisión del alumnado a los centros docentes en las enseñanzas sufragadas con fondos públicos.

Su artículo 2.4 dispone que “en la admisión del alumnado, los centros docentes sufragados con fondos públicos no pueden establecer ningún tipo de discriminación por razones ideológicas, religiosas, morales, sociales, de sexo o de nacimiento, o cualquier otra de carácter personal o social”. Todo eso ya estaba legislado con anterioridad en la LOCE y LODE.

La nueva norma reglamentaria introduce dos novedades significativas: omite la referencia expresa a las discriminaciones por razón de raza pero, por otra parte, añade como discriminación prohibida en la admisión a los centros la que se base en el sexo, que, evidentemente, ni estaba directamente aludida en la LODE ni lo está en la LOCE.

El Decreto catalán ha sido objeto de un recurso contenciosoadministrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña por parte de la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de la Escuela Libre de Cataluña (FAPEL). Los recurrentes pidieron la suspensión cautelar de estas nuevas disposiciones.

La Sección 5ª de la Sala juzgadora acaba de dictar un Auto el 8 de octubre de 2004, en el que suspende la aplicación de tres artículos del Decreto en cuestión.

El Auto, que no otorga la suspensión del art.2.4, la deniega con el argumento siguiente: “el art. 2.4 se corresponde básicamente con el contenido del artículo 14 de la Constitución Española y será con la interpretación y aplicación de lo en él dispuesto cuando se pueda determinar si se ve alcanzado el derecho a la educación y la libertad de enseñanza que proclama el artículo 27 de la misma Constitución”, y añade que “es oportuno recordar que su redacción es prácticamente igual a la de anteriores Decretos sobre la materia” de la propia Cataluña, y que “por otro lado –y aquí viene lo más importante- es notorio que durante todos esos años diversos
centros docentes privados concertados han venido impartiendo educación diferenciada por razón del sexo, como un rasgo peculiar de su carácter propio,
sin que exista constancia de que la Administración educativa haya considerado que ese tipo de enseñanza fuera discriminatoria”, por lo que “en consecuencia, no se puede deducir en principio que la Administración extraiga ahora de esos antecedentes una interpretación diferente que le lleve a actuaciones como la que denuncia el recurrente, contraria al funcionamiento de centros docentes diferenciados”.
A buen entendedor pocas palabras bastan.

(*) José Luis Martínez López-Muñiz es Catedrático de Derecho Administrativo de la Universidad de Valladolid

La escuela concertada también presta un servicio a la sociedad
Por Ignasi Miranda

El Tribunal de Justicia de Cataluña, en una primera interlocutoria sobre un recurso presentado por los padres catalanes agrupados en la FAPEL, reconoce el derecho a la libre elección de colegio y aclara que la educación diferenciada no es discriminatoria
La escuela pública y la concertada llevan años conviviendo en el sistema educativo español, al servicio de una pluralidad y una libertad que muchos reclamaban ya desde antes de la actual democracia. Sin embargo, diferentes iniciativas gubernamentales aprobadas en los últimos 20 años, tanto en el Parlamento español como en algunos autonómicos, han puesto como mínimo en duda esa garantía. Entre los hechos más recientes, está el decreto de matriculación aprobado por la Generalitat de Cataluña el pasado 1 de abril y que fue motivo de un recurso presentado posteriormente por la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de las Escuelas Libres (FAPEL). La medida implica una restricción de la libertad para que los padres elijan centro para sus hijos, ya que prevé la implantación progresiva de unas oficinas de matriculación donde se impondrán condiciones sobre la zona, el origen de los alumnos y otras cuestiones. Aquella decisión, unida a declaraciones de responsables del actual ejecutivo catalán sobre una revisión del sistema de conciertos, completa todo un panorama dudoso para el futuro de los centros concertados.El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), en una primera interlocutoria antes de la sentencia sobre el recurso de la FAPEL, dice que no hay razones para suspender el decreto de matriculación para el curso 2004-2005, pero introduce algunos elementos interesantes. Por ejemplo, recuerda que, aunque la libre elección de centro “no constituye un derecho de carácter absoluto”, el Departamento de Educación “atenderá ese derecho siempre que sea posible en aplicación de los criterios prioritarios básicos de admisión del alumnado”. Por otro lado, reconoce que la educación diferenciada es una opción que también favorece la libertad. “Durante todos estos años, diversos centros privados concertados han venido impartiendo educación diferenciada por razón de sexo, como rasgo peculiar de su carácter propio, sin que exista constancia de que la administración educativa haya considerado que ese tipo de enseñanza fuese discriminatoria”, afirma el primer pronunciamiento del tribunal catalán.Entre sus argumentos, el TSJC recuerda que este documento es sólo una primera exposición y que la sentencia definitiva se dictará después de escuchar a las dos partes, es decir, la FAPEL y la administración catalana. La Federación de Asociaciones de Padres y Madres de Escuelas Libres representa a más de 130.000 familias y a las patronales Agrupación Escolar Catalana (AEC), que incluye 100 centros concertados laicos, y a la Institución Familiar de Educación (centros privados concertados).Cabe recordar que los colegios concertados escolarizan, en estos momentos, al 42 por ciento de los alumnos de Cataluña pero sólo recibe el 24,3 de los recursos del Departamento de Educación. Éste es el principal argumento que utilizaba hace unos días la Agrupación Escolar Catalana, que representa a la escuela laica concertada, para alertar sobre la situación del sector, en el que están matriculados más de 400.000 alumnos en estos momentos. En un reciente documento, la entidad se muestra sorprendida de que “los responsables políticos de partidos progresistas y organizaciones de izquierda no tengan en cuenta el origen, el recorrido y los objetivos de las escuelas concertadas laicas catalanas”. En la misma línea, denuncia que “la escuela concertada no puede mantenerse en el contexto actual” y que, “en 15 años, podrían cerrarse la mayoría de escuelas”.Armonización y diálogoOtro punto importante al que se refieren las escuelas laicas concertadas es el papel de la administración. “Tendría que actuar como garante y armonizador de las diferentes ofertas escolares y no como fiscalizador”, afirma la AEC. De cara al futuro, la entidad propone un acuerdo basado en “la igualdad compartida de derechos y deberes de todas las instituciones escolares dedicadas a la educación, la libertad de acción pedagógica y la autonomía de los centros”, siempre con “la participación activa (de todos) en la planificación escolar de las nuevas plazas ante la demanda demográfica creciente”.Con estas reflexiones, la Agrupación Escolar Catalana se une a los mensajes que alertan sobre el peligro de pérdida de libertad de enseñanza. También se pronunció recientemente en este sentido la Fundació Escola Cristiana de Catalunya, que representa a unos 250.000 alumnos. Fue con motivo de la presentación y el inicio de su VI Congreso, que tuvo una primera sesión donde tanto la consejera de Educación, Marta Cid, como el arzobispo de Barcelona y presidente de la fundación, Lluís Martínez Sistach, coincidieron en la necesidad de dialogar para alcanzar un pacto educativo.

Castilla-La Mancha anula el decreto de Bono que imponía la enseñanza mixta

· 0 comentarios

Castilla-La Mancha anula el decreto de Bono que imponía la enseñanza mixta en colegios privados concertados. MADRID, 16 Nov.

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha ha dictado una sentencia que anula parcialmente el decreto de dicha comunidad autónoma de marzo de este año --cuando aún era presidente José Bono--, que imponía la obligatoriedad de la enseñanza mixta en los colegios privados concertados.

La resolución señala que la Ley no recoge una prohibición general de la
enseñanza diferenciada por sexos, por lo que la normativa autonómica se ha excedido de sus competencias al establecer ese criterio.

Además, indica que si la libertad de enseñanza definida por la Constitución implica el reconocimiento del derecho de los titulares de centros privados a la dirección de los mismos, "ha de admitirse que pueda asumir como forma propia de su proyecto educativo el de ofrecer educación diferenciada para los alumnos de sexo femenino y para los de sexo masculino". En una sentencia a la que ha tenido acceso Europa Press, el TSJ castellanomanchego también anula dicho decreto, así como las órdenes que lo desarrollan, en lo relativo a fijar la función de admisión de alumnos en los colegios privados concertados no a los titulares de dichos centros, sino a un Consejo de Escolarización donde áquellos pasan a tener una mínima representación.

Según el TSJ de Castilla-La Mancha, ello vulnera tanto la LODE como la LOCE, así como la libertad de creación de centros docentes recogida en la Constitución Española.

La sentencia estima el recurso planteado por el Centro de Iniciativas para la Formación Agraria, S.A., frente al decreto y órdenes dictadas por el Gobierno de Castilla-La Mancha en marzo y mayo de este año, que regulaban el proceso de admisión del alumnado en centros docentes sostenidos con fondos públicos en Educación Infantil, Primaria, ESO y Bachillerato, así como en Formación Profesional de Grado Medio y Superior.
Los Consejos de Escolarización a quienes dichas normas asignan la
competencia de admisión de alumnos en colegios concertados están formados por cinco miembros designados libremente por la Administración, un representante de los Ayuntamientos, otro de las madres y padres del alumnado escolarizado en centros públicos, otro de los padres de los alumnos de centros concertados, dos representantes sindicles de los profesores, más un titular de centro privado concertado.

Las normas eliminan la facultad reconocida hasta entonces a los titulares de esos centros concertados (sostenidos con fondos públicos de la comunidad autónoma) en el proceso de admisión de alumnos, y la atribuyen al Consejo Provincial de Escolarización.

LIBERTAD DE ENSEÑANZA

La sentencia indica que tanto la LODE como la LOCE, que son dos leyes
orgánicas, atribuyen al titular del centro concertado la gestión de la
admisión del alumnado, por lo que la normativa autonómica examinada vulnera el derecho de libertad de enseñanza y de libre creación de centros docentes reconocidos en la Constitución.

La resolución señala que pueden establecerse limitaciones a ese proceso de admisión de alumnos en particular si hay plazas insuficientes en relación a las peticiones, pero recuerda que la normativa de Castilla-La Mancha se refiere al proceso general de admisión y no a ese caso extraordinario.

Además, la sentencia anula la referencia del decreto a que los centros
concertados no pudiesen establecer discriminaciones en la admisión de
alumnos por razones de sexo. El TSJ destaca que la Ley Orgánica que regula la educación no prohibe la diferenciación de la enseñanza por sexos, por lo que una normativa inferior tiene vetado hacerlo.

CONGRESO FAMILIA UCAM // Gabaldón y Hertfelder creen que la política más urgente a favor de la familia es asegurar su protección jurídica

· 0 comentarios

Agencia Veritas 03/12/2004
Gabaldón asegura que les hara falta "valor moral y cívico" a los poderes públicos que enarbolen su defensa jurídica
Murcia
José Gabaldón y Eduardo Hertfelder, coincidieron hoy en Murcia al afirmar que "la protección jurídica" a la familia es la primera ayuda que debe prestarle la Administración.
Gabaldón, ex vicepresidente del Tribunal Constitucional y presidente del Foro Español de la Familia (FEF) reconoció "el valor moral y cívico" que necesitarán los poderes públicos que enarbolen la defensa jurídica de la familia, "ya que existen corrientes de opinión que, no por erróneas jurídicamente, tienen menos partidarios. Y que están además en los caminos transitados por buena parte de los países de nuestro entorno".
Por su parte, el presidente del Instituto de Política Familiar, dijo que "es necesario aplicar una verdadera política integral de familia, que promocione a la familia como institución, fomentando la idea misma de la familia y promoviendo una cultura y ambiente favorable que permita a la familia afrontar el día a día, ayudando a los padres a tener los hijos que deseen, integrando de manera verdaderamente humana y constructiva sus distintos ámbitos de desarrollo laboral, familiar y personal".
"Reducir el debate a los medios y medidas para ayudar y proteger a la familia desde una perspectiva utilitarista, limitar el derecho constitucional de protección a la familia a unas medidas\r\ncuantitativas, financieras o materiales que posibiliten a los miembros de la familia vivir mejor, pero dejando de lado el sentido de institución, es perder el rumbo de la política familiar", afirmó.
Hertfelder sostuvo que "no se puede pedir que la familia sea una instancia responsable y confiarle deberes concretos frente a los hijos, los enfermos, los jóvenes, los ancianos o minusválidos, y al tiempo negarle la dignidad, los derechos y el reconocimiento público en cuanto tal. Es preciso incluir en las políticas de familia el que ésta sea defendida como una institución privilegiada".
Aunque el presidente del IPF detectó que la importancia de la familia comienza a advertirse y empieza por tanto a usarse "como bandera electoral", "el significativo avance que se está produciendo como consecuencia de ello en las distintas administraciones públicas" parte a la vez de "una serie de errores y confusiones" fundamentados básicamente en "la definición errónea del concepto de familia".
Por su parte, y en este contexto, José Gabaldón defendió que "la familia es una realidad social que exige ser conocida y protegida por los poderes públicos. La constitución prescribe que "los poderes públicos aseguran la protección social económica y jurídica de la familia".
El presidente del IPF afirmó la necesidad de "diseñar y coordinar iniciativas para la protección y el desarrollo del grupo familiar y sus miembros, pero desde intervenciones sociales centradas en la familia como objeto y sujeto de su actuación, por cuanto la defensa de la familia, en cuanto institución, debe ser asumida como el objetivo básico de la política familiar".
"Reducir el debate a los medios y medidas para ayudar y proteger a la familia desde una perspectiva utilitarista, o limitar el derecho constitucional de protección a la familia a unas medidas cuantitativas, financieras o materiales que posibiliten a los miembros de la familia vivir mejor, pero dejando de lado el sentido de institución, es perder el rumbo de la política familiar", afirmó.
Hertfelder sostuvo que "no se puede pedir que la familia sea una instancia responsable y confiarle deberes concretos frente a los hijos, los enfermos, los jóvenes, los ancianos o minusválidos, y al tiempo negarle la dignidad, los derechos y el reconocimiento público en cuanto tal. Es preciso incluir en las políticas de familia el que ésta sea defendida como una institución privilegiada".
Aunque el presidente del IPF detectó que la importancia de la familia comienza a advertirse y empieza por tanto a usarse "como bandera electoral", "el significativo avance que se está produciendo como consecuencia de ello en las distintas administraciones públicas" parte a la vez de "una serie de errores y/o confusiones" fundamentados básicamente en "la definición errónea del concepto de familia".
Por su parte, y en este contexto, José Gabaldón defendió que "la familia es una realidad social que exige ser conocida y protegida por los poderes públicos. La constitución prescribe que "los poderes públicos aseguran la protección social económica y jurídica de la familia".
Según el presidente del FEF la protección jurídica de la familia lo es de una "institución jurídica que a lo largo de la historia se ha venido a configurar como la mejor forma de satisfacer la necesidad social que representa y es de ahí de donde dimana el interés de los poderes públicos por aquella institución jurídica, y no respecto de meras situaciones ajenas a la institución".
Gabaldón añadió que "el Derecho no tiene por qué reconocer y aceptar lo que no es Derecho ni, para dar cierto amparo a situaciones humanas extremas, necesita asimilar a la institución jurídica unas situaciones que tienen su origen en la huida de las obligaciones propias de\r\naquella".
"La protección jurídica de la familia significa protección de lo que la institución es en su esencia, con sus notas propias de estabilidad y la garantía de seguridad que le confiere la institución matrimonial, único modo de constituir familia según la propia Constitución", dijo.
Gabaldón matizó que "se trata de protección en derecho de la familia matrimonial, institución necesitada de forma, constancia y regulación, elementos indispensables para producir seguridad jurídica en las relaciones nacidas de la misma, es decir, las que vertical y horizontalmente originan y constatan el estado y situaciones de la persona".
"Esto es, pues, lo que determina el interés del Estado: la protección de la institución creadora de seguridad jurídica en el derecho de la persona", añadió.
Para el presidente del FEF, "una clara protección jurídica de la institución familiar supone la afirmación de esta como familia matrimonial y separar radicalmente los sistemas de protección material a la misma de los que deben articularse para la protección de relaciones familiares nacidas de situaciones de hecho".
Gabaldón explicó que "protección jurídica de la familia equivale a protección a la institución familiar. Una realidad social natural que garantiza la continuidad de la especie y que, en cuanto tal, requiere un orden jurídico que permita su desarrollo y confiera certidumbre y constancia a sus relaciones".
Según el presidente del FEF la protección jurídica de la familia lo es de una "institución jurídica que a lo largo de la historia se ha venido a configurar como la mejor forma de satisfacer la necesidad social que representa y es de ahí de donde dimana el interés de los poderes públicos por aquella institución jurídica, y no respecto de meras situaciones ajenas a la institución".
Gabaldón añadió que "el Derecho no tiene por qué reconocer y aceptar lo que no es Derecho ni, para dar cierto amparo a situaciones humanas extremas, necesita asimilar a la institución jurídica unas situaciones que tienen su origen en la huida de las obligaciones propias de aquella".
"La protección jurídica de la familia significa protección de lo que la institución es en su esencia, con sus notas propias de estabilidad y la garantía de seguridad que le confiere la institución matrimonial, único modo de constituir familia según la propia Constitución", dijo.
Gabaldón matizó que "se trata de protección en derecho de la familia matrimonial, institución necesitada de forma, constancia y regulación, elementos indispensables para producir seguridad jurídica en las relaciones nacidas de la misma, es decir, las que vertical y horizontalmente originan y constatan el estado y situaciones de la persona".
"Esto es, pues, lo que determina el interés del Estado: la protección de la institución creadora de seguridad jurídica en el derecho de la persona", añadió.
Para el presidente del FEF, "una clara protección jurídica de la institución familiar supone la afirmación de esta como familia matrimonial y separar radicalmente los sistemas de protección material a la misma de los que deben articularse para la protección de relaciones familiares nacidas de situaciones de hecho".
Aunque Gabaldón había reconocido "el valor moral y cívico" que necesitarán los poderes públicos que enarbolen la defensa jurídica de la familia, teniendo en cuenta "los caminos transitados por buena parte de los países de nuestro entorno", citó también las realidades jurídicas de otros países ajenos al contexto europeo como Méjico o Estados Unidos, donde el propio presidente Bush "Ha señalado como uno de los objetivos de su política el fortalecimiento del matrimonio".
Durante el II Congreso Internacional de la Familia que se está celebrando en la Universidad Católica San Antonio de Murcia (UCAM), Gabaldón y Hertfelder compartieron esta mañana con el presidente de la Subcomisión episcopal para la Familia, monseñor Juan Antonio Reig, un panel de ponencias titulado el "Marco jurídico y defensa legal del matrimonio y la familia".
Precisamente, en el marco de estas\r\nintervenciones, José Luis Mendoza anunció que la UCAM secunda la iniciativa legislativa popular del Foro Español de la Familia, entre otras cosas, mediante la recogida de firmas durante el Congreso.
Aunque Gabaldón había reconocido "el valor moral y cívico" que necesitarán los poderes públicos que enarbolen la defensa jurídica de la familia, teniendo en cuenta "los caminos transitados por buena parte de los países de nuestro entorno", citó también las realidades jurídicas de otros países ajenos al contexto europeo como Méjico o Estados Unidos, donde el propio presidente Bush "Ha señalado como uno de los objetivos de su política el fortalecimiento del matrimonio".
Durante el II Congreso Internacional de la Familia que se está celebrando en la Universidad Católica San Antonio de Murcia (UCAM), Gabaldón y Hertfelder compartieron esta mañana con el presidente de la Subcomisión episcopal para la Familia, monseñor Juan Antonio Reig, un panel de ponencias titulado el "Marco jurídico y defensa legal del matrimonio y la familia".
Precisamente, en el marco de estas intervenciones, José Luis Mendoza anunció que la UCAM secunda la iniciativa legislativa popular del Foro Español de la Familia, entre otras cosas, mediante la recogida de firmas durante el Congreso.

ONU: UNIVERSALIZACIÓN DEL ABORTO

· 0 comentarios

NOTICIAS GLOBALES, Año VII. Número 556, 66/04. Gacetilla nº 679, Buenos Aires, 13 noviembre 2004
679) ONU: UNIVERSALIZACIÓN DEL ABORTO. Fuentes: Press Release GA/10277; Strasbourg Statement Commitment, 19-10-04; WHO-OMS, Safe Abortion: Technical and Policy Guidance for Health Systems (2003); Press document, 05-11-04, Human rights committee concludes eighty-second session; (vid. NG 668, 669, 675 entre otros). Por Juan Bacigaluppi
El 14 de octubre pasado, la Asamblea General de las Naciones Unidas, en el marco de El Cairo+10, reafirmó su voluntad de imponer en todo el mundo los derechos sexuales y reproductivos, que incluyen el aborto, reinterpretando el lenguaje del Programa de Acción de El Cairo (1994) e ignorando las reservas y declaraciones interpretativas que en su momento hicieran los países que asistieron a la conferencia.
Llama la atención que los burócratas de la ONU sigan insistiendo en el "alto crecimiento" de la población y a la vez se muestren alarmados sobre el índice declinante de fertilidad y la falta de población joven en ciertas partes del mundo, dando así otra evidencia que de lo que se trata es de imponer un control de natalidad selectivo, cuyas víctimas son las poblaciones marginales, los pobres y también los que dan poca expectativa de buena salud, aunque vivan en los países desarrollados.
Los programas contra el HIV/SIDA, las campañas de vacunación contra las enfermedades infecciosas y, en general, todos los proyectos de salud pública, incluyen de modo cada vez más explícito el aborto quirúrgico.
Dos días antes, de la conmemoración de El Cairo, líderes mundiales firmaron una declaración comprometiéndose a impulsar estos planes. (De la larguísima lista al final de esta nota reproducimos algunas firmas).
Los parlamentarios de la muerte
También en el marco de El Cairo+10, como informamos, se realizó en Estrasburgo, la reunión de parlamentarios del mundo, entre el 18 y el de octubre, (NG 675). Los representantes de los parlamentarios, -los "parlamentarios de la muerte"-, se comprometieron a conseguir antes del año 2015 la inclusión del aborto quirúrgico en todas las políticas de salud pública. Dice la declaración:
"En el marco del 5º aniversario de la Declaración del Milenio de las Naciones Unidas (2005), nos esforzaremos para hacer accesible para todos los derechos a la salud sexual y reproductiva en el año 2015, impulsando los Objetivos del Milenio para el Desarrollo, que están basados en el Programa de Acción de la Conferencia de El Cairo"
"Daremos prioridad a los esfuerzos para reducir la pobreza, la mortalidad materna y el aborto inseguro, siguiendo el manual de la Organización Mundial de la Salud, Safe Abortion: Technical and Policy Guidance for Health Systems (2003), incluyendo sus contenidos tanto en las políticas de salud pública y como en el ámbito de los derechos a la salud sexual y reproductiva".
"Reforzaremos los servicios de maternidad segura (...) con el acceso a los cuidados obstétricos de emergencia" (Nota: en el lenguaje de la ONU y las ONG's del sistema, ambos términos: maternidad segura y cuidados obstétricos de emergencia, incluyen el aborto quirúrgico).
Continúa la enumeración de metas insistiendo en la profundización de estos "cuidados" en el caso de mujeres y niñas refugiadas y migrantes, haciendo de los servicios de salud sexual y reproductiva (aborto) parte integrante de todos los programas de ayuda humanitaria. A la vez, se insiste en extender estos servicios ("amigables" y "confidenciales") a toda la juventud, especialmente los y las adolescentes, y a los campesinos y las poblaciones agrícolas.
Y sigue diciendo: "Daremos prioridad a la colaboración con grupos religiosos (...) y al diálogo con ellos". (...) "Movilizaremos recursos adicionales, 150 millones de dólares al año, para el Fondo para la Población de las Naciones Unidas y la IPPF...."
El Comité de Derechos Humanos
Teniendo en cuenta estos y otros antecedentes, no es de extrañar que el Comité de Derechos Humanos, recientemente haya recomendado a varios países, entre ellos a Polonia, liberalizar las leyes de aborto, además de extender la educación sexual a todos los jóvenes y reconocer los supuestos derechos de los homosexuales. El Comité reinterpreta de esta manera las obligaciones contraídas por los estados partes al ratificar la Convención de Derechos Civiles y Políticos. En la misma sesión el Comité urgió a Marruecos con la misma exigencia sobre el aborto.
No es la primera vez que este Comité recomienda la liberalización del aborto: el julio del 2000 se lo exigió a Irlanda, en julio del 2001 a Guatemala, en marzo de este año a Colombia. Recordamos que en noviembre del 2000 recomendó también a Argentina, despenalizar ciertos tipos de aborto.
Entre los 18 miembros del Comité se encuentran: Alfredo Castillero Hoyos (Panamá); Rafael Rivas Posada (Colombia), Hipólito Solari-Yrigoyen (Argentina).
Anexo: algunos firmantes de la Declaración del 12 de octubre pasado:
Jefes de Gobierno actuales: Jorge Batlle Ibáñez, (Uruguay); Silvio Berlusconi, (Italia); Tony Blair, (Reino Unido); Vincente Fox Quesada, (México); Nilcéa Freire, (Ministra de Asuntos de la Mujer, Brasil, representando al presidente Lula da Silva); Lucio Gutiérrez, (Ecuador); Paul Martin, (Canadá); José Luis Rodríguez Zapatero, (España); Alejandro Toledo Manrique, (Perú); entre otros.
Políticos, ex jefes de gobierno, personalidades: Oscar Arias Sánchez, (Costa Rica, Nobel de la Paz); Gro Harlem Brundtland, (Noruega); Fernando Henrique Cardoso, (Brasil); Ingvar Carlsson, (Suecia); Jimmy Carter, (USA); Bill Clinton, (USA); Mary Robinson, (Irlanda); Ted Turner (USA); Rigoberta Menchú Tum (Premio Nobel de la Paz); Romano Prodi, (Presidente de la Comisión Europea); Javier Solana, (Relaciones Exteriores y Seguridad de la Unión Europea); James Parks Morton, (Presidente y Fundador del Templo del Entendimiento Universal); Desmond Tutu, (Consejo de Iglesias de Sud Africa, Premio Nobel de la Paz); Daniel C. Maguire, (Presidente de Religious Consultation on Population, Reproductive Health and Ethics).
Funcionarios de la ONU: Louise Arbour, Comisionado para los Derechos Humanos; Carol Bellamy, UNICEF; Anwarul K. Chowdhury, Subsecretario General de la ONU; Noeleen Heyzer, UNIFEM; Enrique V. Iglesias, Banco Interamericano de Desarrollo (BID); Mark Malloch Brown, Programa para el Desarrollo; Thoraya Obaid, UNFPA; Peter Piot, , UNAIDS; Rubens Ricupero, UNCTAD; Jeffrey Sachs, Director del Millennium Project y asesor especial del Secretario General; Nafis Sadik, Enviada especial del Secretario General para Asuntos sobre HIV/SIDA en Asia; Jean-Louis Sarbib, Banco Mundial. FIN, 13-11-04.

Seguidores

Twitter

Ver el perfil de Alberto Tarifa Valentín-Gamazo en LinkedIn XING

Seguidores en Google+

Mi podcast

Galería de grafitos

Presentaciones

Etiquetas